Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Tren de Altas Prestaciones

De la Serna olvida que UPN-PP paralizó el TAP y acusa a Navarra de “incumplir el convenio de la A a la Z”

Geroa Bai duda de que el Estado quiera hacer el corredor, algo que considera “muy grave”

Javier Encinas - Viernes, 29 de Septiembre de 2017 - Actualizado a las 06:10h

El ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, y el vicepresidente del gobierno navarro, Manu Ayerdi.

El ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, y el vicepresidente del gobierno navarro, Manu Ayerdi. (EFE)

Galería Noticia

PAMPLONA - Sería una chiste malo si se escuchara en la calle, pero la aseveración partió del ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, quien ayer se atrevió a acusar al Gobierno de Navarra de “incumplir el convenio (para la construcción del Tren de Altas Prestaciones) de la A a la Z”.

De la Serna hizo estas declaraciones tras visitar las obras del TAP en Gipuzkoa. Y, lógicamente, en su afirmación olvidó que en el convenio firmado en 2010 entre los gobiernos de UPN y PSOE para la construcción del tramo entre Castejón y Pamplona figuraba el compromiso de que las obras estuvieran finalizadas para el año 2017.

La realidad, sin embargo, es bien distinta. Sólo se han ejecutado 14 de los 75 kilómetros de la plataforma de este tramo y ni un solo metro de la superestructura. En términos económicos, las obras estaban presupuestadas en 675 millones, pero sólo se han invertido 80. Todos ellos adelantados por el Gobierno foral, que recientemente cobró 45 millones con tres años de retraso y que ha tenido que asumir los más de cinco que costaron los gastos financieros.

La construcción del tren quedó paralizada desde el año 2013, porque ni el Gobierno del PSOE puso dinero para que se avanzara, ni mucho menos el Ejecutivo del PP, que está en Moncloa desde 2011, pero no ha asignado las partidas presupuestarias que eran necesarias desde entonces para impulsar las obras. Como tampoco lo hizo UPN hasta que gobernó en 2015, que asumió el portazo del Estado a esta infraestructura sin rechistar. El escenario a corto plazo no parece el más propicio para asignar la inversión que requiere el corredor ferroviario, ya que de momento el PP no tiene votos para sacar adelante los Presupuestos de 2018 y, ni siquiera está claro que pueda completar la legislatura.

la deslealtad de upn-pp Ahora, en una maniobra de deslealtad sin precedentes, el Gobierno de España ha optado por comunicar sus intenciones rupturistas con el de Navarra a través de los medios de comunicación. Fue mediante una nota de prensa como comunicó, el pasado día 13, que daba por finiquitado el convenio de 2010. Y ha sido en esta comparecencia de ayer ante periodistas de la CAV donde De la Serna reiteró que Madrid “revocará” este acuerdo.

“El Estado no puede dejar un vacío en una red que genera riqueza y cohesiona las comunidades autonómas”, por lo que “asumirá su competencia y revocará el convenio”, dijo el ministro, que todavía no ha dado respuesta oficial y por los cauces propios entre dos instituciones al Gobierno de Navarra.

A juicio de Geroa Bai, la actitud del Ejecutivo español puede obedecer a que su único propósito sea continuar con el tren de ningún sitio a ninguna parte, sin comprometerse a realizar el corredor desde Zaragoza hasta la CAV que reclama el Gobierno de Navarra.

“Seguimos teniendo dudas de que si el ministro de Fomento no ha aceptado la propuesta del Gobierno de Navarra, sea quizás porque no quiere hacer todo el corredor, lo que sería muy grave”, alertó Koldo Martínez, portavoz de Geroa Bai.

Martínez, además, lamentó que UPN y su “supuesto líder, el señor Esparza, tengan que recurrir al primo de Zumosol, al Gobierno del partido más corrupto de la historia de España, para seguir engañando a los navarros diciendo que el PP y UPN construirán el tren y el Canal”.

En todo caso, recordó que van a “seguir insistiendo en que lo que Navarra necesita es el tren de altas prestaciones de todo el corredor”.

En su línea de vender humo, pese a la falta de compromiso económico desde el Estado para desarrollar el corredor ferroviario, Javier Esparza consideró que el Gobierno foral “no ha estado a la altura” y pidió al vicepresidente Manu Ayerdi que se deje de “palabrería”. “Espero que por lo menos no ponga más palos en la rueda y deje que el Gobierno de España, que sí está decidido a impulsarlo, ejecute las obras”, señaló el presidente de UPN.

Herramientas de Contenido