Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

La crisis catalana dispara en el CIS las expectativas de Ciudadanos y penaliza a Unidos Podemos

El PP sigue en cabeza con el 28% de los votos, seguido del PSOE (24,2%); Unidos Podemos cae al 18,5% y Ciudadanos sube al 17,5%

La independencia catalana, principal problema de España tras el paro

d.n. - Martes, 7 de Noviembre de 2017 - Actualizado a las 12:37h

Los líderes de Podemos y Ciudadanos, Pablo Iglesias (i) y Albert Rivera (d)

Los líderes de Podemos y Ciudadanos, Pablo Iglesias (i) y Albert Rivera (d) (EFE)

Galería Noticia

PAMPLONA. El PP sería hoy el partido más votado en unas elecciones con un 28 % de los sufragios, aunque cae ocho décimas, según la encuesta del CIS, que confirma la caída de Unidos Podemos, del 20,3 al 18,5 por ciento, mientras que Ciudadanos sube tres puntos hasta el 17,5 y el PSOE pierde siete décimas (24,2).

Unidos Podemos acusa así el desgaste por la crisis catalana en el sondeo del Centro de Investigaciones Sociológicas, que se realizó entre los días 2 y 11 de octubre y es la primera con estimación de voto de los diferentes partidos desde el referéndum en Catalunya del 1-O.

Ciudadanos, en cambio, se acerca ya a Unidos Podemos y sus confluencias y se sitúa a un sólo punto porcentual del partido de Pablo Iglesias, aunque no llega a superarlo.

Desde la última encuesta con estimación de voto del CIS, publicada en julio, los partidos catalanes apenas acusan variaciones en sus apoyos electorales, ya que ERC pasa de un 2,9 a un 2,7 por ciento, el PDeCAT también pierde una décima hasta el 1,6, mientras que la confluencia catalana de Podemos (En Comù Podem) pierde dos décimas hasta el 3,5.

A pesar de la caída de siete décimas del PSOE, acorta en una décima su diferencia con el PP, del que ya sólo le separa un 3,8 por ciento en estimación de voto.

Entretanto, el PNV sube tres décimas y pasa del 1,0 al 1,3 por ciento, en tanto que EH-Bildu pierde otra y se queda en el 0,7 y Coalición Canaria también cae una décima, hasta situarse en el 0,3.

LA INDEPENDENCIA CATALANA ES YA EL SEGUNDO PROBLEMA La preocupación de los ciudadanos por la independencia de Catalunya se ha disparado en el último mes y ya es el segundo problema más citado por los españoles, tras el paro.

Así, la independencia de Catalunya es citada como uno de los principales problemas de España por el 29 por ciento de los encuestados, frente al 7,8 por ciento que mencionaba esta preocupación en el anterior barómetro.

De hecho, para un 15,6 por ciento de los 2.487 entrevistados por el CIS la crisis catalana es su principal preocupación, algo que solo opinaban un 3,2 por ciento en la encuesta de septiembre.

Fue en ese barómetro del CIS en el que se disparó la preocupación por la situación en Catalunya y entró a formar parte de los diez mayores problemas del país, según los españoles, ya que hasta entonces no había llegado al 3 por ciento.

Así, antes del verano, solo un 2,6 por ciento de los españoles situaba este asunto entre sus principales preocupaciones (barómetro de julio) y un 1,2 por ciento (barómetro de junio).

Hace un año, en el estudio de octubre de 2016, solo un 0,6 por ciento consideraba que una hipotética independencia de Catalunya estaba entre los mayores problemas del país.

Las respuestas a otra de las tradicionales preguntas del CIS, las preferencias sobre la organización del Estado, se mantienen en porcentajes similares a otros meses y, así, un 10,2 por ciento de los encuestados sería partidario de reconocer la independencia a las comunidades autónomas, prácticamente el mismo porcentaje que hace un año (10,1 por ciento en el barómetro de octubre de 2016).

Un 17,5 por ciento preferiría un Estado sin autonomías; un 10,7 por ciento querría menos competencias autonómicas; un 13,4 por ciento, por el contrario, preferiría comunidades autónomas con más competencias, mientras que sigue siendo la opción mayoritaria una organización territorial como la actual (39,2 por ciento).

