Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

Barkos reclama al PP que flexibilice la regla de gasto a las CCAA

El Gobierno confía en que el Ministerio amplíe el margen como a los ayuntamientos y pueda gastar los 215 millones del Convenio

Sábado, 3 de Marzo de 2018 - Actualizado a las 06:02h

Pamplona- Navarra aporta al Estado de forma anual una cuantía en función de aquellas competencias que no tiene transferidas, y que tras la Educación y la Salud, es la mayor partida del Presupuesto. Una cifra controvertida de calcular y que, como ayer recordó el historiador Roldán Jimeno, siempre es conflictiva de acordar. De hecho, durante casi tres años Navarra ha estado aportando al Estado más de lo que le correspondía. Una diferencia que quedó ajustada el pasado diciembre con la actualización del quinquenio 2015-2019, y que junto con una rebaja en la aportación anual ha supuesto la devolución de los 215 millones sobrepagados. Cantidad que sin embargo Navarra no puede invertir ahora en política social, infraestructuras o reactivación económica por culpa de la ley de estabilidad presupuestaria.

Un escollo que el Gobierno de Navarra confía en superar con un acuerdo con el Ministerio, que sin embargo se muestra muy estricto con el cumplimiento de los límites de gasto, déficit y deuda. “La legislación básica estatal es la que es”, apuntó ayer la presidenta Uxue Barkos en respuesta a los colectivos concentrados en la entrada de la jornada, que reclamaban destinar al gasto social los 215 millones. Apuntó sin embargo que el Gobierno de Navarra trabaja en “términos políticos para que esa legislación sea más flexible y abierta como ha ocurrido con los Ayuntamientos”, a quienes el Ministerio de Cristóbal Montoro va a permitir gastar este año el superávit del anterior.

Una “ambición” que comparten el Gobierno y de las formaciones que lo sustentan, según la presidenta, quien apuntó que esto es algo que aqueja a muchas comunidades, “también muchas dirigidas por el PP”. Por ello, consideró “urgente” una mayor amplitud de miras para atender las demandas para poder acometer otro tipo de gastos “donde ha habido superávit y donde se está conteniendo la deuda, como es el caso de Navarra”.

Los ponentesBarkos hizo estas reflexiones antes de comenzar la jornada sobre el Convenio organizada en colaboración con la Cámara de Comptos. Su presidenta, Asun Olaechea, coincidió con Barkos en que es necesario dar a conocer el Convenio como un “pilar fundamental del autogobierno”. Ante los ataques “basados en el desconocimiento o la demagogia”, Olaechea defendió el Convenio como un instrumento “solidario, garante de la soberanía fiscal, que hunde sus raíces en los derechos históricos y que está amparado pro la Constitución”.

La sesión de ayer estuvo divida en dos partes. La primera se centró en describir los orígenes del convenio, su evolución y las competencias de Navarra en este ámbito (impuestos directos e indirectos), así como los ajustes a la recaudación tributaria del Estado, de la mano de los expertos en Derecho y Asesoría jurídica, Roldán Jimeno y Javier Zabaleta, y del director de la Hacienda Tributaria de Navarra, Luis Esain. En la segunda parte intervinieron Maite Domínguez, directora del Servicio de Convenio Económico, quien disertó sobre la aportación económica de Navarra al Estado (metodología y fijación para el año base 2015) y el consejero de Hacienda y Política Financiera, Mikel Aranburu, quien puso sobre la mesa el futuro del Convenio Económico. La clausura corrió a cargo de la presidenta del Parlamento, Ainhoa Aznárez. La sesión contó con la presencia de representantes prácticamente todo el arco parlamentario, así como de Ciudadanos, formación tradicionalmente crítica con el régimen foral. También acudió la exconsejera Lourdes Goicoechea. - I.F./Efe

Labor de Pedagogía

La Comunidad del Convenio

Uriarte. Preocupado por los continuos ataques que el régimen foral viene recibiendo desde una visión centralista del Estado, Pedro Luis Uriarte puso en marcha hace dos años la que ha denominado como La Comunidad del Conciertopara su divulgación y defensa. Uriarte, el exconsejero del Gobierno vasco que a principios de los 80 pactó con el Estado el sistema actual de Concierto vasco (que en gran medida coincide con el Convenio navarro), ha anunciado ahora su voluntad que colaborar en la puesta en marcha de La Comunidad del Convenio. “Ni el Concierto ni el Convenio son un privilegio, lo que hay es mucha desinformación”, argumentó ayer en Onda Vasca. - D.N.

Últimas Noticias Multimedia