Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

Catalunya como cortina de humo en Navarra

Por Larraitz Trinkado - Domingo, 29 de Octubre de 2017 - Actualizado a las 06:10h

Tengo que reconocer la picaresca de algunos partidos para no hablar de sus escándalos de corrupción o de su pésima gestión pública mientras consiguen desviar la atención de la opinión pública a Catalunya, y además haciéndolo con amenazas al autogobierno de otras comunidades autónomas como es el caso de Navarra, ¡arriba Gamazo!

Esta misma semana, mientras la fiscal Concepción Sabadell afirmaba que latrama Gürtel era “una actividad duradera para delinquir y apropiarse de fondos públicos”, y mientras conocíamos que la fiscalía anticorrupción atribuye varios episodios de “malversación” al PP en el caso del Canal de Isabel II, aquí en Navarra, su presidenta, Ana Beltrán, se dedicaba a sugerir la aplicación de medidas similares a las que se adoptan en Catalunya para nuestra tierra. Y lo dice sin despeinarse, con solo dos parlamentarios representados en la Cámara foral. Seguramente el propósito estaba claro, en pleno pico informativo de la trama Gürtel, tocaba desviar la atención hacia otro lado.

Esta misma semana también hemos podido conocer de primera mano el posible agujero de 20 millones de euros al que nos tenemos que enfrentar los estelleses por las indemnizaciones a los propietarios en los terrenos de Oncineda, ya que finalmente el jurado de expropiación acepta el precio de 108 euros por m². Un verdadero drama para la Ciudad del Ega, que puede llegar a ser intervenida por el Gobierno de Navarra. En esta cuestión, toda Estella está esperando que Begoña Ganuza (UPN) explique por qué si su partido estaba en contra de dicho proyecto siguió firmando anexos y, sobre todo, por qué en lugar de continuar con la tasación de 43,94 euros el metro cuadrado estableció un precio de 108 euros el metro cuadrado. Una situación que puede llevar al Ayuntamiento a la ruina. Poco hemos oído hablar de Oncineda esta semana en Navarra, y menos aún a UPN y PSN, muy preocupados por la catalanización de Navarra. Da la sensación que algunos quieren catalanizar la política foral solo como cortina de humo para no hablar de sus actuaciones en la gestión pública.

En la misma línea hemos conocido, en el último informe emitido por la Cámara de Comptos, cómo entre 2010 y 2016 la Mancomunidad de Bardenas Reales dedicó más de 900.000 euros a supuestos gastos protocolarios, asistencias a reuniones e indemnizaciones a cargos electos. Todo muy ético. Pero lo importante no consiste en explicar estos despilfarros, lo importante ahora es diseñar una buena cortina de humo y hablar de Catalunya y su posible contagio a Navarra.

Pan y circo. Sigamos hablando largo y tendido de la república confederal de Euskal Herria y afilemos el discurso identitario (que tanto gusta) en la agenda mediática, así nos evitamos dar explicaciones de los 67 millones de euros por litigios que hemos tenido que pagar sólo este año de los cañonazos del Ejecutivo anterior: ¿recuerdan la Ciudad del Transporte? Pues eso, otro caso de gestión del suelo cuyos beneficios solo revierten a intereses privados, pero pagados con dinero de todos.

La lista de despropósitos es muy larga y van saliendo a la luz, por eso la agenda mediática del tripartito está volcada en debatir de euskera, banderas y Catalunya, no vaya a ser que los navarros tomen conciencia de la mala praxis que algunos han llevado a cabo mientras gobernaban la comunidad y la mayoría de sus ayuntamientos.

Hablan de legalidad, solo de leyes, para ceñirse al guión de Catalunya: 155 y se acabó. Fundamentalismo frente a tacticismo, buenas dosis de nacionalismo español en vez de buenos estadistas que busquen un diálogo sincero y el pacto entre iguales. Así están las cosas en el ruedo ibérico. El mismo ruedo donde aplican sin pestañear un artículo del Código Penal elaborado al calor del terrorismo yihadista para los jóvenes de Alsasua. Ahora que se cumple un año de aquel despropósito judicial, también denunciado desde instancias europeas, no interesa hablar de ello, hablemos de Catalunya, para vulneración de derechos, los de aquellos que solo quieren votar. Así están las cosas, mientras algunos guardias civiles (haciendo flaco favor al resto de sus compañeros) graban sin permiso al alcalde de Alsasua un año después de aquellos lamentables sucesos, otros empeñados en polarizar la sociedad y buscar extraños parecidos entre la Generalitat, Lakua, el Gobierno navarro y la consiguiente amenaza a nuestro autogobierno. Está claro que en ese intento de extrapolar el procés a Navarra (y aquí vale todo, incluso cualquier declaración de Otegi en otra comunidad) no buscan el bien común ni la convivencia, sino una tensión que sólo interesa al nacionalismo jacobino y recentralizador made in Madrid.

Buscan impulsar a los sectores más extremos, con los que solo ellos se sienten cómodos, azuzar e inocular el miedo. Estos días, muchos en Navarra buscan la polarización social y política con Catalunya, a río revuelto ganancia de pescadores. “Hablemos del procés, a ver si así se olvidan de laGürtel, el Canal de Isabel II, Oncineda, la Comunidad de Bardenas, la Ciudad del Transporte o de los tres jóvenes de Alsasua que ya llevan un año encarcelados y con una petición de penas muy desproporcionada”, maquinarán algunas mentes. Vivimos tiempos difíciles, buscan polarizarnos, pero no les dejaremos. Y menos aún que nos amenacen veladamente con el 155. Señores del tripartito, desde Geroa Bai defenderemos nuestro autogobierno sin miedo, sin rencor y sin complejos.

Miembro del herrigune de Geroa Bai Estella-Lizarra

Herramientas de Contenido