Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Documental sobre Remigia Echarren y Rita Aguinaga

Las biografías de estas dos mujeres de Pamplona forman parte del proyecto ‘Píldoras de vida’

Jueves, 28 de Diciembre de 2017 - Actualizado a las 06:11h

pamplona- Dos piezas documentales presentadas ayer recuerdan la vida y los hitos de dos mujeres, Rita Aguinaga, la primera cantante que tuvo el Orfeón Pamplonés, y Remigia Echarren, funambulista. Estas dos biografías audiovisuales son los dos primeros trabajos del proyecto ‘Píldoras de vida’, puesto en marcha por el grupo Nombrar Mujeres en Pamplona, que busca reconocer y visibilizar la labor realizada por diferentes mujeres en su contribución a la historia de la ciudad. Coincidiendo con las fechas navideñas y bajo el lema ‘Regala memoria - Memoria oparitu’, el Ayuntamiento ha elaborado unas memorias USB en las que se incluyen tanto los dos primeros documentales como un sport de presentación del grupo Nombrar Mujeres en Pamplona. Esos USB estarán disponibles de forma gratuita en el área de Igualdad y LGTBQI (4ª planta de la Casa Consistorial), en Ematic (calle Compañía, 29), en Harrotu (calle San Gregorio, 28) y en Zentro (Condestable). Además, se repartirán entre diferentes colectivos y entidades sociales. Está previsto realizar diferentes presentaciones y actividades a lo largo de 2018, una vez que ‘Píldoras de vida’ vaya sumando piezas audiovisuales.

La funambulista Remigia Echarren nació en el barrio de la Navarrería el 11 de abril de 1953. Los primeros datos que existen sobre sus actuaciones, bajo el nombre artístico de Mademoiselle Agostini, datan del 12 de julio de 1882. En esa ocasión actuó durante los Sanfermines, cruzando la Plaza de Toros a través de una maroma. En posteriores años se sucedieron sus actuaciones en fiestas. Murió el 9 de enero de 1921.

Rita Aguinaga nació en 1912 en Tuy (Pontevedra), tierra de su madre María, de la que quedó huérfana con 15 años. Su padre Francisco Aguinaga, de Etxarri Aranatz, volvió a su tierra con sus ocho hijos y se asentó en Pamplona. Rita Aguinaga fue una gran aficionada al canto desde niña. Remigio Múgica, el director y refundador del Orfeón Pamplonés, que abrió el Orfeón a las mujeres el 1 de marzo del 1903, la escuchó y se quedó maravillado, así que le propuso incorporarse como solista al coro de voces femeninas junto a varias hermanas suyas. El Orfeón fue todo en la vida de Rita, mujer incansable y polifacética, fue además una excelente actriz de teatro. - D.N.

Herramientas de Contenido