El Gobierno invierte 533.000 euros en equipos para el Hospital García Orcoyen

Se han incorporado recientemente un mamógrafo y un aparato de rayos X de última generación

Viernes, 29 de Diciembre de 2017 - Actualizado a las 06:11h

El consejero, visitando el nuevo equipo de rayos X.

El consejero, visitando el nuevo equipo de rayos X. (D.N)

Galería Noticia

El consejero, visitando el nuevo equipo de rayos X.

ESTELLA-LIZARRA- El hospital García Orcoyen de Estella-Lizarra ha incorporado recientemente un mamógrafo de última generación y un nuevo aparato de rayos X robotizado en una de sus tres salas de radiología. El consejero de Salud del Gobierno de Navarra, Fernando Domínguez, visitó ayer por la mañana las dependencias donde están instalados los nuevos equipamientos, acompañado de la gerente del Área de Salud de Estella y directora del centro, Marisa Hermoso de Mendoza, y de la jefa de Radiología del centro hospitalario, Teresa Atondo.

Ambos equipos cuentan con tecnología digital y tomosíntesis, una forma avanzada de tomar imágenes radiológicas que permite visualizar varias capas de tejido sobre un corte predeterminado, informaron desde el departamento. Estas nuevas prestaciones aportan una mayor calidad de imágenes y, en consecuencia, mejoran la capacidad de diagnóstico.

El mamógrafo ha supuesto una inversión de 309.881 euros y el nuevo equipo de rayos X ha tenido un coste de 223.850 euros. Sustituyen a dos equipos que datan del año 2003. Ambas inversiones forman parte de los compromisos de renovación de los equipamientos tecnológicos adquiridos por el departamento de Salud del Ejecutivo foral, recordaron.

400 mamografíasEl aparato de mamografía, que comenzó a utilizarse hace aproximadamente un mes, va a estar dedicado básicamente a las pruebas de revisión y exploración que se soliciten desde los centros y consultorios de Atención Primaria del Área de Salud de Estella-Lizarra y desde los servicios de Ginecología y Cirugía del hospital García Orcoyen.

Cada año se realizan en torno a 400 pruebas de este tipo, a las que se suman los controles preventivos que se hacen en el marco del Programa de Prevención del Cáncer de Mama de Navarra (5.300 pruebas a lo largo de 2017 en Allo, Viana, Los Arcos, Ancín, Mendavia, Lodosa y San Adrián y 4.300 ya previstas en el segundo trimestre de 2018 en Estella-Lizarra, Villatuerta y Améscoa).

Las pruebas correspondientes al hospital García Orcoyen se realizaban hasta ahora con un mamógrafo analógico, cuyas imágenes se digitalizaban a través de un aparato intermedio. El nuevo equipo, en cambio, permitirá obtener imágenes digitalizadas directas, de mayor resolución que las realizadas hasta ahora, a lo que se suma el avance que también supone la información por diferentes capas que permite la tomosíntesis.

La tomosíntesis, según precisaron desde el departamento de Salud, “es una técnica novedosa que permite obtener imágenes de distintas capas de tejidos superpuestas, al aportar la posibilidad de realizar secuencialmente imágenes consecutivas con baja dosis de radiación. Esto permite mejorar la precisión diagnóstica de la mamografía especialmente en casos de mamas densas”

El nuevo aparato de rayos X, por su parte, se ha instalado en una de las tres salas de radiología simple disponibles en el hospital de la ciudad del Ega. Entre las ventajas de este equipo, además de la mejora en la obtención de imágenes que supone, destaca su movilización robótica, lo que facilita el manejo por parte del personal técnico que tiene que colocarlo en la posición adecuada. Al estar suspendido del techo, ha requerido también de una pequeña obra de instalación.

equipo de radiologíaEl hospital García Orcoyen de Estella cuenta actualmente con cinco médicos especialistas en Radiología que rotan entre los diferentes servicios del área (mamografías, radiología simple, estudios gastrointestinales, TAC y ecografía) y otros 14 técnicos de radiología (TER). Los TER se encargan de la realización de la prueba, mientras que los profesionales de radiología las analizan y realizan los correspondientes informes.

PROYECTOS A LA VISTAPor otro lado, hay varias inversiones más previstas en el hospital de Estella a corto plazo, como son el traslado hasta allí del servicio de Salud Mental y la creación de una zona específica para la Cirugía Mayor Ambulatoria (CMA). Ya se han adjudicado los respectivos proyectos por valor de 52.852 euros el de Salud Mental y de 44.467 el de la CMA.

Según indicaron desde el centro, las obras para el traslado del servicio de Salud Mental se prevé ejecutarlas ya a lo largo de 2018 y, de hecho, en enero se sacarán a licitación los trabajos por un precio de 1,9 millones de euros.

Más adelante (en 2018 no hay presupuesto reservado) se ejecutarán los trabajos de la CMA con un coste que se acercará a 1,5 millones de euros. - D.N.

Últimas Noticias Multimedia