El Barrio: “Me gustaría acabar mi carrera como empezó, de guitarrista”

La ‘estrella silenciosa’ de la música española regresa a los escenarios con nuevo disco, ‘Las costuras del alma’

Martes, 24 de Octubre de 2017 - Actualizado a las 06:10h

José Luis Figuereo, ‘El Barrio’.

José Luis Figuereo, ‘El Barrio’. (Foto: Efe)

Galería Noticia

José Luis Figuereo, ‘El Barrio’.

madrid- El Barrio, la gran estrella silenciosa de la música española, la que más veces ha llenado el antiguo Palacio de Deportes de Madrid sin gran aparato mediático, regresa con el discoLas costuras del alma, en el que se caracteriza como un viejo sastre del corazón que reparte consejos a su yo presente.

“Si yo le pudiese hablar a mi yo de hace 20 años, le diría que nunca tirara la toalla y que hiciera exactamente lo mismo que ha hecho: no engañar, cantar con el alma y destrozarse la garganta ahí arriba”, afirmó ayer este músico que arrancó su carrera como guitarrista, “como me gustaría acabarla”, añade. Solo en aquel tránsito de las cuerdas a la voz, reconoce después, le entraron las dudas sobre su valía. “Nunca he perdido la ilusión, pero los dos primeros discos no funcionaron muy bien y pensé que igual debía hacer otra cosa que no fuese arte”, afirma.

Muy atrás en el tiempo quedan ya aquellos Yo sueno flamenco (1996) y Mi secreto (1998), sobre todo cuando este viernes estrene su décimo quinto disco, Las costuras del alma (Concert Music), el duodécimo de estudio tras Hijo del Levante (2014).

Frente a ese álbum, caracterizado por un mayor contenido social, su nuevo trabajo “es desamor puro y duro”, pero José Luis Figuereo (Cádiz, 1970) se presenta como el sastre capaz de enmendar los jirones del corazón. “Todas las heridas del alma se pueden coser, todas menos la pérdida, porque no hay hilo ni puntada que puedan traer a otra persona del más allá”, apuesta convencido. En el tema que le da título al disco, y que se lanzó como sencillo de anticipo, proclama: “Yo no me enamoro más, yo me enamoré una vez”. “Eso solo existe en la ficción. De hecho, ahí me contradigo a mí mismo, porque pienso que el danzar de las mariposas en el estómago debe sentirse siempre para no pasar a la monotonía. Enamorarse es bueno”, considera.

Como al principio de cada ciclo discográfico, estrena sombrero negro tras el que ocultar a José Luis Figuereo para sacar a El Barrio por las plazas de España y protagonizar otra gira de vértigo. Volverá al WiZink Center de Madrid después de llenarlo 17 veces (es el único artista que lo ha hecho hasta ahora) y lo hará por partida doble el 19 y 20 de enero. - Javier Herrero