Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra
Un joven de 21 años, vecino de Pamplona

Deja inconsciente a una mujer en un piso de citas de Pamplona y le roba

La Policía Foral ha detenido a un joven de 21 años por pegar a la víctima y dejarle la cara deformada

Enrique Conde - Miércoles, 13 de Diciembre de 2017 - Actualizado a las 06:10h

Fachada del juzgado de guardia de Pamplona.

Fachada del juzgado de guardia de Pamplona. (Javier Bergasa)

Galería Noticia

  • Fachada del juzgado de guardia de Pamplona.

pamplona- Un joven de 21 años, vecino de Pamplona y de origen venezolano, fue detenido el domingo por la Policía Foral en una localidad de la Comarca de Pamplona después de que a primera hora de la mañana fuera denunciado por una mujer que trabaja en un piso de citas de la Chantrea que le acusaba de haberla agredido en pecho, rostro y cuello, de haberla dejado inconsciente en la habitación y de sustraerle el dinero que guardaba en la mesilla. La titular del Juzgado de Instrucción número 3 de Pamplona le dejó en libertad investigado por un delito de robo con violencia e intimidación y otro de lesiones.

El arrestado había contratado por teléfono un servicio con la mujer, de origen latinoamericano, y que recibe a clientes en un piso del barrio de la Chantrea de la capital navarra. El varón acudió al piso a primera hora de la mañana, a la salida de una discoteca. Tras efectuar el servicio y pagar por el mismo una determinada cantidad, la mujer depositó el dinero en la mesilla y se tumbó a descansar. En ese momento, el cliente, sin mediar palabra, agarró a la mujer por detrás y le apretó fuertemente el cuello con el brazo derecho. El estrangulamiento fue de tal intensidad que aunque la denunciante intentó zafarse tratando de apartarlo con su manos y arañándole en cuello y torso, ella llegó a perder el conocimiento y quedó tumbada en el suelo. Cuando la víctima despertó, el presunto agresor había desaparecido e igualmente le habían sustraído 450 euros de la mesilla, entre ellos el dinero que el arrestado había pagado por el servicio.

La denunciante presentaba lesiones en la cara, el pecho y el cuello y, ante el temor de haber sido víctima de una agresión sexual, acudió de inmediato al hospital para someterse a un examen ginecológico, donde se descartaron lesiones constitutivas de ese delito. Sí que tuvo que ser atendida por los diversos golpes y traumatismos que presentaba en el rostro, que le causaron hinchazón y hematomas en ojos y pómulos. Su cara estaba completamente deformada en el momento de ser atendida. A continuación, la víctima interpuso denuncia en la Policía Foral y el equipo de Policía Judicial de Pamplona del cuerpo autonómico consumó el arresto del varón durante el domingo.

Herramientas de Contenido

Últimas Noticias Multimedia