Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Publirreportaje

Guía de comisiones bancarias

Manual para saber qué cobran los bancos a sus clientes

Jueves, 26 de Octubre de 2017 - Actualizado a las 06:01h

Las entidades cobran por determinadas operaciones y servicios

Las entidades cobran por determinadas operaciones y servicios (cedida)

Galería Noticia

  • Las entidades cobran por determinadas operaciones y servicios

El negocio de las entidades bancarias es relativamente sencillo pues, fundamentalmente, ganan dinero de dos maneras, cobrando un interés al prestar el dinero que sus clientes depositan en sus cuentas, y cargando una comisión por la realización de determinadas operaciones o la contratación de un servicio.

En este artículo, vamos a centrarnos en el segundo apartado;es decir, el conjunto de comisiones bancarias que tan molestas resultan a los clientes, especialmente cuando no somos conscientes de su existencia, hasta que se nos cargan.

Para ello, hemos contactado con los expertos del comparador de productos bancarios y financieros Busconómico.com, que nos han ayudado a crear esta guía.

Como ya imaginarás existen decenas de comisiones distintas. De hecho, todos los bancos tienen la obligación de publicar un documento en el que queden reflejadas las comisiones que hayan establecido para la totalidad de las operaciones o fenómenos objeto de las mismas. El propósito es evitar la arbitrariedad por parte de los bancos a la hora de cobrar a sus clientes.

Comisiones contractuales que no se cobran de forma discrecional

Hay que señalar que el hecho de que un banco no te esté cobrando una determinada comisión, no significa que ésta no exista. Al contrario, un rápido vistazo a algunos de estos listados oficiales te permitirá comprobar que los bancos suelen establecer comisiones de todo tipo y después se limitan a no cobrar algunas de ellas, siendo ésta una medida discrecional y unilateral, a la que no están obligados contractualmente. De hecho, si examinas el contrato de tu cuenta corriente o tarjeta de crédito, es posible que descubras que has firmado un documento, mediante el cual se te podrían cobrar una buena cantidad de comisiones. Sencillamente, el banco decide no hacerlo, de momento.

Dicho esto, vamos a proceder a revisar el conjunto de comisiones más habituales;esto es las comisiones de las cuentas bancarias y las tarjetas de crédito. Dejamos así a un lado, el conjunto de comisiones más extraordinarias, como las referidas a la contratación de productos financieros específicos como un préstamo personal, la hipoteca, la cartera de valores u otros servicios de índole comercial como el forfaiting, etc.

Principales comisiones de las cuentas bancarias

Muchas de estas comisiones, han sido retiradas por los bancos, especialmente para aquellos clientes que domicilien sus nóminas o pensiones. Sin embargo, insistimos que eso no significa que no existan y no puedan ser restituidas en cualquier momento. Comisión por mantenimiento y administración de la cuenta Se trata de un importe fijo el cual se cobra periódicamente, por regla general una vez al año, aunque también hay entidades que lo fragmentan en cantidades más reducidas cobradas semestral, trimestral o mensualmente.

1.- Comisión por cierre de la cuenta

Esta comisión ha caído en desuso en nuestro país, sin embargo, presta atención cuando te dispongas a firmar el contrato y, especialmente, al cerrar tu cuenta. Te ahorrarás sorpresas.

2.- Comisión de servicio

En realidad, estamos hablando de una tipología de comisión, en lugar de una comisión específica. Como su propio nombre indica, se trata de un importe cobrado por brindar un determinado servicio al cliente. Habitualmente, suele tratarse de una operación aislada como:

- Emisión de talonarios o cheques.

- Cobro o ingreso de cheques.

- Realización de una transferencia bancaria.

- Envío de correo ordinario.

- Comunicación de movimientos, mediante el servicio de banca móvil.

- Envío de SMS de carácter informativo.

Dependiendo del contrato y entidad bancaria que utilices el probable que estés exento del pago de algunas o la totalidad de estas comisiones.

