El Gobierno construirá este año un nuevo Guardetxe en Aralar

Será un pequeño edificio, la primera fase de un proyecto más amplio impulsado por la Unión de Aralar, entidad que también reclama la titularidad de este monte

Nerea Mazkiaran - Domingo, 25 de Febrero de 2018 - Actualizado a las 06:02h

Tras la demolición en 2009 de Guardetxe se colocó un cartel con el edificio proyectado.

Tras la demolición en 2009 de Guardetxe se colocó un cartel con el edificio proyectado. (Nerea Mazkiaran)

Galería Noticia

Tras la demolición en 2009 de Guardetxe se colocó un cartel con el edificio proyectado.

Lakuntza- Nueve años después de que el Gobierno de Navarra demoliera Guardetxe, la emblemática casa del guarda de Aralar, con la promesa de construir un nuevo edificio, se prevé que esta primavera comiencen las obras de un nuevo edificio. Será la primera fase de un proyecto más amplio, según incide Patxi Xabier Razkin, alcalde de Lakuntza y presidente de la Unión de Aralar. “Se trata de un pequeño de edificio de 60 metros cuadrados para el guarda, con una oficina, un almacén y poco más”, apunta Razkin. “Cuando tiraron Guardetxe cortaron 206 árboles sin permiso de la Unión para construir uno nuevo que nunca se construyo. El año pasado el Gobierno de Navarra nos propuso hacer con esta madera un almacén”. Así, la Unión Aralar aceptó la propuesta, siempre y cuando no condicionase el proyecto integral. Asimismo, presentaron un proyecto de bioconstrucción y autosuficiente firmado por el arquitecto Iñaki Urkia, con materiales de Aralar como madera o la lana de las ovejas para su aislamiento. “Con un presupuesto de 60.000 euros, el proyecto ha sido aceptado. Con este Gobierno en este sentido hay sintonía”, observa Razkin. Si no hay contratiempos, las obras podrían estar finalizadas para otoño.

Razkin incide en que la nueva casa del guarda forma parte de un proyecto más amplio que contempla un edificio multiusos, para lo cual la Unión de Aralar busca financiación. Sería una construcción de unos 150 metros cuadrados que se proyecta en el mismo lugar que se levantaba Guardetxe, construido en 1901. “Tendría un pequeño bar donde se ofrecerían productos locales siguiendo un modelo de “economía circular” , un espacio para la venta de dichos productos , oficina de turismo y una sala de audiovisuales para contar la historia y la importancia del primer sector para mantener un entorno tan valioso como es el monte Aralar, etc. Desde ahí partirían rutas y productos turísticos en los que ya se esta trabajando, explica Razkin.

TITULARIDAD Otra de las demandas de la Unión de Aralar es que revierta la titularidad del Monte de Aralar que perdieron durante la dictadura de Franco, al igual que otras entidades como Aezkoa o Quinto del Real. “En 1987 se devolvieron las tierras pero entonces no se tomó esa decisión y nos arrepentimos”, apunta Razkin. El pasado año acudió al Parlamento de Navarra con esta petición. “La postura de los partidos políticos en la Comisión, en principio parece favorable. Esperamos que esto acabe con una nueva ley que devuelva la titularidad a la Unión de Aralar”, explica. “Estamos negociando un nuevo plan de uso público junto con la Agencia de Desarrollo de Sakana, el Consorcio Turístico del Plazaola, la Junta de Pastos de Aralar, responsables de turismo del Gobierno de Navarra, la Agencia Lur Sarea y el responsable de los guardas de la zona atlántica.

La Unión de Aralar es una entidad que se remonta a la Edad Media que se encarga de gestionar el monte Aralar al tiempo que se beneficia de los aprovechamientos y usos del Monte de Aralar, un territorio de 2.195 hectáreas.

Últimas Noticias Multimedia