Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Juzgado de lo Penal número 1 de Pamplona

Un año y medio de prisión al hombre que atacó con un cuchillo al vecino de Marcilla que se defendió con una valla

El agresor, de 33 años, acometió contra el otro hombre después de que este le recriminara su actitud con unas mujeres en un bar

D.N. - Miércoles, 18 de Octubre de 2017 - Actualizado a las 13:38h

Un vehículo de Guardia Civil.

Un vehículo de Guardia Civil. (Archivo)

Galería Noticia

  • Un vehículo de Guardia Civil.

PAMPLONA. La titular del Juzgado de lo Penal número 1 de Pamplona ha condenado a un hombre de origen marroquí de 33 años a un año y seis meses de prisión por un delito de amenazas no condicionales después de que atacara con un cuchillo a un vecino en Marcilla, que intentó defenderse del ataque con una valla. La juez acuerda la sustitución de la pena por la expulsión de España por un plazo de 6 años.

El día 29 de agosto de 2017 hacia las 6:30 horas el acusado se encontraba en el interior un bar de la localidad ribera de Marcilla. En el mismo establecimiento se encontraba el denunciante, con quien tuvo un encontronazo por la conducta que el hombre estaba teniendo con unas chicas que estaban en el local.

Cuando las mujeres salieron, el acusado salió también del bar, seguido por su denunciante, que le conminó a que las dejara tranquilas, iniciándose un enfrentamiento verbal entre ambos durante el cual el primero se marchó, alejándose del establecimiento seguido por el segundo, que estaba alterado, y por otra u otras personas no identificadas.

A continuación, el acusado entró en el portal de su vivienda, permaneciendo en la calle su denunciante, que le había seguido hasta el domicilio, a quien se dirigieron algunas personas no identificadas para que se calmara. instantes después el denunciado salió de su casa, portando un cuchillo de carnicero de unos 20,5 centímetros de hoja y, actuando con el ánimo de atemorizar, comenzó a perseguir a su rival a la carrera, empuñando el cuchillo con la punta hacia arriba.

El denunciante, a la vista del cuchillo que portaba, y dado que se dirigía corriendo hacia él, temiendo incluso por su vida huyó precipitadamente del lugar;durante su huida cruzó una valla de metal detrás de sí, para impedir que se le diera alcance. Tras ello, comenzó a llamar a todos los timbres de un edificio cercano pidiendo auxilio.

En un momento no determinado, pero sin haber llegado a dar alcance al denunciante ni a ninguna otra de las personas que estaban en las inmediaciones, el acusado regresó a su domicilio, en donde se encontraba cuando llegaron al mismo dos agentes de Policía Foral y un agente de Guardia Civil, a quienes permitió acceder a la vivienda, y que encontraron el cuchillo encima de la nevera.

La juez impone igualmente al acusado la prohibición de aproximarse a menos de 100 metros de distancia de su víctima, su domicilio, trabajo u otros lugares frecuentados por el mismo, así como la prohibición de comunicarse con él por cualquier medio o procedimiento durante 2 años y 6 meses.

Herramientas de Contenido