3.- Comisión por contratación de la banca online

La mayor parte de entidades han comprendido que el uso de la banca online por parte de sus clientes supone una importante liberación de carga de trabajo en sus oficinas, así como un servicio de alto valor añadido, especialmente percibido por los Millennials y nativos digitales. La cuestión es que algunas entidades lo consideran un motivo para cobrar una comisión, mientras que otras optan por eliminarla, a modo de incentivo de uso. Resulta, cuanto menos, paradójico.

4.- Comisión por apunte

Esta antigua comisión se solía aplicar cuando tenía lugar algún tipo de anotación en la libreta de ahorros. Tanto dicha comisión, como las propias libretas han caído en desuso. Sin embargo, conviene que seas consciente de su existencia y te asegures de que no te la están cobrando.

5.- Comisión por reclamación de posiciones deudoras o descubierto

Se trata de la comisión más desagradable que pagaremos jamás al banco, dado que tiene lugar cuando hemos incurrido en descubierto en nuestra cuenta;es decir, cuando estamos en “números rojos”. El banco procede a enviarnos una notificación por SMS o correo, informándonos de la situación y la necesidad de corregirla cuanto antes, con el fin de evitar el recargo de intereses. Se trata de una comisión fija que puede llegar a alcanzar los 35 eurosen algunas entidades. Teniendo en cuenta que el descubierto tiene lugar incluso aunque se trate de un importe negativo ínfimo, la situación puede llegar a salirnos muy cara.

Principales comisiones de las tarjetas de crédito

En el caso de las tarjetas de crédito, lo habitual es la aplicación generalizada de todas estas comisiones, salvo quizá la comisión de emisión, renovación y mantenimiento, la cual suele ser eliminada en el caso de clientes que domicilien su nómina, pensión o ingreso equivalente.

1.- Comisión por emisión, renovación o mantenimiento

Obviamente, se trata de 3 comisiones distintas, las cuales tienen lugar en momentos diferenciados como son la emisión de la tarjeta, la renovación de la misma y su mantenimiento anual.

2.- Comisión por emisión de duplicado

Hay clientes que solicitan la emisión de duplicados de tarjetas, en cuyo caso puede llegar a cobrarse una comisión.

3.- Comisión por reintegro de efectivo

Por regla general, los reintegros del saldo de nuestra cuenta utilizando un cajero de nuestra propia entidad suelen estar libres de cualquier tipo de comisión. Sin embargo, si acudimos a un cajero de una red o entidad bancaria distinta, es probable que se nos cobre algún importe por la operación.

4.- Comisión por sacar dinero a crédito

Utilizar la tarjeta de crédito para sacar dinero del cajero implica estar haciendo uso del crédito disponible en dicha tarjeta, lo cual supone el devengo de una comisión que suele ser un porcentaje con un importe mínimo de alrededor de 3 euros.

5.- Comisión por transferencia de fondos a la cuenta

En realidad, ésta es una operación muy similar a si estuviésemos sacando dinero a crédito del cajero, salvo por el hecho de que dicho importe es transferido a nuestra cuenta corriente. Por ese motivo, esta operación también lleva aparejada una comisión.

6.- Comisión por compras en una divisa distinta

En el caso de que hagamos compras en un país fuera de la zona euro, o realicemos operaciones por Internet en una moneda distinta, nuestro banco nos aplicará una comisión, la cualsuele ser cargada directamente en el tipo de cambio aplicado a la moneda utilizada.

7.- Comisión por fraccionamiento de las compras

Si optamos por aplazar la liquidación del saldo utilizado en nuestra tarjeta de crédito, más allá del periodo mensual en el que realizamos la compra, entonces nuestro banco nos cobrará los intereses correspondientes. En el caso de algunas tarjetas, se opta por el cobro de una comisión por un porcentaje con un importe mínimo.

Herramientas de Contenido