Larry Nassar dice que no aguanta los testimonios

abusos sexuales la jueza deniega al exmédico su petición de que atienda su salud mental

Sábado, 20 de Enero de 2018 - Actualizado a las 06:12h

Larry Nassar, conducido a su asiento durante el juicio.

Larry Nassar, conducido a su asiento durante el juicio. (Foto: Efe)

Galería Noticia

Larry Nassar, conducido a su asiento durante el juicio.

Lansing (Michigan)- La jueza Rosemarie Aquilina, que lleva la audiencia de sentencia sobre abusos sexuales cometidos por el exmédico de la Federación de Gimnasia de Estados Unidos Larry Nassar, desestimó las quejas que el acusado le presentó mediante una carta escrita a mano de no tener en cuenta su salud mental.

Nassar, de 54 años, le expuso a la jueza que no estaba seguro de si era capaz de manejar mentalmente una semana de comentarios de las mujeres a las que admitió haber abusado sexualmente durante décadas.

El exmédico ya se declaró culpable de diez cargos de conducta sexual criminal en primer grado el pasado noviembre y como parte del acuerdo permitió a todas las 135 mujeres que le acusaron de abusar de ellas, muchas cuando lo buscaron para recibir tratamiento médico, de enfrentarlo y compartir sus historias con el tribunal.

La carta de seis páginas que recibió Aquilina esta semana detalla las preocupaciones que Nassar expresa por su salud mental sobre la audiencia de sentencia. Además, en la misma, Nassar acusa a la jueza de haber montado un gran escenario y dirigir un “circo mediático” durante la audiencia que comenzó este martes.

Nassar señala que la jueza lo colocó en el estrado para enfrentar a las mujeres que hablaron en contra de él para que las cámaras apuntaran también en su dirección.

Por su parte, Aquilina le respondió que estaba en el lugar de los testigos para que las mujeres no tuvieran que volverse para dirigirse a él mientras lo enfrentaban en el tribunal.

“Tengo que decir que el contenido de lo escrito no vale la pena”, destacó la jueza del caso sobre la carta de Nassar. “No hay verdad aquí. Es ilusorio”.

La jueza Aquilina manifestó que los funcionarios de salud mental y los técnicos médicos de emergencia están en alerta, si los necesita, y para nada accedió a lo que calificó que era una llamada de ayuda por la forma en que fue escrita la carta.

“Puede ser duro que esté aquí escuchando”, expresó Aguilina a Nassar. “Pero nada es tan duro como lo que soportaron sus víctimas durante miles de horas que estuvieron en sus manos”.

Además la jueza señaló que abordará más de la larga carta al concluir la audiencia de sentencia, aunque no está segura si dará a conocer al público todo el contenido de la misma.

El tercer día de testimonio tuvo ayer a las exgimnastas olímpicas Jamie Dantzscher y McKayla Maroney como parte de los testigos. - Efe