Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Atención a la diversidad, ¿qué queremos?

Por Tere Sáez Barrao - Miércoles, 4 de Octubre de 2017 - Actualizado a las 06:10h

El tratamiento integrador de la diversidad surge con la LOGSE (1990-2006), en tanto y cuanto hasta ese momento las personas diferentes no eran ni siquiera entendidas como alumnado y no podían acceder a una enseñanza reglada, quedando marginadas en casa, en centros específicos o en aulas especiales.

Pero el programa de integración escolar se había iniciado con la LODE (1985). Durante los primeros tres años en los centros de forma voluntaria, en centros piloto, y a continuación se fue extendiendo a todos. De la misma forma trataba de suprimir el tratamiento de la diversidad por medio de aulas diferenciadas. Para reafirmar el tratamiento positivo de la diversidad se establecieron medidas como la evaluación continua, la supresión de los exámenes de septiembre, las calificaciones no comparativas y discriminativas, la creación de ciclos, la no repetición gratuita, la creación de un currículo abierto, flexible e integrador de la diversidad, la participación de padres y madres, la elección democrática de las direcciones, la adaptación al entorno social y cultural, la adaptación curricular para alumnado con necesidades educativas y con necesidades educativas especiales, y los cambios metodológicos por medio del paradigma constructivista y la escuela cooperativa.

Ni que decir tiene que la prolongación de la enseñanza obligatoria hasta los 16 años con un currículo común fue la guinda estructural más criticada y llevada a regañadientes por el profesorado más conservador y la clase política del mismo talante. Tan es así que es donde se han producido los cambios más reaccionarios del sistema con sus aulas de diversidad, niveles de conocimiento matemático, etcétera. La ESO se ha bachillerizado y, con la LOE y la LOMCE, se ha prolongado hasta en Primaria. De la LOGSE podemos decir que fue la mejor ley jamás aplicada en la práctica diaria de los centros educativos.

En Navarra, a lo largo de los años, se han dictado numerosas órdenes forales que han adaptado o reestructurado con el sello foral la normativa sobre atención a la diversidad, interculturalidad, minorías, compensatoria, adultos, Necesidades Educativas Especiales, ayudas económicas, gratuidad de libros... Podemos afirmar que estamos sobrados de normativa sobre modelos y formas de actuar y, por lo que se percibe en algunas de esas normasigualitarias, también de una falta de sensibilidad o de menosprecio hacia la diversidad, la integración o la inclusión. Entendemos que la mayor elaboración de normas y leyes específicas no mejora o modifica la realidad escolar, porque el ajuste debe hacerse en distintos frentes (económicos, sociales, estructurales, organizativos, curriculares y de acceso una educación inclusiva). No es un problema de carácter legal, sino de naturaleza social. Y la escuela inclusiva por excelencia es la escuela pública. Por lo tanto, todos los esfuerzos de la Administración deben favorecer la inclusión y compensar las desigualdades.

Para entender la escuela inclusiva debemos considerar que no solo es competencia del centro educativo, que no es algo al margen de una sociedad normalmente no inclusiva. La labor docente no puede por sí misma, por muchos paños metodológicos y aun contando con el esfuerzo titánico del profesorado, cambiar significativamente la exclusión social o el desarrollo armónico de las personas. Una escuela inclusiva es un barco que surca los mares de una sociedad no inclusiva y el Gobierno debe hacer un gran esfuerzo para llevarlo a buen puerto. Todos los elementos que conforma la inclusividad deben ser tratados con un talante equitativo, entendiendo por equidad la intención de valorar las diferencias y ofrecer un trato adecuado para superar las desigualdades existentes en la sociedad y que coloquen a la persona en el centro.

En Podemos Ahal-dugu hemos recibido con esperanza el plan de atención a la diversidad. Educación presenta el Plan de Atención a la Diversidad que se implementará durante los tres próximos cursos escolares. Esperamos que todas aquellas preocupaciones que venimos reclamando y que no han sido incluidas se sigan valorando. Entre esas preocupaciones se encuentra el PAI que, de acuerdo con los estudios realizados, tiene una gran repercusión en el tratamiento de la diversidad. Pero también cómo abordar las dificultades de acceso al sistema educativo por problemas económicos, porque no debemos olvidar que la mayor discriminación es la económica (ayudas individuales, al centro, de comedor, actividades extraescolares...). Hemos propuesto sin cesar que se debe atender con más recursos humanos y materiales los centros que concentran alumnado más vulnerable. Que se deben unir igualdad de oportunidades con equidad para apoyar más a quien más lo necesita. Que hay que destinar dinero para alumnado que no tiene para que pueda participar en actividades extraescolares, entre otras medidas. En definitiva, se ha dado un paso legislativo, también conceptual, pero se tiene que seguir avanzando en los ámbitos organizativo y metodológico. Toca ampliar y poner en práctica las medidas anunciadas con los recursos necesarios, porque estamos ante una necesidad de toda la sociedad navarra.

La autora es parlamentaria y miembro del Círculo de Educación de Podemos-Ahal Dugu

Herramientas de Contenido