Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

mejora la eficiencia de los vehículos

El consumo energético cae un 0,5% en 2016 por el menor uso del petróleo

La renovación del parque móvil mejora la eficiencia de los vehículos
El gasto en energía, pese a reducirse, supone todavía un 8,46% del PIB navarro

Juan Ángel Monreal | Patxi Cascante - Sábado, 30 de Septiembre de 2017 - Actualizado a las 06:10h

Esperanza Aristu y Martín Ibarra, ayer en la presentación del Balance Energético.

Esperanza Aristu y Martín Ibarra, ayer en la presentación del Balance Energético. (Patxi Cascante)

Galería Noticia

PAMPLONA- El consumo energético de Navarra descendió el año pasado apenas un 0,5% respecto al año anterior. Una caída muy ligera, que no impide que el gasto en energía sea todavía del 8,46% del PIB y que tiene que ver sobre todo con el menor consumo del petróleo y de sus derivados, según consta en el Balance Energético de Navarra 2016, presentado ayer por responsables del Gobierno de Navarra.

“El petróleo y sus derivados suponen casi la mitad de toda la energía final empleada en Navarra, con un 42,8% respecto al total, aunque se aprecia un descenso de casi un 6% respecto al consumo de 2015, explicó el Gobierno de Navarra, para quien este descenso explica la cifra global del 0,6% de reducción por el volumen que representa en relación con el total. El gas natural y la electricidad -los otros dos tipos más utilizados- aumentaron su consumo en 10,43% y un 1,42%, respectivamente.

Los responsables del Plan energético de Navarra detallan que la disminución en el uso de petróleo tiene una relación directa con un menor consumo de gasóleo A, utilizado sobre todo en automoción, que se atribuye con la renovación del parque móvil a vehículos más eficientes. Subraya la eficacia en el consumo de los nuevos motores, el dato de que los aforos de tráfico registrados en las carreteras navarras fueron ligeramente superiores a los de 2015. Otro factor que ha influido en el descenso de la fuente petrolífera es el menor uso de gasóleo C (calefacción) en favor del gas natural.

La dependencia energética externa sigue siendo difícil de evitar, señalado. Así, petróleo y gas natural suman el 67,65% de la energía que consume la Comunidad foral. El tercer tipo de energía más utilizado, la eléctrica, supone el 21,48% del total, con el ligero repunte señalado anteriormente respecto a 2015.

El estudio también ha constatado que solo dos de los cinco sectores de consumo que completan el estudio han experimentado un descenso respecto a los datos recabados en 2015: administración y servicios públicos (una mínima reducción del 0,04%) y transporte (minoración del 6,19%). El resto de sectores cerraron 2016 con gastos al alza: agricultura un 8,58% más; doméstico y servicios un 4,53% de incremento e industria un 1,3% más. El Balance 2016 tiene en cuenta la incidencia de la factura energética sobre el conjunto de la economía navarra. El pasado año el consumo de energía supuso el 8,46% del producto interior bruto de Navarra, lo que confirma una ligera tendencia a la baja. En 2012, el peso de la factura llegó a suponer el 11,56% del PIB alcanzando la cota más alta del periodo 2009-2016, informó el Gobierno foral en una nota.

El reducido nivel de participación de las fuentes autóctonas de abastecimiento sobre el total conlleva que la mayoría de los 1.642 millones de euros que cuesta la factura se gastan fuera de Navarra. El autoabastecimiento de energía -corregida la electricidad excedentaria- supone el 16,3% del total.

El estudio realizado también comprueba que en la agricultura y, sobre todo, en la industria el coste económico de los combustibles es inferior en relación con su porcentaje en el volumen total. Es decir, su energía es más barata. Sin embargo, resulta más cara en los llamados sectores difusos: transporte, administración y servicios públicos y sector doméstico, comercio y servicios. Una conclusión del informe es que es más rentable invertir en eficiencia energética en estos sectores difusos porque su ganancia en competitividad sería mayor, añadió el Ejecutivo.

Hasta el año 2003 Navarra era una región que importaba electricidad para satisfacer su demanda, mientras que desde entonces es excedentaria en electricidad. La electricidad importada ya llegaba transformada, por lo que no había diferencias entre energía primaria y final por este hecho, diferencias que sí existen en la actualidad por la generación eléctrica en las distintas centrales térmicas (ciclos combinados de Castejón, biomasa y cogeneraciones).

apunte

15%

Exportación

En las dos últimas décadas Navarra ha pasado de ser una comunidad que producía menos electricidad de la que necesitaba a exportar el 14,9% de la electricidad que genera.


62%

renovable

Estos últimos años, Navarra ha producido más electricidad renovable (62,05%) que no

renovable (37,95%), a pesar del incremento del grado de funcionamiento de las centrales.


Herramientas de Contenido