Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

La Justicia sigue conservadora por herencia del Franquismo

Los participantes en las jornadas de la represión del 36 en ámbito judicial, que hoy se clausuran con la inauguración de la plaza Juez Elío, coinciden en su visión crítica de los efectos de una “judicatura depurada”

Lola Cabasés Hita Mikel Saiz/Oskar Montero - Sábado, 27 de Enero de 2018 - Actualizado a las 06:02h

Imagen de la mesa redonda celebrada ayer en civivox Condestable.

Imagen de la mesa redonda celebrada ayer en civivox Condestable.

Galería Noticia

  • Imagen de la mesa redonda celebrada ayer en civivox Condestable.

pamplona- Una Justicia doblemente conservadora es el legado que la represión franquista dejó hasta nuestros días hasta tal punto de que actualmente sólo un 10% de la judicatura puede considerarse progresista. Esta es una de las conclusiones ayer puestas de manifiesto en el transcurso de las jornadas que sobre La represión de la Administración de Justicia en Navarra en la Guerra Civil y el Franquismo se celebran en Pamplona y que hoy tendrán su colofón con la inauguración de la nueva plaza del Juez Elío (1895-1968)/ Elio Epailearen plaza (1985-1968) que bautizará la explanada situada ante el Palacio de Justicia de Navarra (TSJN), en el barrio de San Juan de Pamplona.

Las jornadas reunieron ayer en civivox Condestable a autoridades y expertos en Historia y Justicia que, además se poner en situación sobre el ambiente de miedo, persecución y represión que se vivió en el Estado español y en Navarra como consecuencia del golpe franquista que acabó con la II República y su ideario progresista, hicieron especial mención a dos personas de Navarra que personalizaron, junto a otros, esta represión, el que fuera secretario de sala de la Audiencia Provincial, Natalio Cayuela, republicano que fue encarcelado al inicio de la guerra y fusilado en Valcaldera, y Luis Elío condenado a un exilio desquiciante. Como Natalio Cayuela, al menos siete jueces municipales fueron pasados por las armas si bien la represión se extendió a todos los niveles de la Administración de Justicia, se recordó ayer.

El caso de Natalio Cayuela, expuesto por la abogada Miren Goñi Flores, se sitúa en la depuración judicial que se puso en marcha en los primeros años de la guerra civil. Este sistema de depuración, característico de un sistema totalitario, se extendió por todo el territorio español, y Navarra y Pamplona no fueron una excepción. La depuración de los trabajadores de la Justicia se daba en base a los expedientes de responsabilidades políticas, explicó. Natalio Cayuela fue fusilado tan solo un mes después del golpe de estado junto con su hermano Santiago Cayuela el 23 de agosto de 1936 en Valcaldera.

También se recordó a Luis Elío, “una persona muy abierta, un librepensador, nada radical, religioso y defensor por encima de todo de la Justicia y de los principios progresistas que inspiró la II República”, tal y como destacó Roldán Jimeno. Personalidad e iniciativas que le crearon muchos enemigos y le llevaron a un exilio lleno de pesares. La figura de Elío también fue glosada por Eduardo Mateo Gambarte, investigador de su biografía.

El golpe franquista arrasó con los principios de la II República en todos los ámbitos, social, educativo, cultural, sanitario pero ayer la jornada se centró en la represión en la Justicia. En la mesa redonda moderada por la profesora de Derecho Penal de la UPNA, Soledad Barber, el magistrado emérito del Tribunal Supremo, José Antonio Martín Pallín, el magistrado del TSJN Miguel Ángel Abárzuza, Francisco García Romo y Roldán Jimeno pusieron de manifiesto que, como herencia del franquismo, el Estado español recibe una “Justicia depurada, afín al movimiento, al Régimen”, una Justicia en la que son “habas contadas” los jueces progresistas “que van colándose a finales de los años 60 y 70”. Esta herencia se mantiene en la Transición ya que, destacaron los ponentes, “son esos jueces afines al Movimiento los que siguen controlando la carrera judicial y las oposiciones de acceso”. Afirmaron los ponentes que la Justicia, en general, es conservadora a nivel internacional, en España lo es doblemente.

Las jornadas fueron inauguradas por el alcalde de Pamplona Joseba Asiron, y la consejera de Presidencia, Función Pública, Interior y Justicia del Gobierno de Navarra, Mª José Beaumont, junto a Esther Erice, presidenta de la Audiencia de Navarra y miembro de la Asociación Jueces y Juezas para la Democracia, acto que fue seguido de las ponencias de Miguel Ángel Abárzuza y José Antonio Martín Pallín.

En las jornadas, organizadas por el Ayuntamiento de Pamplona, el Gobierno foral, UPNA y la asociación Juezas y Jueces para la Democracia, participaron también Iñaki Montoya, jefe de Archivo y Gestión documental de la UPNA;Amaia Álvarez, profesora de la UPNA;Aitor de Miguel, graduado en Derecho e Irati Jiménez, de la Defensoría del Pueblo. Para finalizar se proyectó la película En el balcón vacío, de Mª Luisa Elío, hija del juez, que presentó Mikel Lizarraga.

vídeo de los familiareS DE ELÍOEl alcalde de Pamplona, Joseba Asiron, y representantes la Juezas y Jueces para la Democracia participarán hoy sábado, a las 12 horas, junto al Palacio de Justicia en el homenaje al juez Luis Elío Torres, fallecido en el exilio. En el acto, se emitirá un vídeo enviado por la familia del juez desde México y el alcalde entregará a la Asociación Juezas y Jueces para la Democracia de una réplica de la placa colocada en la plaza. El homenaje se celebrará el mismo día en el que se conmemora el 50 aniversario del fallecimiento de Luis Elío, ocurrido el 27 de enero de 1968 en México.

Herramientas de Contenido