Tampoco hay apenas cambios en cuanto a los sentimientos de pertenencia, y un 53,7 por ciento de los españoles dicen sentirse tan españoles como miembros de su respectiva comunidad.

Un 16,1 por ciento de los encuestados se siente "únicamente español"; un 7,5 por ciento, más español que de su autonomía; un 10,2 se siente más de su comunidad que español; mientras que un 6,2 -mismo porcentaje que hace un mes- no se siente español, sino solo miembro de su comunidad.

Este aumento de la preocupación por Catalunya que refleja el CIS, supera ya a cuestiones como la corrupción, los problemas económicos o los partidos políticos, que tradicionalmente estaban muy por delante.

No obstante, la primera inquietud sigue siendo el paro, citado por el 66,2 por ciento (69,5 % en el barómetro anterior).

Tras el paro y Catalunya, el tercer problema que más preocupa es la corrupción y el fraude, con el 28,3 %, (38 % en septiembre), seguido de "los políticos, los partidos y a política en general", que también ha aumentado, al pasar del 20,7 % de septiembre al 27,5 actual.

Los problemas de índole económico (21,9 %), la sanidad (8,3 %), los problemas de índole social (7,8 %), el Gobierno y la educación (ambos con el 5,3 %) y el terrorismo internacional (3,1 %) completan el decálogo de principales inquietudes de los españoles.

Sin embargo, la preocupación por el terrorismo internacional ha bajado considerablemente respecto a septiembre, cuando estaban muy recientes los atentados yihadistas de Barcelona y Cambrils y alcanzó el 15,6 %.

VALORACIÓN DE LÍDERES POLÍTICOS El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, es el líder político peor valorado entre los cuatro grandes partidos y el penúltimo en la calificación a los portavoces de todas las formaciones políticas con representación en el Congreso, solo por delante de Joan Tardá (ERC).

Así consta en la valoración de los portavoces parlamentarios y líderes políticos que hace el Centro de Investigaciones Sociológicas, y que da a Iglesias una calificación de sólo 2,67 puntos.

El líder más valorado de los cuatro grandes partidos es el presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, con una nota de 3,75, seguido del secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, con un 3,61, mientras que el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, tiene una nota de 3,02.

Rajoy, sin embargo, se sitúa mejor que Sánchez en la confianza que le dan los ciudadanos que, no obstante, es, en ambos casos, escasa.

Así, sólo el 19,7 por ciento tiene mucha o bastante confianza en Rajoy, frente al 14,2 por ciento en el caso de Sánchez, mientras que el presidente del Gobierno inspira poca o ninguna confianza al 78,6 por ciento de los encuestados y el líder socialista al 83 por ciento.

La líder política más valorada entre los portavoces del Congreso es Ana Oramas, de Coalición Canaria, con una nota de 4,36.

La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, continúa siendo el miembro del Ejecutivo de Mariano Rajoy más valorado por los ciudadanos, mientras que el titular de Industria, Álvaro Nadal, pasa a ser el peor calificado.

La 'número dos' del Gobierno es la mejor valorada con una nota de 3,69, mientras que ministro de Industria desbanca, con 2,42 puntos, como el peor valorado al de Hacienda, Cristóbal Montoro, de acuerdo a la encuesta del CIS de octubre, la primera desde el referéndum ilegal en Catalunya del pasado 1 de octubre.

Tras Saénz de Santamaría se sitúa en segundo puesto la ministra de Agricultura, Isabel García Tejerina, con 3,14, seguida del Gobierno y titular de Educación, Íñigo Méndez de Vigo, con 3,12.

El ministro de Economía, Luis de Guindos, sube al cuarto puesto, con una nota de 3,11, y el de Fomento, Íñigo de la Serna, al quinto, con 3,05 puntos.

Les siguen en el sexto, séptimo y octavo puesto los titulares de las carteras de Defensa, María Dolores de Cospedal (2,95); Interior, Juan Ignacio Zoido (2,86); y Empleo, Fátima Báñez (2,84), mientras que los de Justicia, Rafael Catalá, y Exteriores, Alfonso Dastis, comparten el noveno con una nota de 2,62.

Cierran la clasificación la ministra de Sanidad, Dolors Montserrat, con una puntuación de 2,61; el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro (2,50), que abandona el último puesto de los últimos barómetros; y Álvaro Nadal con sus 2,42 puntos.

Herramientas de Contenido