Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

El 55% de los jóvenes navarros de entre 25 y 29 años está emancipado

Casi 2.000 menores de 36 años tienen alquilada una VPO
El Gobierno está realizando varios proyectos de vivienda protegida exclusiva para este colectivo

Leticia de las Heras / Iban Aguinaga - Viernes, 19 de Enero de 2018 - Actualizado a las 06:12h

Dos jóvenes estudiantes mirando los carteles de alquiler de pisos en una inmobiliaria.

Dos jóvenes estudiantes mirando los carteles de alquiler de pisos en una inmobiliaria. (Oskar Montero)

Galería Noticia

  • Dos jóvenes estudiantes mirando los carteles de alquiler de pisos en una inmobiliaria.

Pamplona- El 55% de los jóvenes navarros de entre 25 y 29 años está emancipado, según los datos aportados desde el Instituto Navarro de Deporte y Juventud (INDJ) relativos a un estudio realizado en el último trimestre del 2017. La tasa crece sustancialmente entre quienes tienen entre 30 y 34 años, que rondan un 80%.

Estos datos son un adelanto de un estudio en el que participaron 1.400 jóvenes y que busca conocer bien los factores que inciden en la emancipación de las personas jóvenes, como son la educación, el empleo o el acceso a la vivienda. Según señaló el director gerente del INDJ, Rubén Goñi, existe una tendencia a retrasar la emancipación, una realidad en la que, aseguró, tiene mucho que ver la falta de estabilidad en el empleo.

El último informe sobre emancipación realizado por el Gobierno de Navarra, referente al segundo trimestre del 2016, señalaba que señala que un 68,9% de las personas jóvenes emancipadas residían en una vivienda de alquiler. Según este informe, el esfuerzo que debía realizar una persona joven asalariada para acceder a una vivienda en régimen de alquiler representaba de media un 60,8% de sus ingresos, haciendo prácticamente imposible la emancipación por esta vía. En relación a la compra hipotecaria, el coste para una persona joven asalariada era menor, aunque seguía situándose también por encima del 50%. Compartir una vivienda se convertía así en la opción más favorable para este colectivo, ya que con esta opción el alquiler pasa a representar un 21,3% de su sueldo.

Según indicó Rubén Goñi, la emancipación es una de las necesidades básicas de la juventud, pero estos datos, unidos al hecho de que el paro juvenil se sitúa en Navarra en el 26%, muestran las grandes dificultades que se encuentran para independizarse. Para favorecer el acceso a la vivienda de este colectivo, desde el 1 de enero de este año los navarros de hasta 30 años podrán incrementar su deducción fiscal hasta 1.500 euros cuando su capacidad económica sea igual o menor a 30.000 euros, lo que supone un aumento de 300 euros con respecto a la deducción del 2017. Esta medida, que afectan a todos los inquilinos independientemente de si están en un programa público o no, se aplica también a las familias monoparentales.

La vivienda protegida es otra de las opciones que desde el Gobierno foral ofrecen a los jóvenes que necesiten un impulso extra para emanciparse. Según informó la directora general de Inclusión y Protección Social, Gema Mañú, 961 menores de 30 años y otros 980 de entre 30 a 35 años viven arrendados en viviendas de protección oficial en régimen de alquiler. De esta manera, las personas jóvenes son casi la tercera parte de los titulares de este tipo de viviendas. Dependiendo de su capacidad económica, estas personas pueden recibir una subvención que varía entre un 25% y un 75% del precio del alquiler.

A ellos se les suman los 358 jóvenes menores de 30 años que el pasado año accedieron a una vivienda protegida. Según los datos aportados por Mañú Fueron adquiridas un total de 278 viviendas gracias a la percepción de subvenciones que sumaron 3.262.333,56 euros. En estos casos, las ayudas para la adquisición de viviendas de protección oficial (VPO) pueden llegar a ser del 12% del precio de compra de la vivienda y en el caso de las viviendas de precio tasado (VPT) del 6%, dependiendo de la situación económica en al que se encuentre. Esta subvención, comentó Mañú, se unen al hecho de que el precio de la vivienda protegida ha descendido en 13.600 euros menos de media desde el 2015

La Ley Foral de apoyo en materia de vivienda, aprobada a finales del 2016, incrementó también las subvenciones por rehabilitación para este colectivo. Según explicó Mañú, quienes tengan ingresos de hasta 2,5 veces el IPREM, situado en 2018 en 537,84 €, pueden llegar a percibir hasta el 50% de subvención, mientras que quienes tengan ingresos de entre 2,5 y 3,5 veces el IPREM podrán recibir hasta el 40%. En 2017 se concedieron estas subvenciones a 53 jóvenes por un importe total de 531.190,12 euros.

Próximas medidasDe cara al futuro, explicó Mañú, se están promoviendo paralelamente varios proyectos destinados específicamente a este colectivo como la rehabilitación del edificio de la calle Compañía de Pamplona para destinarlo a apartamentos exclusivamente para jóvenes, la promoción de 48 VPO para alquiler joven en Ripagaina, la reserva de una parte de las más de 500 viviendas que promueve para este sector de población o un proyecto piloto que se prevé que se ponga en marcha este año de un piso de protección oficial compartido en Sarriguren. Además, comentó, desde el departamento se está valorando la posibilidad de crear una ayuda específica para ayudar a la emancipación de los jóvenes.

Esfuerzo económico

61%

El esfuerzo económico que debe realizar una persona joven asalariada para acceder a una vivienda en régimen de alquiler representa de media un 60,8% de sus ingresos, según el último informe sobre emancipación realizado por el Gobierno de Navarra, referente al segundo trimestre del 2016. En el caso de compartir una vivienda, el alquiler supone un 21,3%, mientras que la compra de una vivienda, la hipoteca supone un 50,3%.

Herramientas de Contenido