evita la inseguridad ciudadana

El gobernador de Puerto Rico prolonga indefinidamente el toque de queda en la isla

EFE - Sábado, 23 de Septiembre de 2017 - Actualizado a las 19:37h

Dos coches flotan en una calle totalmente inundada hoy, viernes 22 de septiembre de 2017, a dos días del paso del huracán María, en San Juan (Puerto Rico).

Dos coches flotan en una calle totalmente inundada hoy, viernes 22 de septiembre de 2017, a dos días del paso del huracán María, en San Juan (Puerto Rico). (EFE)

Galería Noticia

Dos coches flotan en una calle totalmente inundada hoy, viernes 22 de septiembre de 2017, a dos días del paso del huracán María, en San Juan (Puerto Rico).

San Juan. El gobernador de Puerto Rico, Ricardo Rosselló, anunció este sábado que prolonga "indefinidamente" el toque de queda en la isla, para evitar la inseguridad ciudadana tras el paso del huracán María.

Después del ciclón, Rosselló impuso el toque de queda desde las 06.00 hora local (10.00 GMT) a las 18.00 (22.00 GMT) hasta este sábado, pero anoche anunció que ampliaba la medida hasta el domingo.

El nuevo horario del toque de queda será desde las 07.00 horas (11.00 GMT) a las 17.00 (21.00 GMT).

Rosselló explicó que adoptaba esa medida "hasta que pase la emergencia" y también para que los ciudadanos no obstaculicen las vías y puedan pasar los vehículos de emergencia y desescombro.

Tras el paso del huracán se han producido numerosos saqueos en almacenes y tiendas que quedaron devastadas por el ciclón.

El gobernador también quiso tranquilizar a la población sobre el abastecimiento de gasolina y pidió "prudencia y calma al respecto".

"Tengan paciencia. Hay combustible, hay gasolina, hay diesel. No es correcto que se haya acabado. Van a llegar los recursos", dijo el gobernador en un mensaje difundido por la cadena de radio WAPA.

A su vez, explicó que el problema en la distribución de gasolina obedece a la dificultad en salir de sus estaciones de muchos de los camiones cisterna, que se encuentran en zonas que han quedado aisladas tras el paso del huracán o que están en puntos de difícil acceso.

El paso del huracán María por la isla de Puerto Rico ha ocasionado la muerte a, al menos, siete personas, según las cifras oficiales difundidas la noche del viernes.

Sin embargo fuentes municipales elevan la misma a más de 12.

Puerto Rico se encuentra sin electricidad y solo el 25 por ciento de la población dispone de agua, varios pueblos están incomunicados y otros inundados.