Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

la subasta, "un éxito en términos económicos"

Laparra ve "opciones de acuerdo" para reducir las alturas del plan Salesianos

EP - Viernes, 29 de Septiembre de 2017 - Actualizado a las 13:07h

Recreación virtual del proyecto ganador del concurso de ideas de Nasuvinsa para el solar de Salesianos, donde se contemplan las torres y el Civivox.

Recreación virtual del proyecto ganador del concurso de ideas de Nasuvinsa para el solar de Salesianos, donde se contemplan las torres y el Civivox.

Galería Noticia

PAMPLONA. El vicepresidente de Derechos Sociales del Gobierno de Navarra, Miguel Laparra, ha afirmado que tras las primeras reuniones celebradas con Salesianos y el Ayuntamiento de Pamplona para reducir las alturas de las torres proyectadas en el centro de Pamplona, hay "opciones de acuerdo", si bien ha dicho que es necesario esperar porque no ha habido ninguna respuesta definitiva de las partes.

El Gobierno de Navarra propuso el pasado 20 de septiembre reducir las torres a 13 alturas en los lotes que quedaron desiertos en la subasta realizada recientemente, un cambio que requiere del consenso con el Ayuntamiento y con Salesianos.

Según ha defendido Laparra, en una comparecencia parlamentaria a petición de EH Bildu, UPN y Podemos, "éste es el momento en el que es viable" introducir estos cambios, ya que hasta ahora "Nasuvinsa estaba atada por los compromisos adquiridos y por la regulación establecida en términos urbanísticas".

Una vez realizada la subasta, que según Laparra ha sido "un éxito en términos económicos, con un aumento del 20% sobre el valor de salida", la merma de ingresos tras la reducción de alturas podría ser de unos 5 millones, "asumible por todas las partes". "Hemos pedido la participación de los tres agentes en esta asunción de los costes", ha indicado.

El Gobierno de Navarra quiere con su propuesta "minimizar el impacto paisajístico y urbanístico" del proyecto en la ciudad y "reducir la intensificación del uso del suelo, pero preservando las plusvalías para vivienda social y garantizando la viabilidad de un nuevo centro de FP".

Miguel Laparra ha señalado que para modificar el proyecto es necesario el consenso entre las partes y ha explicado que "en los contactos iniciales se observa una receptividad positiva" del Ayuntamiento y de Salesianos, si bien no han comunicado todavía ninguna decisión.

En todo caso, los técnicos de Nasuvinsa, en colaboración con los arquitectos del proyecto, están realizando un estudio de detalle sobre la reducción de altura para avanzar en una posible solución de consenso.

Miguel Laparra ha asegurado que la actuación del departamento ha estado guiada por "la defensa del interés público, tratando de evitar los riesgos económicos de indemnizaciones millonarias y tratando de ser respetuosos con la seguridad jurídica para todos los agentes que han participado en este proceso".

Según ha manifestado, cuando llegó al Gobierno encontró "un proyecto ya cerrado en el que difícilmente había capacidad de maniobra en sus elementos esenciales". Sin embargo, ha defendido que se han introducido algunos cambios para que "en el actual modelo de subasta no quepan pérdidas a cargo de dinero público, para que se orienten las plusvalías a las viviendas de alquiler social, y que todos los fondos que capte Salesianos se destinen al colegio de FP".

Miguel Laparra ha señalado que la propuesta de modificación que planteó el Ayuntamiento "introducía un riesgo de indemnización importante" a favor de Salesianos, por lo que ha asegurado que el Gobierno se vio "abocado" a seguir adelante con el proyecto.

CRÍTICAS DE GRUPOS Tras escuchar la intervención del vicepresidente, el portavoz de EH Bildu, Adolfo Araiz, ha manifestado su "discrepancia radical" con la postura del Gobierno y ha considerado que "el Gobierno de Navarra podría haber hecho algo más" para modificar el proyecto. "Había un planteamiento realizado desde el Ayuntamiento en el que no han querido profundizar, han mantenido una posición errática en cuanto a los riesgos que se podrían asumir, tratando de confundir a la opinión pública", ha dicho Araiz, si bien ha manifestado que "la culpa está en el origen, cuando UPN y PSN hicieron un traje a medida para Salesianos".

El parlamentario de UPN Luis Zarraluqui ha manifestado que el nuevo contrato que ha firmado el Gobierno para introducir cambios es "muy parecido al anterior" y ha destacado la importancia de que "esta operación está destinada a posibilitar que la congregación salesiana construya un nuevo colegio". Zarraluqui ha señalado que la subasta ha sido una "chapuza" y ha considerado que la propuesta de rebaja de alturas es "un globo sonda que puede retrasar otro año el proceso, lo que abre un paréntesis de muchas incógnitas".

El portavoz de Podemos, Mikel Buil, ha señalado que "la bomba de relojería que dejó el consejero saliente hubiera requerido de un compromiso de todo el Gobierno para rechazar esta herencia envenenada". "Nuestra principal preocupación es la consolidación de la desigualdad social en la ciudad, el daño que la construcción de un barrio de élite en el centro genera al modelo de ciudad sostenible y equilibrada socialmente que defendemos", ha criticado.

Por parte de Geroa Bai, Koldo Martínez ha respondido a EH Bildu señalando que "seguramente el Gobierno de Navarra podría haber hecho más y seguramente el Ayuntamiento podría haber hecho mucho más que dar la licencia de reparcelación a Salesianos, pero probablemente el Ayuntamiento se hubiera visto en un procedimiento judicial si hubiera hecho eso". "No entiendo que desde Bildu se achaque al Gobierno de Navarra lo que ellos no hicieron", ha afirmado.

La portavoz del PSN, Ainhoa Unzu, ha indicado que "lo primero que hizo el Gobierno de Navarra con esta herencia fue ver qué hacia con los beneficios de la operación y se embarcó en un plan de vivienda de 80 millones pensando en esas plusvalías, así que, especulación, la de Laparra". "A lo largo de todos estos meses ha caído en muchas contradicciones en este tema y ha ido elaborando un discurso totalmente improvisado en función de los acontecimientos. El Gobierno está dando una imagen de inseguridad y de inestabilidad", ha sostenido.

El parlamentario del PPN Javier García ha defendido la apuesta por "un proyecto que permite a Salesianos tener más y mejores instalaciones para mantener la calidad de la Formación Profesional en la Comunidad". "Es un tema que crea otra fricción importante entre los grupos del cuatripartito y no van a encontrar solución, porque no van a dejar de dar más relevancia al interés partidista de cada grupo que al interés general de la sociedad", ha indicado.

Por último, el portavoz de Izquierda-Ezkerra, José Miguel Nuin, ha reiterado su oposición al plan de Salesianos y ha criticado que en ese solar "se hizo una modificación legal 'ad hoc' para que no hubiera vivienda social". "Esto no responde al interés general, responde al interés de una congregación religiosa para la construcción de sus dotaciones", ha señalado, para responsabilizar a UPN y PSN de este proyecto.

Herramientas de Contenido