Accesibilidad universal, ganancia peatonal y 77 plazas rojas de rotación, medidas incluidas en el proyecto de Pío XII

El Ayuntamiento de Pamplona ha presentado este martes el documento de devolución del proceso de información y consulta de Pío XII

EP - Martes, 13 de Marzo de 2018 - Actualizado a las 19:28h

Simulación del proyecto en la avenida Pío XII.

Simulación del proyecto en la avenida Pío XII.

Galería Noticia

Simulación del proyecto en la avenida Pío XII.

PAMPLONA.- El Ayuntamiento de Pamplona ha presentado este martes el documento de devolución del proceso de información y consulta de Pío XII, en una sesión de trabajo conjunta con los agentes que han tomado parte en él desde octubre.

Entre otras medidas y tras recoger las aportaciones realizadas en ese proceso, el proyecto de actuación para la construcción del nuevo corredor sostenible en esta avenida incluirá accesibilidad universal para toda la ciudadanía, ganancias peatonales, medidas de seguridad extra para el tráfico ciclista y hasta 77 plazas rojas de aparcamiento de rotación en horario comercial en las calles adyacentes a Pío XII, todas ellas a menos de dos minutos andando de la avenida, ha asegurado el Ayuntamiento de Pamplona en una nota.

Según han explicado en esta reunión los integrantes del Grupo técnico de Movilidad (Xabier Ibañez, director de Seguridad Ciudadana y Convivencia;Camino Jaso, directora del área de Ecología Urbana y Movilidad;y Cristina Arregi, directora del área de Proyectos y Conservación Urbana), el Ayuntamiento de Pamplona prevé que las obras en la avenida de Pío XII puedan comenzar en la segunda quincena de mayo y concluyan para final de año.

Los trabajos se concentrarán en la parte actual de calzada y en las intersecciones, "sin que haya grandes afecciones para el tránsito peatonal en las aceras".

MÁS POSIBILIDADES DE APARCAR EN PLAZAS ROJAS DE ROTACIÓN

La reorganización de la avenida de Pío XII conlleva la desaparición de 126 plazas de aparcamiento localizadas a lo largo del kilómetro y medio de la vía. Según un estudio realizado por Dornier, empresa adjudicataria de la gestión de la zona azul, la mayor ocupación de plazas en esa zona la realizan las personas residentes, con una media de ocupación diurna del 54,18%, es decir, aproximadamente 68 de las 126 plazas existentes. Por su parte la ocupación media en las plazas de rotación es de un 25%, lo que se traduce en 31 plazas, mientras el 12% de las plazas permanecen libres.

Para compensar la desaparición de estas plazas y teniendo en cuenta un estudio anterior de Dornier (octubre de 2017) que señalaba que existen una media de 233 plazas de aparcamiento libres en las zonas aledañas a Pío XII (el 15% de las totales), el Ayuntamiento ha decidido crear en esa zona hasta 77 nuevas plazas rojas de rotación en horario comercial (de 9.30 a 14 horas y de 16 a 20 horas), que serán de uso exclusivamente para residentes fuera de ese horario.

En la calle Monasterio de Urdax 11 plazas pasarían de azules a rojas;en la calle La Rioja 20 plazas naranjas se convertirían en rojas en una bolsa de aparcamiento entre la plaza Pintor Paret y la calle Acella. Esa zona tiene una media de 45 plazas libres. En la calle Iturrama 8 plazas azules transforman en rojas, mismo número que la media de plazas vacías en esa calle.

Tres bolsas de aparcamiento en Pío XII generarán las otras 38 plazas rojas de rotación. En la del número 17 un total de 10 plazas azules pasarán a ser rojas y en la del número 21 otras 9 azules se convertirán en rojas.

Según el Ayuntamiento, a pesar de la alta ocupación de personas residentes en esa última zona, la demanda de aparcamientos podría ser asumida por las plazas ubicadas en la calles Santa Felicia, Pintor Crispín, Pintor Asenjo, Pintor Ciga y Pintor Zubiri, que cuentan con entre 3 y 18 plazas libres de media. Además, en la bolsa de aparcamiento de Pío XII número 18, con 64 plazas en total, se transformarán 19 de ellas de naranjas a rojas. La demanda vecinal se puede cubrir con las plazas de zonas próximas como Tomás Esteban, San Juan de la Cadena y Sancho el Fuerte.

ACCESIBILIDAD UNIVERSAL Y LA MOVILIDAD CICLISTA EN EL NUEVO PÍO XII

Además de las plazas rojas de rotación, en la reunión de esta tarde se han dado a conocer otras medidas incluidas en el proyecto a petición de los agentes implicados en el proceso de información y consulta. Así, en materia de accesibilidad y tras la revisión realizada por el tejido asociativo específico que trabaja con personas con discapacidad, el proyecto garantizará la accesibilidad universal al nuevo corredor sostenible. Entre otros aspectos, recoge la señalización podo-táctil de las paradas de transporte público;fórmulas para señalizar el límite de los paseos de cebra peatonales y para bicicletas así como medidas para que las personas con deficiencia visual no invadan el carril bici que va paralelo al tránsito peatonal.

También se ha trabajado para dar continuidad a las aceras en los accesos a las bolsas de aparcamiento mediante señalización podo-táctil para mantener la línea de fachada. Asimismo, se colocará señalética adaptada, atendiendo a todas las discapacidades, de intersecciones, paradas de autobuses y acceso a servicios.

Por último, se señalizará el acceso a los hoteles de la zona y se limitará el acceso a la banda/carril multifuncional a los servicios de basura, los autobuses turísticos, las plazas reservadas para personas con minusvalía y la carga y descarga.

En cuanto a la movilidad ciclista, se implantarán medidas como la priorización semafórica para bicicletas o el retraso de las paradas de autobús para aumentar la visibilidad de quienes van en bici en los pasos de peatones e intersecciones. Se agruparán los servicios y se señalizarán los accesos al carril multifuncional para que no se pueda cruzar el carril bici por muchos sitios.

Además, se conectará el carril bici de Pío XII con la calle Bosquecillo y se realizará pedagogía con el uso de la bicicleta a través de campañas y del programa Biciescuela. En el entorno de Pío XII se reforzarán las zonas de aparcamiento para bicicletas.

Además, se mantienen las plazas de aparcamiento reservadas para personas con discapacidad, las zonas de carga y descarga en hoteles para los autobuses turísticos y las zonas de recogida y descarga de taxis para personas con movilidad reducida.