Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

Pendientes de los ocho diputados encarcelados

La composición del Parlament puede verse alterada si se ven obligados a renunciar al no poder participar en la investidura

Sábado, 23 de Diciembre de 2017 - Actualizado a las 06:11h

pamplona- La mayoría independentista surgida de las urnas y configurada por los 34 escaños de Junts per Catalunya, los 32 de ERC y los cuatro de la CUP tiene un problema. Ocho de sus diputados están en este momento en prisión o viviendo en Bélgica y no hay garantías de que puedan participar en la sesión de investidura.

El expresident podría recuperar el cargo si hay un acuerdo entre los tres partidos, pero no ha aclarado si volverá o no a Barcelona. Puigdemont encabeza la lista de JxC por la capital catalana. La tercera de esa lista, la ex consellera Clara Ponsati, y el segundo de la candidatura de JxC en Girona, Lluís Puig, siguen también en Bruselas. Tampoco está claro que pueda participar en la votación de investidura el número dos de esa lista, Jordi Sànchez. El presidente de la ANC está en prisión acusado de rebelión, sedición y malversación. Y lo mismo ocurre con el ex conseller de Interior Joaquim Forn, el siete de la candidatura.

La situación es idéntica en las filas de ERC. El jefe de lista, Oriol Junqueras, está en la prisión de Estremera junto a Forn. Y la cabeza de la listas de Lleida, Meritxell Serret, y el número siete de la de Barcelona, Toni Comín, continúan junto al ex president en Bélgica.

Por lo pronto, son ocho los diputados que le bailan al independentismo. Es posible que puedan tomar posesión del acta de parlamentario, ya que el artículo 23 del Reglamento del Parlament solo les exige “presentar al Registro General del Parlamento la credencial” y “prometer o jurar respetar la Constitución española y el Estatut”. Más compleja es la situación de los parlamentarios exiliados porque aunque pueden pedir autorizaciones para no asistir a los trabajos parlamentarios, este tipo de autorizaciones no pueden ser indefinidas. Si se ven imposibilitados para votar, los ocho deben renunciar a sus escaños y dejar que corra la lista, porque sino se arriesgan a perder la investidura,

Más difícil es que puedan salir los encarcelados para participar en sesiones parlamentarias, pues aunque pueden pedir un permiso, la concesión depende del juez. - D.N.