Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra
polígono industrial de villava-atarrabia

Identifican al conductor bebido por ser el ocupante que llegaba a los pedales

Se trata de un ecuatoriano de 19 años que, además, conducía sin carné

Lunes, 26 de Febrero de 2018 - Actualizado a las 06:01h

Control de seguridad de la Policía Foral.

Control de seguridad de la Policía Foral. (POLICÍA FORAL)

Galería Noticia

Control de seguridad de la Policía Foral.

PAMPLONA. La Policía Foral imputó ayer a un joven, que después fue detenido por conducir bebido y sin carné, tras identificarlo como el conductor del vehículo en el que se encontraba al comprobar que era el único ocupante que llegaba a los pedales.

Los hechos ocurrieron en un polígono industrial de Villava cuando los agentes dieron el alto al turismo y este estacionó unos cinco metros antes de lo indicado por los policías. Al acercarse al vehículo observaron que el asiento del conductor estaba vacío y que sus dos ocupantes estaban en otros asientos. Tras hacerles sentarse en el puesto del piloto y comprobar que solo uno de ellos llegaba a los pedales, los agentes imputaron a un vecino de Pamplona de 19 años y nacionalidad ecuatoriana por conducir sin carné y con una tasa de alcohol que duplicaba la permitida, hecho por el cual fue denunciado administrativamente.

Por otro lado, en Estella fue imputado un vecino de la zona que fue detectado cuando realizaba una maniobra extraña. Los agentes intentaron practicarle la prueba hasta en ocho ocasiones pero resultaron defectuosas por voluntad del implicado. En Cordovilla, un vecino de Tafalla de 23 años, de nacionalidad ecuatoriana y con antecedentes, fue imputado por un delito contra la seguridad vial al accidentarse la madrugada del viernes en la PA-31. Los agentes no pudieron realizar las pruebas de alcoholemia debido al estado de embriaguez del conductor. Además, en Burlada, imputaron a un vecino de Pamplona, de nacionalidad boliviana y 36 años, que presentaba síntomas evidentes de encontrarse bajo la influencia de alcohol. Realizó seis intentos que resultaron fallidos debido a que no se introducía la boquilla en la boca. D.N.