El Gobierno convocará en abril las ayudas a los parados de larga duración

El Ejecutivo foral tiene ya presupuestados 300.000 euros y habrá una cantidad similar en ayudas a la contratación

Juan Ángel Monreal Nieves Arigita - Jueves, 8 de Febrero de 2018 - Actualizado a las 06:01h

Desempleados esperando en una oficina ça ser atendidos.

Desempleados esperando en una oficina ça ser atendidos.

Galería Noticia

Desempleados esperando en una oficina ça ser atendidos.

Pamplona- Reducir el paro de larga duración se ha convertido en una de las prioridades de las administraciones. En Navarra afecta a 13.611 personas, según los datos aportados por el Gobierno de Navarra, que tiene previsto convocar las ayudas en abril, después de un 2017 en el que diferentes retrasos administrativos impidieron hacerlas efectivas.

“Pretendemos, en este año 2018, intentar de nuevo la puesta en marcha de esta convocatoria”, explicó ayer Miguel Laparra, vicepresidente del Gobierno de Navarra, que compareció ayer en el Parlamento de Navarra a petición de UPN. Laparra destacó que 2017 fue el año en que más se redujo el desempleo de larga duración desde el inicio de la crisis y que 4.328 personas que llevaban al menos un año buscando trabajo firmaron algún contrato. “Según la Encuesta de Población Activa, el paro se redujo en un 34,5%, con 7.400 personas desempleadas menos”, dijo Laparra en referencia a un año en el que “hubo avances en materia de empleo”, recordó.

Para este año, el consejero recordó que, al no tratarse de una actuación nueva, se ha podido presupuestar ya 300.000 euros para una convocatoria de prestación de servicios especializados para personas desempleadas de larga duración. Además, esta irá acompañada de otra destinada a fomentar la contratación de estas personas, con otros 300.000 euros también ampliables y también prevista para abril.

Según recordó, en 2017 “una serie de condicionantes” a nivel estatal causaron una tardanza en la gestión que provocó que las entidades interesadas tuviesen un tiempo “limitado” para preparar sus proyectos y que decidieran “centrar sus esfuerzos” en el Acuerdo Marco de Orientación, un programa “de duración más larga” que las ayudas en cuestión. Por ello, solamente una entidad finalmente lo solicitó y, a partir de los análisis técnicos, la convocatoria quedó desierta. “Los fondos que estaban previstos para esta convocatoria fueron utilizados en otras finalidades, preferentemente para financiar la contratación en distintos programas de empleo”, aseguró.

El 100% de los fondos se destinaron a otros fines, de tal manera de 955.000 euros fueron destinados a fomentar la contratación de entidades locales;100.000 euros, a becas de formación y 200.000, a la contratación de personas con discapacidad en empresas ordinarias. “El crédito debía disponerse en el año 2017, por lo que el periodo de ejecución era demasiado corto y dificultaría el desarrollo de los programas”, explicó Laparra.

El desempleo de larga duración supone un 38,6% del paro total en Navarra y alcanzó su techo en 2014, cuando por terminó medio afectó a 19.736 personas, una cifra muy similar a la de 2013. La crisis lo había incrementado de manera exponencial, desde los apenas 5.900 personas. De hecho, la mejoría en el último año hace que el número de desempleados de larga duración suponga apenas el 4,5% de la población activa, una cifra inferior a la francesa o a la italiana, si bien todavía muy superior a la que presentan algunas de las economías más dinámicas del continente.

“El paro de larga duración es uno de los problemas más difíciles de erradicar”

Miguel laparra

Vicepresidente del Gobierno

Con las actuales cifras, recordó el vicepresidente, Navarra “es la segunda comunidad autónoma con menor proporción de desempleados de larga duración” y la segunda “en la que más baja el desempleo registrado en el último año, a pesar de ser donde menos incidencia tiene”. Se trata, dijo, de “uno de los mayores problemas que largos años de crisis han generado en Navarra y en el conjunto del Estado” y advirtió de que también es uno de los más “difíciles de erradicar”. Además, apuntó que los grupos más afectados por el desempleo de larga duración son las mujeres, personas mayores de 55 años, y la población extranjera.

las cifras

13.611

parados de larga duración. De ellos, 4.516 son perceptores de Renta Garantizada. De hecho, el 42% de quienes solicitan esta ayuda son considerados desempleados de larga duración.

73%

Estudios obligatorios. Casi tres cuartas partes de los parados de larga duración tienen como mucho los estudios obligatorios. De hecho, un 5,4% del total no tiene estudio alguno y un 3% únicamente Primaria.

22%

logra empleo tras ser atendido. Las oficinas de empleo y las entidades participantes en el acuerdo marco de orientación han atendido a 8.832 personas, de las que un 22% logró un empleo.