Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

Esparza VE A barkOs “INCAPAZ” DE LIDERAR LA PROSPERIDAD

Asegura que la presidenta tiene un proyecto nacionalista cuyo objetivo es “la ruptura con España”
El dirigente de UPN no plantea ni una sola medida y se agarra a la cuestión identitaria

Javier Encinas Javier Bergasa - Viernes, 27 de Octubre de 2017 - Actualizado a las 06:10h

Gesto serio de Javier Esparza, en su escaño.

Gesto serio de Javier Esparza, en su escaño.

Galería Noticia

Gesto serio de Javier Esparza, en su escaño.

pamplona- El larguísimo Debate sobre el estado de la Comunidad tuvo en el cruce de reproches entre Javier Esparza y Uxue Barkos los momentos más interesantes y también más tensos. Del pulso salió claramente derrotado el aspirante a presidente. De entrada porque el formato favorece a quien lleva las riendas de la Comunidad, ya que no tiene limitado su tiempo de intervención y, además de que dispone de todos los datos, cuenta con argumentos para contrarrestar las tesis de quien perteneció al Gobierno anterior que dejó Navarra al borde la quiebra económica.

Sin salirse de su habitual guión, Esparza centró los ataques al Gobierno en la cuestión identitaria, las infraestructuras como el TAP y el Canal -que UPN y PP dejaron empantanadas en 2013- y la fiscalidad que ha contribuido a que Navarra revierta los recortes de la pasada legislatura.

En un tono quizá un pelín menos bronco que en otras ocasiones, Esparza aseguró que Barkos “es incapaz de encabezar un proyecto de prosperidad porque lidera un proyecto nacionalista con la obsesión de unirse al País Vasco y cuyo objetivo es la ruptura con España”.

“Por mucho que se empeñe en decirlo, eso es mentira”, le replicó Barkos, que recordó que en el cuatripartito “están recogidas todas las sensibilidades de Navarra”.

Para entonces, el líder de UPN ya había subrayado “la absoluta comunión entre Adolfo Araiz -portavoz de EH Bildu- y Barkos, hasta el punto de que consideró que la presidenta “si sigue así, en las próximas elecciones podría ser la candidata de EH Bildu y lo más grave es que lo hace por convicción”.

En el embrollo que han organizado UPN y el Gobierno del PP en torno al tren de altas prestaciones y el Canal de Navarra es donde Esparza pareció sentirse más cómodo.

Después de valorar que el Ejecutivo foral “es alérgico al progreso”, instó a Barkos a que “aproveche la voluntad del Gobierno de España para hacer realidad el corredor ferroviario”. No obstante, se permitió aseverar que “la alta velocidad llegará a Navarra, pese a usted y a Araiz”.

“En torno al TAP han protagonizado un teatrillo y han pactado algo que no tiene nada que ver con el interés general”, le reprochó Barkos, antes de constatar que “si a usted le interesara que Navarra gestionara esta infraestructura sin castigar las cuentas de los navarros y un corredor que nos conecte con Mediterráneo y Europa nos estaría apoyando”.

El rifirrafe se repitió con el Canal después de que Esparza asegurara que el Gobierno foral “no es capaz de liderar la segunda fase”. Barkos le reiteró su compromiso de “llevar agua de calidad a la Ribera en las mejores condiciones”, tras recordar a Esparza “que es imposible cumplir” con las hectáreas que pretende regar después de que fuera él quien optó por llevar el agua para la ampliación de la primera fase.

euskera, fiscalidad y víctimasTampoco faltaron en el discurso de Esparza otros socorridos asuntos como la acusación de que el Gobierno “impone el euskera”, o que “por primera vez se ha utilizado el régimen foral para convertir a los navarros en los españoles peor tratados” desde el punto de vista tributario.

“Nos acusa de frenar el PAI, pero los datos dicen que no es así” y “me dice que hemos convertido a Navarra en la comunidad menos atractiva” para la inversión empresarial, “pero tampoco es así”, le dijo Barkos, antes de enumerarle las inversiones de empresas como Volkswagen, Viscofan, Sarrió, Congelados Navarra...”.

Esparza, que no planteó ni una sola medida para mejorar la situación de Navarra, elevó la tensión al considerar que Barkos “no puede hablar de las víctimas de ETA después de pactar con Bildu”.

“No solo no hablo, sino que vamos a seguir trabajando por ellas”, dijo Barkos, que recordó que “este Gobierno ha atendido a víctimas de ETA que ustedes olvidaron”.

Últimas Noticias Multimedia