Aranzadi renueva su compromiso “crítico” con el cambio enIruña

Asume “sin compartir todos sus extremos” y pide una moratoria de plazas turísticas

Martes, 31 de Octubre de 2017 - Actualizado a las 06:10h

pamplona- La candidatura municipal de Aranzadi ha renovado su compromiso con el cambio, “un compromiso crítico y vigilante”. Tras varios meses de trabajo “asumir sin compartir en todos sus extremos el decreto de Alcaldía, ya que puede ser problemático por posibles interferencias entre áreas, lo cual puede restar eficacia a la gestión”. Manifiestan sus dudas con la nueva área de Desarrollo Comunitario. No ven satisfactorio todavía el resultado del proceso de negociación iniciado y, por ello, consideran “necesario seguir manteniendo un diálogo continuo”, y seguir negociando aspectos “pendientes” como mejoras en las áreas municipales (incluyendo el incremento de plantilla necesaria), creación de un grupo motor para impulsar proyectos estratégicos, revisión del acuerdo programático e impulso de “un verdadero Plan de Ciudad con las personas en el centro”. Pide además al resto de socios de gobierno “estar a la altura del esfuerzo realizado por este grupo”. Propone a su vez hasta diez ejes estratégicos del cambio para avanzar estos dos años hacia “una Pamplona de los ciudadanos que ponga en el centro a las personas”. Plantean así profundizar en una política municipal que garantice “el derecho a la vivienda y que incluya acciones antidesahucios”, redistribuir la riqueza a través de una fiscalidad progresiva e “invertir para poner a los ciudadanos en el centro de la economía de esta ciudad”. Otras propuestas son crear la Oficina de Mediación de la Policía Municipal, cambiar el modelo energético de la ciudad, impulsar la participación y la creación de una “red de espacios comunitarios autogestionados y/o cogestionados, y prevenir y trabajar los “efectos de la turistificación” con una moratoria de plazas turísticas”. - A.I.

las claves

Cuestionan que Aranzadi logre una nueva concejalía sin mayor carga de trabajo

pamplona- UPN afirmó ayer que la reorganización “es en realidad un pago de favores políticos para tener tranquilos a los grupos que le apoyan a cargo de todos los pamploneses, porque con sus impuestos se paga el incremento de la nueva estructura”. Califican de “decepcionante” que “el alcalde haya tardado casi seis meses en encontrar solución a los evidentes problemas internos que sufría su gobierno y que después de este tiempo solo haya atinado a sacar el talonario y multiplicar el número de concejales delegados”.

En este sentido, ponen el acento en que “después de la crisis desatada por sus concejales, Aranzadi logra una nueva concejalía delegada, con una asignación de 48.602,90 euros de sueldo sin que exista mayor carga de trabajo o atribuciones respecto a la organización de 2015”. De hecho, “una de las conclusiones evidentes de la nueva estructura es que el concejal Armando Cuenca y compañía ganan peso, cuando a la vista de su gestión deberían estar hace meses fuera del gobierno municipal”.

Además, han señalado que la solución de Asiron conlleva otro aumento del número de altos cargos. En este sentido, se han preguntado si “Itziar Gómez va a someterse una vez más a Bildu manteniendo la estructura y los cargos de Romeo, el gran defenestrado después de una experiencia lamentable como concejal de Seguridad”. - D.N.