Música

Encuentro nacional Pueri Cantores

Por Teobaldos - Domingo, 7 de Enero de 2018 - Actualizado a las 06:16h

ENCUENTRO NACIONAL PUeRI CANTORES

Intérpretes: Escolanías de Adra (dir. J.A.Pérez). Catedral de Burgos (A. Pérez). Cádiz (A. Hernández). Campanario (A. Blanco). Catedral de Granada (H. Márquez). Guadix (J.Martínez). Murcia (E. Serrano). Noain (Laura Alvarez). Loyola de Pamplona (J.J.Aznárez). Rey Sancho de Tafalla (A. Huarte Guillén). Organo: Mikel Abete. Trompetas (Ruiz, Velasco, Losarcos, Arizala). Trombones (Goldaracena, Navarro, Velasco). Tuba (Velez). Percusión (I. Moso). Lugar: Iglesia de los Sagrados Corazones de Madrid. Fecha: 29 de diciembre de 2017. Público: lleno.

la iglesia de los Sagrados Corazones de Madrid es un hermosísimo y amplio templo, cuyas vidrieras y espacio diáfano sin columnas, le hizo merecedor a su arquitecto, Rodolfo García-Pablos, la catalogación de monumentalidad del edificio. En este glorioso paraíso de luz, se han juntado -en entusiasta y musical aluvión- diez escolanías de diversos puntos de España, pertenecientes al movimiento internacional de Pueri Cantores. Es emocionante -y milagroso- que más de trescientos chicos y chicas venidos de Adra (Almería), Burgos, Cádiz, Campanario (Badajoz), Granada, Guadix, Murcia, Tafalla, Noáin y Pamplona, con un solo ensayo sean capaces de concertar, prácticamente a la primera, el programa propuesto. Y es que, a los chicos en edad de aprendizaje, contra más se les exige, más dan. Tras la labor, claro está, de los directores de los coros, y de los propios chicos, que incluyen en sus extraescolares la magnífica tradición de las escolanías, de donde, por cierto, a muchos nos viene la afición, el cariño, y el conocimiento de la música. Suelen juntarse -en encuentro internacional- cada cinco años en Roma. Los encuentros nacionales son más aleatorios. El de esta ocasión -con el director del coro Rey Santo de Tafalla, Alfonso Huarte, como presidente nacional de la institución-, ha tenido el acierto, además de homenajear al nonagenario P. Antoñanzas, jesuita nacido en Carcastillo, como uno de los más grandes impulsores de Pueri Cantores. Está muy bien que las nuevas generaciones reconozcan y agradezcan el nacimiento y la continuidad de las cosas buenas. Por su parte, el P. Antoñanzas, que no cabía en si de gozo, con humildad, pero con rotunda lucidez recordó a todos -y sobre todo a los educadores- los principios de disciplina, orden y cariño para obtener buenos resultados.

Ciñéndonos a la parte musical, los componentes del coro son, a la vez, espectadores los unos de los otros. Llenan más de la mitad del aforo y, el público, situado alrededor, recibe una oleada de voces envolventes y afinadas que, francamente, tienden a la elevación. Sigue siendo asombroso el timbre de las (los) sopranos, nítido, recreándose en los agudos, sosteniéndolos sin prisa ni cansancio, y empastando cien voces. Y especialmente emotivo el recorrido por los villancicos vascos, catalanes, castellanos, andaluces, y los universales, ya del patrimonio de todos. Momentos muy espectaculares fueron los aportados por los metales de Tafalla en las introducciones y finales del Adeste Fideles, y otros. Y, de verdadero escalofrío el sólo del villancico En los campos de mi Andalucía, cantado con duende por una chiquita que, pronto, podrá hacer el Amor brujo de Falla. El público entusiasmado y sorprendido por la magnificencia que adquiere lo pequeño. Ese es el mensaje de la Navidad a la que cantan. Y un gran apoyo de la Federación Internacional a la Española, con la asistencia del presidente, el francés Jean Enric, y los honorarios, el polaco Ms. Tirala, y el catalán J. M. Torrents.