Va por todos

María Eugenia López - Lunes, 12 de Marzo de 2018 - Actualizado a las 06:02h

Tengo la suerte de tener unos padres que me quieren mucho y que se han sacrificado siempre para que yo aprendiera a ser valiente y a seguir adelante por las cosas que merecen la pena. Yo adoro a los dos y les deseo lo mejor del mundo. A los dos. Pero la historia ha hecho que su presencia social sea distinta.

A mi madre, cuidadora de mi abuela (dependiente a causa de tres infartos), se la tachaba de “exagerada” cada vez que iba al médico por dolor;y no se le diagnosticó su enfermedad autoinmune rara hasta 18 años más tarde de su comienzo, por lo que está siendo muy difícil controlársela ahora.

Mi abuela, que ha trabajado toda su vida (todos los días de la semana) además de cargar con el cuidado del hogar (que es otro trabajo más, ojo, sin reconocer todavía), tiene una pensión de viudedad con la que tampoco podría vivir por su cuenta.

Como ellas, muchas otras mujeres han tenido que luchar, por lo menos el doble, para que se les reconocieran los mismos derechos que al otro sexo.

Yo quiero por igual a mi madre y a mi padre, pero sé que uno de los dos es menos escuchado. Y lo que sigo viendo son personas que deben ayudarse desde el respeto y la igualdad de condiciones. No entiendo por qué no queda claro.

Ayer un profesor me preguntó antes de comenzar la clase si iba a ir “a la manifestación del jueves de nosotras parimos, nosotras decidimos” (trabaja en la enseñanza pública, está casado y tiene hijos).

El feminismo pretende dar voz a las dificultades y al injusto ninguneo que el sistema social y la mentalidad patriarcal causan a la mujer cuando ellas tratan de alcanzar las mismas metas y sueños que los hombres.

Son muchos los temas por tratar, pero el fin es compartido: queremos una sociedad que contemple a todos sin discriminación alguna, queremos las mismas oportunidades, el mismo respeto, la misma seguridad. Que cada día pueda ser también de la mujer y no haga falta establecer uno para recordarlo. La desigualdad solo la venceremos unidos. Nos necesitamos todos.