Fue de las mayores nevadas de los últimos 10 años

Se estudiará limitar el tránsito de villavesas articuladas si hay nieve

Tres autobuses de doble sección causaron cortes
Fue de las mayores nevadas de los últimos 10 años

Las precipitaciones más intensas coincidieron con las entradas a los centros de trabajo y colegios

Kepa García - Martes, 6 de Marzo de 2018 - Actualizado a las 06:01h

Varios pasajeros y peatones trataron sin éxito de mover este autobús atrapado en Beloso.

Varios pasajeros y peatones trataron sin éxito de mover este autobús atrapado en Beloso. (UNAI BEROIZ)

Galería Noticia

Varios pasajeros y peatones trataron sin éxito de mover este autobús atrapado en Beloso.

pamplona- El Ayuntamiento quiere determinar el efecto de las villavesas articuladas en el tránsito circulatorio en los días con nevadas importantes, después de que tres vehículos del transporte urbano comarcal de doble sección provocaran atascos circulatorios en los accesos a Pamplona el pasado miércoles. Fue una de las conclusiones que se analizaron ayer en la comisión de Presidencia, a la que acudieron los responsables del área de Seguridad Ciudadana y un técnico de Protección Civil para dar cuenta del dispositivo organizado ante la llegada del temporal siberiano.

La “nevadilla”, como la calificó el concejal de UPN Fernando Villanueva para cuestionar la eficacia del plan municipal, resultó ser una de las mayores ventiscas caídas en Pamplona en los últimos 10 años y que coincidió además con la entrada a los colegios y el comienzo de la jornada laboral, lo que contribuyó a aumentar sus efectos en el tráfico rodado.

El 28 de febrero empezó a nevar sobre las 3 de la madrugada y no paró hasta la una del mediodía, con espesores que llegaron a acumular 17 centímetros. Como la temperatura media no pasó de -4º, la nieve se helaba nada más entrar en contacto con el suelo, dificultando su limpieza especialmente si era pisada.

Entre las 3 de la mañana y las 10.30 horas se registró una precipitación de 13 litros por metro cuadrado en forma de nieve, según los datos de la estación meteorológica situada en el Labrit, con un espesor a esa hora de 15 centímetros.

lo peor, de 7 a 7.20 horasA diferencia de lo ocurrido en la anterior nevada importante en Pamplona que ocurrió en sábado -el 28 de febrero de 2015- la del miércoles pasado coincidió con el inicio de la actividad en Pamplona. De hecho, el peor momento de la mañana se localizó entre las 7 y 7.20 horas -cayeron entonces 1,7 litros por metro cuadrado- cuando muchas personas se dirigían a los centros de trabajo o escolares.

El Plan de Nieves se puso en marcha en Pamplona 24 horas antes del temporal, atendiendo a las previsiones de la Agencia Estatal de Meteorología, que activó la alerta naranja por precipitaciones a cualquier cota y un espesor de 10/12 centímetros.

Se movilizaron 220 personas (además del personal municipal de Jardines y Limpieza, se contó con la colaboración voluntarios de la Cruz Roja y DYA) a las que se sumaron los 97 agentes de la Policía Municipal del turno de mañana, que realizaron labores vinculadas a la nevada.

El Ayuntamiento dispuso 14 vehículos quitanieves con esparcidores de sal, barredoras y otros vehículos para colaborar en la limpieza de las vías de la ciudad. Se utilizaron 144 toneladas de sal (130 en calzada y 14 de forma manual) para evitar la aparición del hielo y evitar riesgos, cantidades muy parecidas a la otros episodios similares.

Durante la comisión, celebrada a puerta cerrada, se ofrecieron imágenes de los puntos más conflictivos de esa mañana y la evolución que tuvo el tráfico rodado en las principales vías.

La concejala delegada Itziar Gómez explicó que la prioridad de la limpieza viaria se centró en la zona hospitalaria, consultas externas, ambulatorio San Martín y centros de salud. Este dispositivo permitió que ningún traslado sanitario urgente se viera comprometido durante toda la jornada.

Desde primeras horas de la mañana se registraron incidencias, sobre todo en las vías de acceso a la ciudad, lo que obligó a desviar los equipos de limpieza de unos puntos a otros en función de las necesidades requeridas.

En Cuatro Vientos, coincidiendo con el momento de mayor precipitación, el cruce de varios coches bloqueó la vía en la cuesta de acceso a Ofitas, circunstancia que se prolongó hasta las 9.45 horas.

En San Jorge hubo cortes intermitentes desde las 5.45 horas hasta las 8 de la mañana, coincidiendo con el bloqueo en Cuatro Vientos. A las 9.45 horas se recuperó la normalidad en todo el sector.

También hubo retenciones o cortes parciales del tráfico en la avenida Aróstegui, Concepción Benítez y avenida de Navarra (San Jorge, Abejeras y rotonda Biurdana), que quedaron solventados antes de las diez de la mañana.

La zona del Labrit fue una de las mas afectadas (el carril hacia el centro quedó cortado hasta las 11) y en Mendillorri hubo problemas en todo el barrio, especialmente en la carretera de Badostáin, donde quedó cruzado un camión hasta las 10.35 horas.

40 de 120, articuladosEn la cuesta de Beloso, avenida Zaragoza y Lezkairu los problemas vinieron por el cruce de villavesas. En el primer caso, la conexión entre Pamplona y Burlada fue cortada por la Policía Foral a las 7.45 horas y el autobús cruzado pudo recuperar la marcha a as 08.42 horas, mientras que en la avenida Zaragoza la situación se normalizó pasadas las 10.30 horas.

Que en los tres casos estuvieran implicados vehículos articulados llevó ayer a plantear a los miembros de la comisión del Ayuntamiento que se pueda limitar su utilización en situaciones futuras con tanta nieve y que el transporte de viajeros se haga en autobuses de una sola sección. La Mancomunidad de la Comarca de Pamplona detalló que de las 120 villavesas que funcionaron ese día, 40 eran de doble sección.

La concejala recordó la importancia del transporte público de viajeros cuando se producen este tipo de inclemencias y agradeció la colaboración de los ciudadanos evitando utilizar el vehículo privado no preparado o posponiendo la hora del acceso al trabajo cuando era posible;y a los equipos municipales que tomaron parte en las labores de limpieza.

los apuntes

Tres horas de nieve intensa. Los problemas en el tráfico en Pamplona fueron importantes entre las 7.30 y 10.30 horas.

Como en 2015. La nevada caída la semana pasada fue similar a la del 1 de febrero de 2015, que fue en fin de semana, cuando registraron espesores de 18 centímetros de nieve. El 7 de febrero de 2009 se contabilizaron 7-8 centímetros y el 20 de marzo de 2007, 10-12.

Protección Civil. Además de la concejala delegada Itziar Gómez, a la comisión de Presidencia acudió el director del área Xabier Ibáñez y el técnico de Protección Civil Patxi Iriarte.

Retrasos de hasta una hora del transporte público. Los atascos y retenciones en varios puntos de la ciudad provocaron retrasos en el transporte público de una hora y superiores en el caso de turismos atrapados por la mañana.

UPN reclama más tractores. El grupo municipal de UPN en el Ayuntamiento de Pamplona ha criticado que se utilizaran menos tractores que en anteriores años para retirar la nieve de las calles.