Emisión imposible

El futuro de Rajoy está en Suiza

Por Javier Arizaleta - Jueves, 25 de Enero de 2018 - Actualizado a las 06:09h

Galería Noticia

En México el día de los periodistas se celebra el 4 de enero. Parece que en honor a Manuel Caballero, a quien se le tiene como el primer reportero que entendió que el periodismo es una profesión que busca la verdad y la transparencia. El objetivo del periodista está relacionado con dar información que le sirva a la sociedad para salvaguardar la democracia allá donde la haya. En Argentina la fecha la celebran los periodistas el 7 de junio, que fue el día de 1810 en el que Mariano Moreno fundó la Gazeta de Buenos Ayres, el primer periódico creado durante el proceso de independencia de Argentina de España. Ayer miércoles 24 de enero, se celebró aquí la festividad de los periodistas. Se nos vincula el día a San Francisco de Sales, un jesuita que acabó fundando su propia congregación y que no tardó muchos años en llegar a ser obispo de Ginebra que, por si no lo recuerdan, está allá por Suiza. Justo ese mismo día 24 de enero pero ya en 2018, es decir, ayer, el exdirigente del Partido Popular Ricardo Costa reconoció en sede judicial que el PP se financió con lo que se llama dinero B. Ayer, también, el presidente del Gobierno español, Mariano Rajoy, confirmó su intención de presentarse como candidato a las siguientes elecciones cuando quiera que sean. Y, además, resulta que ayer, también y al mismo tiempo, en Davos, que para quien no lo recuerde también debe ser Suiza, o sea, el país donde ha rehecho su vida Urdangarin;su cuñado, Felipe de Borbón, dijo que la Constitución española “no es ningún adorno”. Ya. Pero además fue el día del patrón, cuando en TVE dieron la reacción de Rajoy antes que la noticia sobre la financiación ilegal de su partido. Es decir, algunos colegas de TVE quieren convertir a Mariano en un profeta. Un dignatario que interpreta los acontecimientos antes de que ocurran. Llegados a este punto, propongo a mis colegas que lo nombren directamente nuevo patrón de la profesión, aunque ya les anticipo la primicia de que el futuro de Rajoy también pasa por Suiza.