Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra
La red ciudadana y la demanda social

Sare convoca una marcha inédita en Madrid contra el alejamiento

Azkarraga hace un balance “muy positivo” de la manifestación del sábado y marca nuevos retos

Jurdan Arretxe - Lunes, 15 de Enero de 2018 - Actualizado a las 07:07h

Una multitud se congregó en la manifestación que recorrió el centro de Bilbao para exigir el fin de la dispersión de los presos.

Una multitud se congregó en la manifestación que recorrió el centro de Bilbao para exigir el fin de la dispersión de los presos. (Borja Guerrero)

Galería Noticia

Una multitud se congregó en la manifestación que recorrió el centro de Bilbao para exigir el fin de la dispersión de los presos.Las furgonetas ‘Mirentxin’, que utilizan los allegados de los presos para visitarlos los fines de semana, en la marcha del sábado.

Donostia- La red ciudadana Sare quiere llevar a Madrid la demanda social del acercamiento de los presos. Horas después de que en Bilbao se dieran cita entre 70.000 -según la Policía Municipal- y 95.000 personas -según los organizadores- en una “masiva” marcha para reclamar el final de la política de alejamiento y la dispersión de los presos de ETA, el portavoz de Sare, Joseba Azkarraga, anunció la intención de que la capital española acoja en octubre una manifestación respaldando el traslado de los reos a prisiones próximas a sus entornos.

Más allá de las concentraciones que en las últimas décadas ha acogido Madrid a las puertas de la Audiencia Nacional o el Tribunal Supremo con motivo de juicios de diversa índole, la marcha que anunció ayer Sare es una convocatoria inédita que tiene un precedente a finales de 2017: En un contexto en el que una delegación de Iparralde presidida por el presidente de la Mancomunidad, Jean-René Etchegaray, y el Ministerio de Justicia francés han entablado un “ámbito de trabajo” para abordar las consecuencias aún pendientes de la actividad violenta de ETA, entre 7.000 y 11.000 personas respondieron a la llamada de Bake Bidea y recorrieron el pasado 9 de diciembre varias avenidas de la capital parisina para reclamar el final de la dispersión de los cerca de setenta presos que cumplen condena en las cárceles galas.

Agentes como la propia Sare, el Foro Social Permanente y Etxerat, entre otros, han visto en la vía de Iparralde, donde la violencia de ETA no tuvo la misma trascendencia, una fuente de inspiración que puede resultar exitosa al sur del Bidasoa. El arco político respalda demandas como el acercamiento de los presos o la concesión de la libertad condicional a los gravemente enfermos de manera unánime, entendimientos que los parlamentos de la CAV y Nafarroa empiezan a aflorar, excepción hecha del PP y UPN.

En esta línea, Sare considera que ahora ha llegado el turno del Estado español y busca que, en el mes en el que se cumplirán siete años desde que ETA anunció el final definitivo de su actividad violenta, la demanda se generalice al sur de los Pirineos más allá de los cuatro territorios de Hegoalde.

Azkarraga reveló ayer que la red ciudadana lleva tiempo trabajando con “diferentes personas y asociaciones del Estado para articular una dinámica de actuaciones que, a nivel del Estado, pueda explicar, compartir y denunciar lo que está ocurriendo seis años después de la decisión de ETA -de abandonar su actividad armada-, y casi un año después de su desarme”.

Más aún, Azkarraga estableció que el dar a conocer la situación de alejamiento y dispersión de los presos y sus familias, así como la de los que están gravemente enfermos, será uno de los principales objetivos de la plataforma en este 2018 para lograr que el Gobierno de Mariano Rajoy gire. Ya lo ha empezado a hacer el Ejecutivo francés, que está dispuesto a iniciar el acercamiento de presos. Sare buscará asimismo “responder en conjunto a tanta vulneración de derechos”.

“Sare lleva un tiempo trabajando de manera discreta con diferentes personas y asociaciones del Estado para articular una dinámica de actuaciones que, a nivel del Estado, pueda explicar, compartir y denunciar lo que está ocurriendo seis años después de la decisión de ETA, y casi un año después de su desarme”, dijo Joseba Azkarraga en una comparecencia que tuvo lugar ayer en Bilbao. En la misma calificó de “muy positiva” la marcha del sábado en la capital vizcaína, en la que destacó, entre otras, la que fuera miembro del PSOE Beatriz Talegón.

Más plurales“La movilización de este sábado ha supuesto que se ensancha el espacio de la reivindicación, que cada vez somos más y más diferentes y plurales”, señaló Azkarraga antes de subrayar “el carácter no partidista” de la reclamación a favor de los derechos de los presos y el “protagonismo” que tuvo la sociedad civil.

“Estamos contentos por ello porque es un poco lo que estamos persiguiendo desde nuestro nacimiento, trasladar esta reivindicación desde la pluralidad de la propia sociedad vasca”, expresó. Insistió en que 2018 debe ser el año en el que estas demandas logren un mayor eco: “Este año será muy importante en este objetivo. La vulneración de derechos que se produce en los presos vascos nos debe preocupar y ocupar a todos. Por ello, avanzaremos de manera conjunta”, zanjó.

etiquetas: presos, dispersion, sare