Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

Fomento rechaza la contrapropuesta del Gobierno foral y sigue sin garantizar el corredor ferroviario en Navarra

A Madrid no le gusta la respuesta que garantizaba la salida a Europa, la conexión sur y la ‘Y’ vasca y la devolución puntual de los anticipos a través del Convenio Económico, y alegó que es “irrenunciable” licitar los tramos comprometidos con UPN

A. Irisarri - Martes, 19 de Septiembre de 2017 - Actualizado a las 06:10h

El ministro de Fomento, Íñigo de la Serna (i), ayer no estuvo en la reunión con Ayerdi (d). En la imagen, un encuentro de ambos en enero de 2017.

El ministro de Fomento, Íñigo de la Serna (i), ayer no estuvo en la reunión con Ayerdi (d). En la imagen, un encuentro de ambos en enero de 2017. (EFE)

Galería Noticia

  • El ministro de Fomento, Íñigo de la Serna (i), ayer no estuvo en la reunión con Ayerdi (d). En la imagen, un encuentro de ambos en enero de 2017.

pamplona- El Ministerio de Fomento rechazó ayer la contrapropuesta presentada por el Gobierno foral para desarrollar el corredor ferroviario en los términos en los que hasta ahora había venido trabajando Navarra. Esto es: con salida a Europa, tanto para pasajeros como mercancías, con conexiones con Zaragoza y la Y vascay con la garantía de cobro puntual en las arcas forales de los adelantos que se iban a hacer a través del Convenio Económico. Fomento prioriza así su acuerdo partidista con UPN, vuelve al tren de ningún sitio a ninguna parte y considera “irrenunciable” la licitación en 2017 de los proyectos Villafranca-Peralta y Peralta-Olite que se había comprometido con los regionalistas, y que no hace sino dejar patente la obsesión por introducir partida presupuestaria para 2018 y así tensionar más a las fuerzas del cambio. Es, en esencia, la principal lectura que se hace del encuentro que en el día de ayer mantuvieron en Madrid Manu Ayerdi y una delegación del Ministerio de Fomento en la que, curiosamente, no estaba el propio ministro y hasta ahora interlocutor principal, Íñigo de la Serna. De hecho, fue el secretario de Estado para las Infraestructuras, Julio Gómez-Pomar, quien encabezó la delegación del Estado.

En la reunión de ayer, Ayerdi entregó la contrapropuesta elaborada por Navarra con los principales cambios en los que se ha venido trabajando hasta ahora, pero con un detalle nuevo. El hecho de que el Gobierno no iba a rubricar ningún convenio para el tren sin que antes no se cerrase la actualización del Convenio Económico que negocia la Hacienda Foral con los técnicos de Cristóbal Montoro. En realidad, son dos cuestiones totalmente diferentes que nunca han estado vinculadas, pero la importancia que para las cuentas de Navarra tiene fijar la cifra de la aportación hizo a Ayerdi ser prudente y no querer dar un paso más allá hasta que no se cierre el acuerdo para el nuevo quinquenio. Consciente de que las negociaciones son diferentes y responden a otros tiempos de funcionamiento, Ayerdi ofreció a Fomento una adenda de tres puntos como solución transitoria para ir avanzando en el corredor ferroviario hasta que se cierre el Convenio Económico, y entonces poder firmar un acuerdo definitivo.

Esta adenda que ayer planteó Ayerdi a Gómez-Pomar valoraba la posibilidad de facilitar al Estado los proyectos constructivos para los tramos Villafranca-Peralta, Peralta-Olite y Olite-Tafalla, dentro de los plazos convenidos entre las dos administraciones y siempre que el Estado asumiese todo el coste derivado de este hecho. El Gobierno foral también planteó la posibilidad de hacer una excepción en el vigente convenio (que Navarra considera que no está roto porque no se han dado las circunstancias previstas en el propio convenio para darlo por roto) para que Adif licite, adjudique, contrate y pague las obras sólo del Villafranca-Peralta y del Peralta-Olite. A cambio, Navarra exigía un compromiso claro por la visión de corredor en el proyecto.

“inasumible”Pero ni la propuesta ni las adendas gustaron a Fomento, que exigió obras en 2018 y pidió al Gobierno foral que licite obra en 2017. Extremo, este último, al que no pudo comprometerse Ayerdi, abriéndose entonces un debate en el que las partes decidieron, sin acuerdo, emplazar al futuro nuevas conversaciones al respecto. Sin embargo, pasadas las nueve y media de la noche, el Ministerio de Fomento hacía público un comunicado en el que tildaba de “inasumible” la propuesta formulada por el Gobierno de Navarra. “Nada tiene que ver con lo acordado, plantea aspectos que no formaban parte de la negociación, constituye una nueva maniobra dilatoria y supondría un año en blanco para la llegada de la alta velocidad a Navarra”, precisan en un comunicado. Fomento critica que el convenio ferroviario se supedite a un acuerdo previo por la aportación “cuando en ningún caso ha formado parte de la negociación”. Por último, en Madrid consideran “irrenunciable” licitar los proyectos antes mentados en 2017 y amenazan con asumir la ejecución en 2018, pese a los 25 años de retrasos y promesas incumplidas en una obra paralizada en 2013 por UPN y PP.

Herramientas de Contenido

Últimas Noticias Multimedia