Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

pendientes del resultado del próximo viernes

Diferentes valoraciones políticas para la subasta de Salesianos

Geroa Bai dice que se podrá hacer el colegio sin dinero público, Abaurrea confía en que la operación falle y Maya pide al Ejecutivo que garantice las plusvalías

Ana Ibarra - Martes, 19 de Septiembre de 2017 - Actualizado a las 06:10h

Salesianos. Recreación de las torres y el Civivox en el proyecto ganador del concurso.

Recreación de las torres y el Civivox en el proyecto ganador del concurso.

Galería Noticia

Pamplona - La subasta de Salesianos, pendiente del resultado del próximo viernes en su segunda vuelta, ha arrojado diferentes valoraciones por parte de los grupos municipales. El portavoz de Geroa Bai en el Parlamento, Koldo Martínez, opinó que “el cambio se nota también aquí”, ya que “con el convenio firmado por UPN con Salesianos la ciudadanía navarra debería poner encima mesa entre 10 y 15 millones, y con el Gobierno del cambio Salesianos cuenta con 25 millones con los que decide seguir adelante con el nuevo colegio, sin que la ciudadanía ponga más dinero”.

En este proceso, según señaló, el Gobierno ha cumplido la ley, al igual que el Ayuntamiento de Pamplona, solo que, ha puntualizado, “ellos no han hecho ruido con este tema”.

Ahora una vez cumplida la ley y sacadas a subasta las parcelas, “quizás pueda pensarse en algunos cambios si hay acuerdo con Salesianos y el Ayuntamiento”, apuntó.

Por su parte, el concejal de Urbanismo Joxe Abaurrea aseguró ayer a preguntas de los periodistas que la operación no era tan “interesante” para promotores y constructores teniendo en cuenta que se han quedado “algunos solares en el aire”. “Y lo más triste de todo es que la subasta pudiera terminar sin el margen que el Gobierno esperaba para poder hacer después vivienda social. Es decir, que nos quedemos con la torres y que todas las plusvalías sean para Salesianos”, indicó. De agotarse las fases, tres como máximo de la subasta, y el resultado “no fuera satisfactorio para completar la operación, podría haber revisión de todo al punto cero, y eso es lo que nosotros esperaríamos”, remarcó. “El propio Gobierno dijo que si no cuadraban las cifras mínimas que no se llevaría a efecto la operación. Y esperamos que la subasta resulte fallida para poder replantear la operación”, abundó. Reiteró a su vez que las críticas a las torres como “una fea cicatriz que va a quedar en la ciudad” tenían su fundamento.

Por su parte, el portavoz regionalista Enrique Maya instó ayer al Gobierno de Navarra y, en concreto, al consejero Miguel Laparra a que “tome las riendas” de este expediente y “garantice” que las plusvalías de la subasta que queda pendiente sean para la administración. “Porque podía pasar que Salesianos se conformase, por ejemplo, con los 25 millones si no hubiera empresas interesadas este viernes en comprar el quinto lote, y seguiría teniendo en propiedad los solares no adjudicados para construir esas torres cuando la administración depende de esa venta”, aseguró el ex alcalde. “Como UPN pedimos al Gobierno que, sea cual sea la decisión de Salesianos, siga adelante con la venta del resto de las parcelas”, señaló. “Si no se logran los 31 millones Salesianos no puede decidir lo que se va a hacer”, recalcó. Respecto a posibles modificaciones en las parcelas restantes asegura que “la ordenación es la que es, otra cosa es que el Ayuntamiento pueda bajar la altura en la torre que tiene”.

Para Maite Esporrín, del PSN, resulta “difícil” de valorar la subasta porque depende del interés de las constructoras en los solares que quedan pero por lo subastado hasta ahora parece que puede llegar a venderse todo”. Respecto a posibles cambios en la ordenación de la parcela y una virtual rebaja de las alturas de las torres restantes subraya que “está en manos del Gobierno y del Ayuntamiento, con cuatripartito en ambos, la responsabilidad”. “Ya han cambiado de hecho parte del proyecto como la parcela 8 que era solo vivienda y ahora es vivienda más hotel”, indica. Desde IE, Edurne Eguino aseguró ayer que en todo el proceso seguido desde 2015 se podía haber emplazado a Salesianos a conseguir un plan “más razonable y por eso votamos en contra en el Ayuntamiento a la hora de conceder la licencia de parcelación”. “La imagen del Ensanche no se respeta. No entendemos que una congregación como Salesianos defienda una operación altamente especulativa”, indicó. También Aranzadi rechaza el “pelotazo” en su conjunto.

Por parte de Geroa Bai, Iñaki Cabasés señaló que su grupo va a esperar al resultado de esta primera fase de la subasta para hacer un análisis más exhaustivo.

tres fases Cabe recordar que en la primera fase de la subasta, que tuvo lugar el pasado viernes (53 millones de salida) bajo gestión de Nasuvinsa, se consiguieron 25,5 millones con las ofertas de Nature, Andía y Adania. Entre las tres tienen capacidad para levantar 188 viviendas (Nature-ACR con 130-140 viviendas, Andía con 28 y Adania unas 25). La segunda fase se completa este viernes y pueden licitar Nature y Andía por el lote 1 (baja más nueve), en la esquina entre Leyre y Media Luna. Hasta que no se complete esta rueda, toda la adjudicación es provisional. En caso de que no se lograsen los 6,6 millones mínimos fijados en esta nueva puja, Salesianos tendría que decir si sigue adelante con los 25,5 millones y entregar al Gobierno de Navarra 5, es decir, quedándose con 20 millones para su traslado poniendo la diferencia. Los dos lotes restantes pueden salir a nueva subasta. Al parecer el convenio firmado entre la administración con Salesianos establece que el mínimo necesario que hay que garantizar en la subasta es de 31 millones, de los que 26 serían para Salesianos y 5 millones para el Gobierno-Ayuntamiento de Pamplona. A partir de esa cantidad las plusvalías se reparten entre Salesianos y Nasuvinsa, y si alcanzan los 37 millones los beneficios van para la sociedad pública.

Herramientas de Contenido