La semana

Con la mirada puesta en 2011

por F. Pérez-nievas - Sábado, 16 de Diciembre de 2017 - Actualizado a las 06:11h

Galería Noticia

no es que sea un cerrojo en cuestiones de números, pero debo reconocer que no es lo que mejor se me da. Quiero decir, para que se me entienda, tengo más dotes para escribir cuatro líneas que se van a leer en una boda o para preparar un buen pollo con verduras que para hacer una multiplicación. Pese a todo, me producen esa especie de atracción que tiene el que sabe que se enfrenta a un reto;como quien sube una montaña con el esfínter apretado y mirando al frente en lugar de al paisaje porque cree que puede caer rodando como el queso al que persigue una recua de irlandeses ladera abajo. Si. Me encanta sumergirme en algunas cifras y tratar de encontrar lo que esconden los porcentajes, lo que significa que algo suba, baje o se quede como está. Por eso los lectores leerán a menudo artículos sobre estadísticas en los que disfruto como un perro chico. Bueno, esto viene a que el otro día nos soltaron una buena ración de ceros, cuatros, treses, doses y sietes bajo el título “Presupuesto de 2018”. Yo que tengo por defecto (uno de tantos) comparar y ver artículos de otros años, encontré uno de noviembre de 2010, justo en la antesala del Plan de Sostenibilidad que nos hizo apretarnos el cinturón. Aquel último gran presupuesto ascendía a 46,8 millones de los que 10,07 eran de inversión. A primera vista las cuentas eran superiores a las de este año en 2 millones, pero había 4 millones más de inversiones (la mayoría de las cuales, busquen el artículo, eran las mismas que para 2018). Bueno, decía que en aquellos años de vacas gordas veía el desfase que había en las aportaciones a algunas entidades, sobre todo viendo lo que se da ahora. Veamos algunos ejemplos: Consorcio Eder 76.500 euros (2011) por los 48.000 actuales;Vía Verde del Tarazonica 65.000 euros (2011) por los 35.000 actuales;Cátedra de Calidad de la Uned 77.500 euros (en 2011) por los 63.200 actuales;asignaciones a corporativos 135.000 euros (2011) por los 70.130 actuales (5% menos que en 2017);asignaciones alcaldía 46.500 euros (2011) por los 26.260 actuales (2% más que en 2017). En aquellos años las previsiones de ingresos por ICIO (impuesto implicado en las obras lo que señala la actividad económica) era de 1,6 millones, cuando este Consistorio espera 800.000 euros para 2018, un importante incremento del 10% respecto a 2017. Ahora que nos digan que vivíamos por encima de nuestras posibilidades.

Últimas Noticias Multimedia