Irurtzun juega la final del Nacional de Clubes

aficionados olazabal, ongay, olano y bergera buscan la txapela el próximo domingo

Jueves, 15 de Febrero de 2018 - Actualizado a las 06:02h

Ongay, Olano, Olazabal y Bergera.

Ongay, Olano, Olazabal y Bergera. (Foto: D.N.)

Galería Noticia

Ongay, Olano, Olazabal y Bergera.

PAMPLONA- El club de pelota de Irurtzun disputa este domingo a las 17.30 en el Beotibar de Tolosa la final de la 4ª edición del Torneo Nacional de Clubes de Euskal Herria. Ésta se podrá disfrutar también por streaming en directo desde la página de Facebook de @DxtNavarro.

El equipo navarro se jugará la txapela contra el Zazpi Iturri de Amezketa, que se deshizo en semifinales del Buruzgain de Ulzama.

Mikel Olazabal, Alberto Ongay, Anartz Olano y Josu Bergera serán los representantes del pueblo de las Dos Hermanas. Enfrente, la joven plantilla guipuzcoana, formada por Peru Labaka, Xabier Zubiria, Ioritz Egiguren y Julen Aizpuru.

El formato de esta competición es el de un partido mano a mano, otro dentro del cuatro y medio y otro del parejas. No se conoce todavía qué pelotari disputará cada modalidad, pero en las semifinales, en las que Irurtzun ganó a Hernani, Ongay fue el que jugó en la jaula, Olano en el individual y Olazabal-Bergera en el parejas.

La expedición del club navarro cuenta con una gran experiencia, mucha más que sus rivales. Mikel Olazabal, de Areso (31 años), fue profesional durante seis -de 2007 a 2013- en la empresa Aspe tras destacar en el campo aficionado. En la élite fue subcampeón del Campeonato Parejas de Promoción en 2012 y del Cuatro y Medio, también de la misma categoría, un año después.

Alberto Ongay, de la misma edad y de Satrustegi, es también un viejo conocido del panorama profesional. También en la promotora eibarresa, durante cinco temporadas -de 2008 a 2013-. Casualmente, fue subcampeón de los dos campeonatos que ganó su compañero.

Olano, el más joven -22 años, Areso-, tiene un gran palmarés en el campo aficionado, como el campeonato de España de 2014.

Bergera, de 27, fue una gran promesa pero desapareció de la primera línea en categoría cadete. No obstante, regresó hace dos años para volver a destacar. Con un nivel que algunos comparan con el profesionalismo, el de Arruazo fue campeón estatal el pasado año. - D.N.

Últimas Noticias Multimedia