Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

De frente

Dietario (II)

Por Félix Monreal - Jueves, 12 de Octubre de 2017 - Actualizado a las 06:10h

Miércoles 11.- “Entonces, ¿Puigdemont ha declarado la independencia de Catalunya o no?”. La pregunta se cuela entre el silbido que provoca el vapor saliendo de la cafetera. “No”, responde una voz al fondo del pasillo. “Yo creo que sí: la declara y luego pide que sea suspendida”, aporto. “¿Y cómo se entiende eso;es como si anuncio que me voy a casar contigo pero añado que no tengo ninguna intención de ponerle fecha a la boda...”, llega de seguido el ejemplo en forma de réplica. Catalunya, una semana más, sigue instalada en nuestras vidas. Y en la programación de las televisiones nacionales, más nacionales que nunca. Uno de los cien mil enviados especiales a la zona de conflicto arranca así su pregunta matinal en directo a Inés Arrimadas: “¿Y a mí, que vengo de Madrid, cómo me explica...?”. Pues mira, majo, dejando de mirar con el catalejo a la periferia, tratando de entender el porqué de las reivindicaciones de la gente de provincias, asumiendo que no hay solo una versión, poniendo en cuestión preceptos expuestos como incuestionables, preguntándose por qué pasan las cosas. ¿Por que se van en tropel las grandes empresas?, ¿por qué casi todas en las mismas fechas?, ¿qué efecto se persigue con ese posicionamiento en forma de fuga acelerada?, ¿quién da la orden...? ¿Lo sabrá Rajoy, que anuncia que por la tarde hablará él en el Congreso en lugar de Soraya? Quién sabe... El caso es que a Puigdemont lo ponen fino por todos los lados;con especial ojeriza en la línea editorial de Cope, cuando hace apenas una semana el presidente de la Conferencia Episcopal, Ricardo Bláquez, sugería la posible mediación de la Iglesia en esta crisis. No hay mediación que valga. Y Joan Tardá le recuerda al presidente que si se empeña en la unidad de España a toda costa solo le van a aplaudir los pocos fascistas que quedan: serán, digo yo, los mismos fascistas que aplaudieron con los puños en el rostro y el cuerpo de gentes que participaban en la concentración con motivo del Día de la Comunidad Valenciana. Y a esos ultras que parecen gozar de impunidad ¿qué artículo les aplican?

Herramientas de Contenido

Últimas Noticias Multimedia