Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

Aznárez rectifica y niega haber cuestionado a la letrada mayor

Asegura que no planteó su cese, dice que no “responde a rumores” y da por zanjada la polémica
UPN replica que “recula” debido a la falta de apoyos

Javier Encinas/Agencias - Martes, 27 de Febrero de 2018 - Actualizado a las 06:01h

Ainhoa Aznárez, ayer, con la alcaldesa de Viana, Yolanda González.

Ainhoa Aznárez, ayer, con la alcaldesa de Viana, Yolanda González. (Foto: Parlamento de Navarra)

Galería Noticia

Ainhoa Aznárez, ayer, con la alcaldesa de Viana, Yolanda González.

“La presidenta del Parlamento recula porque no puede mantener su posición” “Este tema de alguna manera se trató, pero Aznárez dice que no hay más que rumores” “Se ha hablado pero no en términos de una propuesta formal de sustitución” “Si no hay nada que ocultar, lo mejor es dar la cara y dar explicaciones”

pamplona- La presidenta del Parlamento de Navarra, Ainhoa Aznárez (Podemos), aseguró ayer la continuidad de Idoia Tajadura como letrada mayor, después de haber tanteado la posibilidad de cesarla en varias ocasiones. Una de las más recientes fue justo hace 15 días, cuando planteó al cuatripartito la posibilidad de destituir a Tajadura, a quien nombró en noviembre de 2015 con el apoyo de Geroa Bai y EH Bildu y el voto en contra de los dos representantes de UPN en la Mesa del Parlamento.

Aznárez no llevó adelante su propósito inicial, dado el rechazo de Unai Hualde (Geroa Bai), que no veía oportuno este cese, y las dudas que suscitó en EH Bildu.

Constatado que no tiene votos, ayer Aznárez cuidó la literalidad de lo que decía para rectificar en sus planes sin faltar a la verdad. “A día de hoy no hay ninguna propuesta de Ainhoa Aznárez para cesar a ningún cargo de confianza y la letrada mayor es un cargo de confianza, por lo tanto no hay ninguna propuesta de la presidenta para cesar a la letrada mayor”, dijo la presidenta de la Cámara foral para tratar de “zanjar el tema”.

No llegó a explicar públicamente las razones para este cambio de parecer: Pero obligada a hacerlo ante la falta de apoyos para materializar el cese, enmarcó la polémica en el mundo de la rumorología e insistió en que ella no propuso “nada” al cuatripartito.

“A veces la rumorología de pasillo confunde mucho, y yo como presidenta del Parlamento no respondo a rumores, pero les digo que encima de la mesa no hay ninguna propuesta de la presidenta para cesar a la letrada mayor”, continuó Aznárez.

sus socios se desmarcanNo ha sentado bien la maniobra de Aznárez en los otros tres socios del cuatripartito, que lógicamente tuvieron que admitir que de este asunto se ha hablado.

“De alguna manera se trató”, reconoció Koldo Martínez (Geroa Bai) al ser preguntado al respecto, si bien dijo “no acordarse” de cómo trasladó sus planes Aznárez. Algo entendible si se tiene en cuenta que Martínez no es miembro de la Mesa de la Cámara y quizá ni estuvo cuando se estudió este cese.

Algo parecido le ocurre a Adolfo Araiz (EH Bildu), que está en la Junta de Portavoces, pero no en la Mesa del Parlamento, que es el órgano que da cauce a estas cuestiones. “Se ha hablado de este tema, pero no en términos de una propuesta formal de sustitución”, apuntó Araiz, que recordó que es un asunto que “corresponde a la presidenta, porque es un cargo de confianza”.

En todo caso, precisó que Aznárez “habló de la posibilidad de revocar el nombramiento” y que EH Bildu lo “estudiará” si se plantea.

Por su parte Marisa de Simón subrayó que desde Izquierda-Ezkerra no tienen “ningún reproche” al trabajo de la letrada, cuyo “nombramiento y cese corresponde a la Presidencia y a la Mesa del Parlamento”, donde I-E no tiene representación.

explicacionesLos argumentos ofrecidos por Aznárez no convencieron a Javier Esparza (UPN), para quien “la presidenta recula porque no puede mantener su posición”, pero “lo que está claro es que trasladó en una reunión con el cuatripartito que quería prescindir de la letrada y lo hizo en un momento en que recibe un informe -en alusión al cambio de portavoz de Podemos- que no le gusta”. Pese a que es cierto que dicho informe no fue de su agrado, la realidad es que los motivos barajados para sustituir a la letrada no tienen que ver con este informe, sino con el desempeño de su trabajo.

Ana Beltrán (PPN) calificó de “censura” que Aznárez no atendiera su petición de recibir explicaciones sobre “los motivos por los que propone la sustitución de la letrada mayor”. La presidenta contestó, con razón, que la solicitud de la presidenta del PPN, tal y como está formulada, es para que sea respondida por escrito.

Sin embargo, María Chivite (PSN) consideró que “se tenía que haber traído la petición” presentada por el PPN y, tras mostrar su apoyo a la letrada, manifestó que “si no hay nada que ocultar, lo mejor es dar la cara y dar explicaciones”.