El Congreso exige al Gobierno subir las pensiones

Aboga por que no se pierda poder adquisitivo este año ya que la inflación superará el 1% y la revalorización es del 0,25%

Miércoles, 25 de Octubre de 2017 - Actualizado a las 06:10h

madrid- La mayoría del Congreso, a excepción del PP y de Ciudadanos, volvió ayer a pedir al Gobierno que suba las pensiones en relación al índice de precios de consumo (IPC), para que los pensionistas no pierdan poder adquisitivo este año, ya que la inflación superará el 1% y la revalorización prevista por ley es del 0,25%.

Los grupos parlamentarios del PSOE, Unidos Podemos, PNV y PDeCAT apoyaron una moción, consecuencia de la interpelación socialista que urge al Ejecutivo a cumplir con las recomendaciones primera y segunda del Pacto de Toledo, que abogan por garantizar el poder de compra de los pensionistas “en tanto no se alcance un acuerdo político y social”.

Estos grupos parlamentarios han coincidido en que la actualización de las pensiones no puede aplazarse y han insistido en que el Ejecutivo debe tomar medidas para actualizar la pensión según el IPC, y para que las bonificaciones, exenciones o tarifas planas salgan del sistema de la Seguridad Social y sean financiadas vía presupuestos.

La moción pide reanudar urgentemente el diálogo con los interlocutores sociales para acordar una estrategia común en el ámbito de las pensiones contributivas y no contributivas, y con el fin de remitir dicho acuerdo a la Comisión del Pacto de Toledo para posibilitar un nuevo pacto con nuevas recomendaciones y orientaciones.

La diputada del PSOE Esther Peña lamentó que esta comisión parlamentaria esté todavía sin acordar las recomendaciones primera y segunda, y afirmó que “hoy mismo podrían aprobar una subida del 1% en pensiones, si aplicaran la recomendación del Pacto de Toledo”. Peña insistió en que hay margen para aumentar la inversión en este gasto social.

La iniciativa socialista, transaccionada con En Marea, también insta a mejorar las pensiones de viudedad y a modificar el concepto de “unidad de convivencia” en las pensiones no contributivas, con el fin de evitar la pérdida de esta pensión cuando afecta a familiares que viven en la misma residencia de mayores. - Efe