Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra
Carme Varela exsecretaria de la fundación castelao y experta en teatro y producción audiovisual

“No estuvieron los que tenían que estar: la Administración llegó tarde, mal y tropezando”

Carme Varela vivió la tragedia del ‘Prestige’ desde la indignación del corazón y la racionalidad del análisis de una de las mejores cabezas de Galicia. Aquí está su visión

Domingo, 24 de Diciembre de 2017 - Actualizado a las 06:10h

Galería Noticia

Pamplona- ¿A dónde la ha llevado la vida Carme Varela en estos años? Seguimos vivos que no es poco. El tiempo ha pasado volando. La frase no es mía se la robo a mi madre que antes se la robó a mi abuela. Sigo trabajando en el sector privado y desde luego he asistido atónita a la transformación tan brutal que ha tenido la sociedad en estos años. Si me hubiesen teletransportado del Prestige al 2017 me resultaría difícil creer lo que está sucediendo: empobrecimiento brutal de la clase media, corrupción institucionalizada y la aparición de un cierto caos sistémico. En lo más personal echo de menos alguna gente que se nos ha ido y cuando una gallega dice esto hay que preguntarle siempre si habla de muertos o de emigrados y la respuesta es hablo de todos.

Echemos la vista atrás: ¿qué recuerda de aquella catástrofe?

-Recuerdo el Prestige primero como un gran shock emocional. La sensación de que habíamos perdido algo importante sobrevuela aquel recuerdo. La sensación de que estábamos muy solos aunque muchas manos solidarias vinieran a retirar chapapote. Porque no estaban los que tenían que estar, quienes administraban la cosa pública llegaron tarde y tropezando y eso es imperdonable. No fueron capaces de transmitir sosiego, tranquilidad ni la confianza de que alguien con aplomo y responsabilidad estaba al frente de la gestión de la castástrofe.

Quince años después, ¿qué ha cambiado y qué no ha cambiado allá?

- En aquellos momentos parecía que las cosas no podían seguir sociopolíticamente así, surgió la campaña Nunca Mais pero ahora siguen gobernando los mismos, este verano no ha sido el fuel sino los incendios.. Entre el Prestige y hoy, quien en aquel momento era presidente -Fraga Iribarne- perdió unas elecciones. Hubo un gobierno bipartito al que los ciudadanos no renovamos la confianza al cabo de 4 años. La sociedad gallega en estos años de crisis brutal se ha visto que es muy frágil. Se ha acelerado la pérdida de población, el envejecimiento de la sociedad, no se ha frenado la sangría de la emigración y somos hoy un poco más pobres aún de lo que éramos. Se ha demostrado que la planificación no es nuestro punto fuerte y los incendios de 2006 y más aún los del 2017 han dejado claro que tenemos muchas debilidades y que nosotros, que tenemos fama de ser tan trabajadores, no trabajamos bien a medio y a largo plazo. Malas señales que convendría corregir con rapidez porque el tiempo pasa y nos vamos poniendo viejos. Y sobre nuestras cabezas sobrevuela el pensamiento de que si el Prestige volviese a encallar quizás no lo haríamos mucho mejor de lo que lo hicimos en aquel momento. En ese sentido me puede el pesimismo. Ah!, y una reflexión más, si hubiese que volver a instruir judicialmente un caso tan complejo como el del Prestige la instrucción la seguiría haciendo un pequeño juzgado de un pueblo como fue el caso? Dios nos coja confesados! - J.I.C.

Herramientas de Contenido

Últimas Noticias Multimedia