Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra
Altsasu | Día de la exaltación de la Santa Cruz

La ermita de otadia recibe a los fieles con cara renovada

Las obras han ascendido a 90.000 euros y han sido financiadas con donativos
El Santo Cristo, al que se le atribuyen milagros, goza de gran devoción entre los altsasuarras

Nerea Mazkiaran - Viernes, 15 de Septiembre de 2017 - Actualizado a las 06:11h

Fuera del programa oficial, parte de la Corporación acudió y volvió de la ermita del Santo Cristo de Otadia.

Fuera del programa oficial, parte de la Corporación acudió y volvió de la ermita del Santo Cristo de Otadia.

Galería Noticia

Fuera del programa oficial, parte de la Corporación acudió y volvió de la ermita del Santo Cristo de Otadia.Interior de la ermita, que se ha reabierto en fiestas.En el exterior de la ermita no faltó ayer una jota.

altsasu- Día de la Exaltación de la Santa Cruz, los altsasuarras se encaminaron ayer a la ermita del Santo Cristo de Otadia, lugar rodeado de milagros y leyendas que cuenta con gran devoción en la villa. Prueba de ello es que gracias a donativos se han podido sufragar las obras de adecuación y renovación de la cubierta que se han llevado a cabo estos últimos meses, que ascienden a 90.000 euros. Finalizadas para las fiestas a contrarreloj, las obras han sacado a la luz unas pinturas datadas entre los siglos XVI y XVII con una decoración monocroma con formas geométricas principalmente, en un color rojo teja sobre fondo blanco, en la pared frontal y muros contiguos, que han sido restauradas. Asimismo, se ha dejado a la vista la estructura de la cubierta, con madera de roble del siglo XVII que ayer muchos contemplaban admirados.

Lo cierto es que todo el mundo coincidía en que la ermita había quedado muy bonita, con un aire rústico más acorde con la capilla, cuadrada y cubierta con una bóveda de crucería estrellada, la parte más antigua del siglo XVI. En su día fue un humilladero al que se adosó un siglo después la nave actual. Preside el retablo, barroco del siglo XVIII, un Cristo crucificado, una bella talla con una anatomía muy naturalista que se atribuye al escultor altsasuarra Juan de Iriarte, fallecido en 1599. No obstante, se baraja la posibilidad de que sea obra del imaginero francés Pierres Picart, que residió en Altsasu. En este caso sería de unos años después.

MILAGROSEl más famoso es el del niño Joaquín de San Román, fallecido y resucitado en 1653. La leyenda, transmitida de generación en generación, y recogida por José Mª Jimeno Jurío, cuenta que un matrimonio de Alsasua no tenía descendencia. Así, acudieron a un hermano carmelita a que intercediese por ellos ante San Joaquín y les concediese el hijo tan deseado. Así fue, por lo que le pusieron el nombre del santo. Pero la dicha duró poco. A los dos años contrajo una enfermedad y falleció. Los desconsolados padres acudieron de nuevo al carmelita, quien les dijo que llevaran al niño al Santo Cristo. Ya en la ermita, tras varias oraciones, el monje dejó rodar una manzana al tiempo que decía: Joaquín, levántate y tráeme la manzana. Y cuentan que se levantó y se la llevó”.

Ermita

Nueve meses cerrada. El arreglo de una gotera en diciembre dejó al descubierto el mal estado de la estructura del tejado de la ermita. En aras de la seguridad se decidió cerrar

Pinturas. Durante las obras realizadas para la adecuación de la cubierta aparecieron unas pinturas de entre los siglos XVI y XVII que han sido restauradas.