Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

El Santander reclama 25 millones a la cúpula del Popular por prejubilaciones

Demanda al expresidente Ángel Ron y al exCEO Francisco Gómez para que devuelvan lo cobrado

Sábado, 13 de Enero de 2018 - Actualizado a las 06:10h

Ángel Ron, durante la junta de accionistas de 2012.

Ángel Ron, durante la junta de accionistas de 2012. (Foto: Efe)

Galería Noticia

  • Ángel Ron, durante la junta de accionistas de 2012.

pamplona- Banco Santander ha negado a los expresidentes de Popular Ángel Ron y Emilio Saracho y a los exconsejeros delegados de la entidad Francisco Gómez, Pedro Larena e Ignacio Sánchez Asiaín el cobro de 25 millones de euros en concepto de retribuciones variables, incluidas prejubilaciones. El banco que preside Ana Botín ha presentado demandas civiles contra Ron y Gómez, así como contra Mapfre -aseguradora que abona la prejubilación al expresidente de Popular- reclamando la devolución de cantidades abonadas en ejercicios anteriores en concepto de retribución variable, según confirmaron a Europa Pressfuentes cercanas al proceso

El banco cántabro se acoge, entre otras, a la cláusula de recuperación o clawback contemplada en la política de remuneraciones de Popular aprobada en 2015. Esta disposición establece que el banco puede exigir a los beneficiarios la devolución de la retribución variable anual durante los tres años siguientes a la liquidación y abono de esta si se pone de manifiesto que se ha percibido con arreglo a información cuya falsedad o inexactitud grave quede demostrada a posteriori.

También será exigible esta remuneración variable si afloran riesgos asumidos en el periodo considerado u otras circunstancias no previstas ni asumidas por el banco, que tengan un efecto negativo material sobre las cuentas de resultados de los cualquiera de los años de periodo de clawback.

Popular incorporó estas cláusulas a su sistema de retribuciones en el marco de la adaptación de Basilea III al ordenamiento jurídico de la UE antes de que fuesen de obligado cumplimiento. Acogiéndose a esta normativa, Santander niega a los exdirectivos unos 25 millones de euros en retribución variable. En el caso de Ron y Gómez, les reclama cantidades ya percibidas.

El consejo de administración del Banco Popular renunció en bloque el 7 de junio pasado tras su venta al Santander. A partir de ahí se produjeron consultas al supervisor europeo y determinaron no pagar ninguna compensación a los antiguos gestores fuera de lo que es su salario fijo. Esta decisión, según fuentes judiciales, se retrotrajo tres ejercicios para atrás -2014, 2015 y 2016-, según permite la legislación, por lo que incluyó a dos presidentes y tres consejeros delegados. El objetivo era no pagar o recuperar lo abonado como bonus o como prejubilación. El Popular no ha pagado variable a sus directivos ni en 2015 ni en 2016 por las pérdidas registradas, por lo que el punto clave de esta reclamación son las prejubilaciones: en el caso de Ángel Ron, expresidente, asciende a 12,8 millones, y en el de Francisco Gómez, ex consejero delegado, suma nueve millones. Gómez abandonó el banco en julio de 2016, por lo que había recibido parte;y Ron, el 20 de febrero de 2017. Su prejubilación la abona Mapfre por un seguro contratado con esta compañía. Por eso, el Santander ha demandado a Mapfre, a Ron y a Gómez. A la aseguradora le pide que no les entregue más dinero y a los exdirectivos que reintegren lo percibido. Esta medida no afecta a su jubilación, que se considera retribución fija y la percibirán al llegar a la edad correspondiente. - D.N.

Herramientas de Contenido