Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

Los líderes europeos critican en Davos el aislacionismo y piden una Europa más activa

Felipe VI puso de relieve la apuesta de España por una “refundación de la UE”

Céline Aemisegger - Jueves, 25 de Enero de 2018 - Actualizado a las 06:09h

Davos (Suiza)- Los líderes de Alemania, Francia e Italia se pronunciaron ayer contra el proteccionismo y el aislacionismo, al tiempo que ofrecieron una Europa que puede llenar el hueco que dejan países que prefieren retirarse del liderazgo mundial, pero solo si es “más activa”, “se refunda” y “actúa”.

El rey Felipe VI, que pronunció ayer el primer discurso de un jefe de Estado español en Davos, reivindicó el potencial de la economía española y recalcó que, a pesar de haber sido “motivo de preocupación en la UE” hace pocos años, España contribuye ahora positivamente al fortalecimiento de la Unión, después de crecer de forma sostenida durante tres ejercicios, de crear más de 2 millones de empleos y de reducir el déficit público en más de 70.000 millones. Además, puso de relieve la apuesta de España por una “refundación de la UE” que impulse el proyecto de construcción europea con el objetivo último de una mayor unión política, ya que “no ir hacia adelante es ir hacia atrás”, antes de añadir: “Europa debe reinventarse y el alma de esa nueva Europa debe reflejar el alma de sus ciudadanos;para ello puede contar con España”.

En los discursos de la canciller alemana, Angela Merkel, el primer ministro italiano, Paolo Gentiloni, y del presidente francés, Emmanuel Macron, no faltaron alusiones hacia el proteccionismo y el aislacionismo que promueve el presidente de EEUU, Donald Trump. Por su parte, Gentiloni consideró en el Foro Económico Mundial que “es totalmente legítimo y comprensible el deseo de líderes de defender a sus ciudadanos, sus empresas y su economía”.

Pero, añadió, “obviamente hay un límite y ese es el marco en el que todos vivimos. Sí, se puede defender a los ciudadanos, a las empresas y a los trabajadores, pero vivimos en un sistema con acuerdos comerciales, el libre comercio, reglas internacionales y decisiones multilaterales y tenemos que mantenerlo en funcionamiento”.

El primer ministro italiano admitió que quizás este sistema mundial necesita “algunas correcciones”, pero sin deshacer o distorsionar “todo lo que nos ha dado este potencial” de progresar y cooperar en un mundo interconectado y globalizado. Macron reconoció que la globalización no es perfecta y abogó por proteger a los que se sienten dejados atrás y por “un nuevo contrato global” social, porque “ese es el desafío” actualmente.

Gentiloni opinó que en todo caso no es el papel de Europa “opinar sobre lo que el presidente de EEUU hace”, sino “hacer lo que Europa necesita hacer y tener el papel político y económico que Europa tiene que tener” como “enorme fuerza comercial y económica” que es, pero “sin una posición política lo suficientemente fuerte”.

Gentiloni, aseguró que Europa “puede llenar el hueco” que dejen otros países por su retirada de acuerdos estratégicos o de sistemas multilaterales, pero solo si reacciona. “¡Por favor Europa, actúa!”, pidió Gentiloni, que se refirió a “finalizar acuerdos con América Latina, como el comercial con Mercosur, reforzar su posición en el Mediterráneo, solucionar el reto migratorio y ser más fuerte como Europa”.

Por su parte, Merkel abogó por enfrentar al auge del proteccionismo, “nacionalismos” y “aislacionismos” en distintos países del mundo a través de la cooperación multilateral, una de las lecciones que se deberían haber aprendido tras la Segunda Guerra Mundial. La canciller defendió el multilateralismo ante “egoísmos nacionales”, “populismos” y la “atmósfera polarizada” que reina en muchos Estados, entre ellos en EEUU y Alemania. Merkel sostuvo que “el proteccionismo no es la respuesta adecuada” a los problemas del sistema mundial.

“Más cooperación”El presidente de Francia, Emmanuel Macron, criticó a los partidos nacionalistas que ven como única solución el aislacionismo, y pidió más cooperación internacional, multilateralismo y más diplomacia para luchar contra los grandes problemas del mundo, como el terrorismo o los conflictos con Irán y con Corea del Norte. “Vamos a rediseñar nuestra estrategia de aquí a diez años. Tenemos una responsabilidad frente a China y EEUU”, afirmó Macron.

Al igual que Gentiloni, Merkel reclamó a la UE que gane en liderazgo, al menos en lo que afecta directamente al bloque, en tanto que Macron insistió en su idea de “refundar Europa”.

“Europa no ha sido hasta ahora lo suficientemente activa”, reconoció , a la vez que señaló: “Debemos asumir nuestra responsabilidad” sin más demoras, ante los grandes desafíos existentes “ante nuestras puertas”, especialmente en materia migratoria, comentó Merkel. Abogó por reforzar la eurozona, concluir la unión bancaria, preparar a los socios para posibles crisis futuras y convertirse en un territorio abierto a las inversiones.

Herramientas de Contenido