Ana Vidaurre expone en Tafalla una colección de 75 acuarelas

La muestra se podrá visitar en el Centro Cultural hasta próximo 26 de febrero

Jueves, 8 de Febrero de 2018 - Actualizado a las 06:01h

Ana Vidaurre posa con dos de sus acuarelas.

Ana Vidaurre posa con dos de sus acuarelas. (Foto: C. Armendáriz)

Galería Noticia

Ana Vidaurre posa con dos de sus acuarelas.

tafalla- El Centro Cultural Tafalla Kulturgunea acogerá hasta el 26 de febrero una colección de obras pictóricas de la artista Ana Vidaurre. La muestra lleva el título de Acuarelas-Akuarelak,y es que todos los trabajos que cuelgan de las paredes y de los paneles movibles de la sala de exposiciones están realizados con la técnica de la acuarela.

Esta pintora de raíces tafallesas, aunque afincada en Barañáin, presenta en esta exposición una completa colección con un total de 75 obras, realizadas todas ellas en estos tres últimos años, de forma que se trata de sus trabajos más recientes, después de llevar más de 25 años dedicada a la pintura, de un modo aficionado y entusiasta, en sus ratos de ocio y de tiempo libre.

Con una formación artística recibida en sus años más jóvenes en la Escuela de Artes y Oficios de Pamplona, Ana Vidaurre ha compaginado su vida laboral en el Hospital de Navarra con sus inquietudes creativas a través de la pintura. “Antes practicaba de forma habitual con técnicas como el óleo, el acrílico o los grabados -explica- pero desde hace tres años he optado por utilizar la acuarela, acudiendo a clases y cursillos que imparte en Pamplona la pintora japonesa Keiko Hoshino. Con ella estoy aprendiendo muchísimo y aunque se trata de una técnica difícil, porque exige rapidez y no permite posteriores retoques, a mí el trabajar con la textura de los papeles y de las tintas me gusta y me resulta una pintura muy agradecida, porque al finalizar queda una obra limpia y luminosa”.

Entre los motivos que elige para realizar sus creaciones pictóricas, destacan las estampas paisajísticas, con especial protagonismo de los árboles y de los ríos, las marinas, los bodegones, los centro florales y también los retratos o bien las imágenes o panorámicas que capta en sus viajes vacacionales. “Siempre me ha gustado representar a la figura humana, con sus peculiares rasgos físicos y la expresividad de los rostros, así como todo lo relacionado con la naturaleza. Muchos de los cuadros son los paisajes que se pueden ver desde las ventanas de mi vivienda de Barañáin o de las zonas por donde paseo habitualmente. Si me es posible, me gusta pintar al natural y cuando la climatología no lo permite, recurro a hacer fotografías de rincones o de lugares que después traslado a mis cuadros”.

Con estas inspiraciones, Ana Vidaurre consigue elaborar unas obras que destacan a los ojos de quien las contempla por su amplia variedad cromática, con colores vivos y alegres y una acertada aplicación de la luz en unas acuarelas llenas de sensibilidad, rebosantes de luminosidad y de agradable vistosidad.

Desde hace varios años, Vidaurre forma parte de un colectivo de mujeres aficionadas a la pintura que se denomina Estudio 9. “A todas nos une nuestra pasión por la pintura, nos reunimos en un estudio para pintar cada una nuestras propias creaciones y entre todas nos ayudamos y compartimos experiencias y consejos que ponemos en común. Desde hace dos años estoy jubilada y es ahora, cuando estoy dedicando mucho más tiempo a esta afición mía que es la pintura”, comenta, a la par que señala que una parte de esta misma colección la expuso en noviembre en la Casa de Cultura de Barañáin. “Allí la sala era más pequeña y presenté 40 cuadros, pero como esta es tan amplia la he tenido que llenar con el doble de obras”, apunta. - C. Armendáriz