Intérpretes a la escucha

Asorna y el Ayuntamiento de Pamplona implantan un servicio de vídeoconferencia en la oficina de denuncias de la Policía Municipal

Laura Garde | Unai Beroiz - Jueves, 22 de Febrero de 2018 - Actualizado a las 06:01h

Sofía de Esteban, coordinadora de proyectos de Asorna, que ha implantado junto al Ayuntamiento un videointérprete en Policía Municipal.

Sofía de Esteban, coordinadora de proyectos de Asorna, que ha implantado junto al Ayuntamiento un videointérprete en Policía Municipal. (UNAI BEROIZ)

Galería Noticia

Sofía de Esteban, coordinadora de proyectos de Asorna, que ha implantado junto al Ayuntamiento un videointérprete en Policía Municipal.

pamplona- Asorna (Asociación de Personas Sordas de Navarra) lucha siempre por mejorar la calidad de vida de las personas sordas y defender sus derechos, su lengua y su cultura. Por ello, ha implantado la plataforma de vídeointerpretación Svisual en la oficina de denuncias de la Policía Municipal de Pamplona. La red que la Confederación Estatal de Personas Sordas puso en marcha hace unos años permite comunicarse en lengua de signos a personas oyentes con personas que tengan limitaciones de audición en instalaciones públicas.

El sistema es sencillo, el intérprete se introduce en la conversación vía webcam y trabaja a tiempo real a través de una llamada que se realiza registrándose en la web svisual.org. Asorna escoge a sus intérpretes, quienes trabajan por turnos, de 8.00 a 16.00 horas de 16.00 a 00.00. “El sistema está conectado a una red central. Si alguien necesita el servicio en las horas en las que no hay nadie en Pamplona, automáticamente se pone en contacto con el de otra comunidad autónoma”, explica Sofía de Esteban, coordinadora de proyectos de la organización. “Los elegidos no solo deben demostrar calidad y nivel, sino también cumplir normas de confidencialidad, neutralidad y fidelidad. Es decir, tienen que limitarse a trasladar el mensaje tal cual lo desea el usuario”, agrega.

El servicio, que funciona las 24 horas los 365 días del año, ya tiene recorrido en Navarra: Policía Foral, el Complejo Hospitalario, el Palacio de Justicia, Policía Nacional y los Ayuntamientos del Valle de Egüés, Estella y Burlada ya cuentan con él. En el caso de la oficina de denuncias, el Ayuntamiento de Pamplona ha sido el encargado de aportar el personal y los medios técnicos necesarios en Policía Municipal.

Para Sofía, supone un avance: “Es un paso más para lograr la mayor accesibilidad posible en cuanto a comunicación e información”. Pero no es solo un progreso para el colectivo de personas sordas, sino también para el oyente: “La panacea de la accesibilidad sería que todos supiésemos lengua de signos. Como de momento no va a ocurrir, por lo menos cuando alguien tiene que denunciar o necesita algo de esta oficina, la aplicación aporta un desarrollo conjunto, y seguridad y tranquilidad para el oyente”.

En Navarra hay 600 personas sordas de nacimiento (uno de cada 1.000 nacidos). Si se añade a esta cifra la cantidad de personas que a lo largo de su vida desarrollan diferentes grados de sordera, el número aumenta a 6.000 navarros de más de 65 años y 7.000 de entre 6 y 64. Por eso, el objetivo de Asorna a corto y medio plazo es obtener más financiación para poder ampliar el personal necesario para las traducciones y llegar a cubrir las 24 horas de servicio.

Últimas Noticias Multimedia