Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra
Altsasu | Actos del día

Tributo musical a la veteranía

El Ayuntamiento homenajeó ayer a Rosi Balmaseda y Antonio Vera
La comida de los mayores se trasladó a Iortia

Nerea Mazkiaran - Sábado, 16 de Septiembre de 2017 - Actualizado a las 06:10h

Antonio Vera rodeado de familiares, ediles y miembros de la fanfarre de la Escuela de Música.

Antonio Vera rodeado de familiares, ediles y miembros de la fanfarre de la Escuela de Música. (N.M.)

Galería Noticia

Antonio Vera rodeado de familiares, ediles y miembros de la fanfarre de la Escuela de Música.La fanfarre de la Escuela de Música animó ayer las calles.Rosi Balmaseda con los ediles Pello Arregi, Javier Paz, Javier Ollo, Julia Cid y Pedro Jiménez.La chavalería disfrutó ayer con el trato directo con los animales, algo poco habitual estos tiempos.
  • Flecha Ver anterior
  • Flecha Ver siguiente

Altsasu- En el ecuador de las celebraciones y a las puertas de un intenso fin de semana, los mayores fueron ayer los protagonistas en las fiestas de Altsasu. Y es que las celebraciones son para el disfrute de todas y todos, cada uno a su ritmo, sin importar la edad. Asimismo, es un día en el que el Ayuntamiento aprovecha para rendir tributo a los veteranos, con un pequeño homenaje a las personas de mayor edad de la villa. Son Rosi Balmaseda y Antonio Vera, de 98 y 96 años respectivamente. La primera vive en Aita Barandiaran, por lo que hacia allí se dirigió una pequeña comitiva con el alcalde, Javier Ollo, a la cabeza. Le acompañaban los ediles Pedro Jiménez, también de Geroa Bai así como los concejales Javier Paz, de EH Bildu;Julia Cid, de PSN, y Pello Arregi, de Podemos-Ahal Dugu. Cerraba el grupo la fanfarre de la Escuela de Música, que llevaron alegría a la residencia.

Con un aspecto envidiable, allí les esperaba Rosi Balmaseda, nacida en San Asensio (La Rioja) pero que llegó de niña a Altsasu, cuando a su padre, ferroviario, le destinaron a esta localidad. Soltera, durante décadas regentó junto a su hermano Vicente la frutería Balmaseda, en la plaza Iortia, una de aquellas tiendas en las que se vendía de todo y en la que Rosi estaba pendiente de todo, siempre servicial.

El siguiente destino fue en la calle Urbasa, a casa de Antonio Vera, que les recibió rodeado de sus familiares, entre los que estaba su hijo Alonso y su nuera Loli Vera, además de sus nietos Elena e Iván y sus sobrinas Gabi y Consuelo Barrena Este nonagenario, que llegó hace medio siglo a Altsasu procedente de Ahillones (Badajoz) para trabajar en una subcontrata de Renfe para el mantenimiento de las vías, mostraba una lucidez y salud asombrosa para su edad. “Se levanta solo, se prepara el desayuno y hace su cama” apuntó Loli Vera, quién destacó que todas las tarde su suegro no se pierde su partida de dominó en el bar Gure.


COMIDA EN IORTIA Ayer también fue la comida homenaje a los mayores, que reunió a 83 comensales en Iortia, cambio de ubicación porque en el frontón Burunda se disputaba la final del Torneo Santo Cristo. Lo cierto es que estaban encantados, con la sala de exposiciones reconvertida en comedor. Además, la comida estaba muy rica, según destacaron los comensales. Tal y como se estableció la pasada legislatura, el Ayuntamiento cobró la comida en función del nivel de renta, desde 1 a 12 euros según las bonificaciones, para lo cual había que presentar la declaración de IRPF. La medida creó polémica y fueron muchas las personas que dejaron de acudir. Y es que en su día, cuando era gratuita, llegó a reunir a casi 600 personas.

Como no podía ser de otra manera en el tercer día de fiestas de Altsasu también hubo actividades para los txikis, que viven estos días intensamente. Por la mañana pudieron disfrutar de paseos de poneys y por la tarde de un concurso de play back y chocolatada.