Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

pamplona negra 2018

Carlos Bassas pasa el relevo de la dirección de Pamplona Negra a Susana Rodríguez

? |

Ana Oliveira Lizarribar Unai Beroiz - Domingo, 21 de Enero de 2018 - Actualizado a las 06:11h

Carlos Bassas y Susana Rodríguez escenificaron el cambio de dirección ayer en el cierre del festival sobre el escenario de Baluarte y al más puro estilo ‘noir’.

Carlos Bassas y Susana Rodríguez escenificaron el cambio de dirección ayer en el cierre del festival sobre el escenario de Baluarte y al más puro estilo ‘noir’. (Unai Beroiz)

Galería Noticia

  • Carlos Bassas y Susana Rodríguez escenificaron el cambio de dirección ayer en el cierre del festival sobre el escenario de Baluarte y al más puro estilo ‘noir’.

“Susana será una maravillosa directora;aportará su estilo e identidad y mantendrá un nivel alto” “En cuatro años somos un evento claramente definido gracias a una propuesta clara, sencilla y de calidad”

Pamplona- Despedida y asesinato final. Es lo que ponía en el programa y es lo que sucedió. No literalmente, se entiende -o eso esperamos-, pero el cierre de la programación de la cuarta edición de Pamplona, celebrado ayer por la tarde en Baluarte, reflejó el final de una etapa. Y el comienzo de otra. En ese pequeño acto, Carlos Bassas entregó el testigo de la dirección artística del festival a Susana Rodríguez Lezaun, que pronto tendrá que poner orden a la cantidad de ideas que ya borbotean en su cabeza.

“Será una maravillosa directora, estoy seguro. Aportará su propio estilo, su identidad, hará suyo el festival y mantendrá un nivel de calidad alto”, afirma Bassas, que da este paso totalmente convencido. “Es una decisión exclusivamente personal. Creo que es bueno que los directores de festivales -de cualquier tipo- no se eternicen en el cargo. Era algo que llevaba tiempo rumiando. Es bueno abrir puertas, ventanas, ventanucos, claraboyas y hasta gateras cada cierto tiempo para que entre el aire;un nuevo punto de vista, fuerza y energías renovadas”. Y subraya que, a pesar de haberlo creado, “Pamplona Negra no es mi festival, sino un festival del público de Navarra, y el público siempre se merece la máxima calidad”.

Carlos Bassas, nacido en Barcelona y vecino de Pamplona desde hace 25 años, contó con el apoyo de otra autora, Reyes Calderón, en la puesta en marcha de esta programación en 2015. Desde el principio, la intención fue poner en valor el género y a sus autores, por delante de los intereses editoriales. Por apuntar algunos nombres, por Baluarte han pasado escritores/as como Dolores Redondo, Juan Ramón Biedma, Eugenio Fuentes, Lorenzo Silva, Berna González Harbour, Víctor del Árbol, Andreu Martín, Carlos Zanón, Jon Arretxe, Rosa Ribas, Aingeru Epaltza o Ignacio del Valle, sin olvidar firmas locales como las de Maribel Medina, Estela Chocarro o Carlos Erice. Pero no todo ha sido ficción, ya que otro de los fines del programa era promover actos que diferenciaran a esta cita de otras que proliferaban por todo el Estado. En ese sentido, el ciclo más emblemático del festival fue desde el principio El crimen a escena, que ha acogido a policías, investigadores, forenses, criminólogos, jueces, fiscales... Todo, para mostrar al público de una manera amena y didáctica lo que hay detrás de los crímenes y de los criminales que actúan en nuestra sociedad.

A modo de balance de estos años, Bassas considera que se ha crecido “despacio y de un modo inteligente para encontrar nuestro espacio, nuestro tamaño y nuestra identidad, que no es fácil”. Pamplona Negra “se ha convertido en un evento perfectamente definido dentro del marco de las semanas negras del Estado, y eso ha sido gracias a una propuesta clara, sencilla y de calidad”, indica el director, que añade: “Cuando las cosas van bien y el público responde, corres el riesgo de querer crecer en exceso, en cantidad de autores, y eso puede llevarte a desaparecer”. Hace cuatro años, el también escritor pensó que esta iniciativa no iba a alcanzar la relevancia estatal que tiene. Sin embargo, “gracias a las redes, a la buena atención de los medios, primero locales, después estatales, y a la generosidad de los autores y del público, que siempre ha hablado bien de nosotros, la fama de Pamplona Negra se ha ido extendiendo. Ahora recibimos a personas que incluso reservan parte de sus vacaciones para venir”.

“hazlo tuyo”Bassas fue el encargado de elegir a su sustituta. Y escogió a Susana Rodríguez “porque la conozco bien, porque la respeto muchísimo como persona y como autora y por su capacidad de trabajo e inteligencia”. “Conoce bien el mundillo, sabe de qué va, y para mí era importante que fuera alguien de aquí, que ya conociera el festival y que lo fuera a tratar con cariño cuando yo diera un paso al lado”. Insiste en que es la persona adecuada y que por eso se va “tranquilo”, aunque confiesa que no se va a esfumar. “Pasaré de director a becario y estaré a su disposición para todo. Mi intención es que la dirección se renueve cada cuatro años y que los directores salientes formemos un consejo asesor”, aunque advierte de que Rodríguez “va a tener libertad absoluta”. Y la anima en ese sentido: “Le deseo éxito y le digo ‘no tengas miedo, cambia lo que quieras, hazlo tuyo, aporta tu personalidad”. También tiene un mensaje para el público: “Confiad en ella, en su criterio y capacidad y ayudadla y queredla, mostradle el mismo respeto y cariño que me habéis mostrado a mí en estas cuatro ediciones”. “Os aseguro que Pamplona Negra queda en buenísimas manos”, termina.

Herramientas de Contenido