Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

SOS pensiones

Por Manuel Fernández - Jueves, 18 de Enero de 2018 - Actualizado a las 06:13h

Las personas que cobramos una pensión vamos a recibir de nuevo una carta de la ministra Fátima Báñez, donde nos comunican, una vez más, el incremento ridículo del 0,25% de la pensión para el año 2018 (una nueva congelación encubierta), es el quinto año consecutivo de esta mísera subida, y así seguirá aplicándose mientras el sistema siga en déficit, algo que según todas las previsiones seguirá ocurriendo durante los próximos años, con la consecuencia brutal de pérdida de poder adquisitivo para los actuales y futuros pensionistas que se incorporen al sistema, por lo tanto, la revalorización de las pensiones en función del IPC resulta un elemento básico e irrenunciable para garantizar unas pensiones dignas.

La inflación en el 2017 terminó con el 1,2%, lo acumulado desde la reforma del año 2013 supera el 3,5%, y si se cumplen las previsiones perderán cerca del 9,5% hasta el 2022, provocando un empobrecimiento importante en las economías de los/as personas jubilados/as, máxime cuando cada vez más se están convirtiendo en sustentadores principales de miles de hogares cuyo único ingreso es su pensión.

El Gobierno ha renunciado a adoptar medidas que mejoren los ingresos del sistema público de las pensiones, sin embargo sí que está sobreutilizando el Fondo de Reserva mediante la suspensión de los límites máximos de disposición que preveía la ley, dando lugar a su consumo de forma anticipada. Existe una grave incertidumbre y alarma social en el colectivo sobre qué ocurrirá cuando se agote el Fondo de Reserva de la Seguridad Social, la llamada hucha de las pensiones.Conviene recordar que el año 2011 tenía más de 67.000 millones de euros y en estos momentos apenas quedan 8.500 millones que se habrían gastado de no ser por un crédito del Gobierno de 10.000 millones para no dejar la hucha a cero.

Para el año 2018 se confirma que el Gobierno tendrá que aportar más dinero (15.000 millones) para garantizar el pago las pensiones, esto supone un 50% más que lo aportado en el 2017. De no tomar medidas urgentes en el primer semestre de 2018 todo indica que se agotará.

Ser pensionista no significa escapar de la pobreza, la realidad de las pensiones refleja datos preocupantes. En Navarra se contabilizan a diciembre 134.089 pensiones, con una prestación media de 1.065,25 euros, datos de la Seguridad Social a 1 de diciembre de 2017. Las pensiones más bajas serán las más perjudicadas, más de 56.000 pensionistas en la Comunidad cobran menos de 700 euros mensuales, con el aumento vergonzoso del 0,25% sus pensiones subirán un máximo de 1,75 euros.

En el conjunto del Estado de más de 9.470.00 pensiones el 66% están por debajo de los 1.000 euros mensuales, el 20,7% ganan menos de 650 euros mensuales.

El futuro del sistema público de pensiones se encuentra ahora mismo en el centro del debate social y político, los pensionistas y el conjunto de la ciudadanía es consciente de la alarma social causada por las noticias sucesivas del Gobierno y en el punto de mira del poder financiero.

La reforma de pensiones impuesta unilateralmente por el Gobierno del PP en 2013 busca reducir en el medio y largo plazo el gasto en pensiones por la vía de la reducción del poder adquisitivo de las pensiones, mediante el factor de sostenibilidad y la nueva fórmula de revalorización de pensiones, con subidas de un 0,25%, que nos lleva al colectivo de pensionistas y jubilados a una pérdida muy importante de nuestra pensión, pues el IPC está aumentando por encima del 1,5%, la luz más del 6%, el gas un 7%. Con estas subidas la pobreza energética seguirá aumentando, pues miles de pensionistas con pensiones muy bajas no podrán pagar esos recibos, más si cabe cuando muchos de ellos están ayudando a hijos y nietos que están en paro.

Desde la Federación de Pensionistas de CCOO queremos hacer un llamamiento a la sociedad en general, y a los pensionistas en particular, para que con la unidad de todos y todas nos movilicemos y expliquemos las alternativas que tenemos, en defensa del sistema público de pensiones que es perfectamente sostenible aunque para ello es necesario reforzar su estructura de ingresos.

Exigimos al Gobierno ponga cuanto antes las medidas necesarias para que se sanee la Seguridad Social y recuperemos el IPC perdido, asimismo eliminar la precariedad y mejorar la calidad en el empleo, la supresión de la reforma laboral y revertir la reforma de la Seguridad Social del 2013 y reforzar los ingresos del sistema. Por todo ello nos seguiremos movilizando para garantizar el presente y futuro de las pensiones y que las mismas sean justas para vivir dignamente.

Por eso hoy jueves, a las 11, frente a Conde Oliveto, nos concentraremos para exigir unas pensiones dignas y para reafirmar que hay alternativas y medidas para hacer sostenible el sistema de pensiones.

El autor es secretario general de la Federación de Pensionistas de CCOO

Herramientas de Contenido