la valentía de los supervivientes

Isabel II recuerda los atentados de Londres y Mánchester en su discurso de Navidad

Domingo, 24 de Diciembre de 2017 - Actualizado a las 19:24h

Isabel II, reina de Inglaterra

Isabel II, reina de Inglaterra (EFE)

Galería Noticia

Isabel II, reina de Inglaterra

El discurso navideña de la reina de Inglaterra, Isabel II, ha destacado este año la reacción de Londres y Mánchester tras los "desoladores atentados" sufridos por estas ciudades el año que termina. Además, ha tenido unas palabras para su marido, el duque de Edimburgo, Felipe, quien ha abandonado este año sus funciones reales.

La monarca, de 91 años, ha destacado las "poderosas identidades" de Mánchester --22 muertos en un atentado suicida en un concierto de Ariana Grande el 22 de mayo-- y Londres --6 muertos en un ataque con un todoterreno junto al Parlamento británico-- en su reacción ante los atentados y el catastrófico incendio de la Torre Grenfell londinense --71 muertes--.

La reina ha destacado que pudo comprobar la "valentía y resistencia" de los supervivientes del atentado de Mánchester cuando los visitó en los hospitales.

A nivel personal, Isabel II ha dado las gracias por "la bendición del hogar y la familia" y ha destacado el "único" sentido del humor de su marido, el duque de Edimburgo. Felipe ha pasado 65 años al lado de Isabel II en labores reales antes de renunciar a ellas a los 95 años de edad tras más de 22.000 actos individuales.

"No sé si alguien ha inventado cuando yo nací el término 'platino' para celebrar el 70º aniversario de boda. Nadie esperaba que durases tanto", ha bromeado la reina. "Incluso Felipe ha llegado a la conclusión de que es el momento de frenar un poco después de, como dice él, 'haber hecho su pequeña parte', pero sé que su apoyo y su sentido único del humor seguirán tan fuertes como siempre", ha añadido.

El duque de Edimburgo ha realizado apariciones ocasionales y ha acompañado a otros miembros de la familia real que han participado en la tradicional Misa de Navidad en Sandringham. Entre ellos estaba la prometida del príncipe Enrique, Meghan Markle, que está pasando las fiestas navideñas con la familia real británica.

La reina ha participado también en la misa después de que el año pasado se la perdiera por un fuerte resfriado. En su mensaje, ha asegurado que está deseosa de recibir a los nuevos miembros de la familia, en referencia a Markle, que se casará en mayo con Enrique, y al nuevo embarazo --el tercero-- del primogénito de Carlos de Inglaterra, Guillermo, y su esposa, Catalina.

El discurso navideño es una arraigada tradición británica que inició el rey Jorge V en 1932 a través de la radio. La primera emisión televisada data de 1957.