Jesús Marchamalo coautor de ‘cortázar’, premio de las librerías navarras al mejor libro ilustrado de 2017

“Cortázar dijo en una entrevista que aparecer en un cómic era una forma de pasar a la posteridad”

El periodista y escritor acudirá hoy a recoger el galardón por ‘Cortázar’ (Nórdica), un “despliegue de recursos que hacen de la lectura un juego visual”, a juicio del jurado

Ana Oliveira Lizarribar - Viernes, 16 de Marzo de 2018 - Actualizado a las 06:02h

Jesús Marchamalo.

Jesús Marchamalo. (Foto: cedida)

Galería Noticia

Jesús Marchamalo.

pamplona- ¿Qué le parece haber sido premiado por las librerías navarras?

-Desde luego una opinión inmejorable. Tanto Marc, el ilustrador, como yo, estamos encantados y muy agradecidos con este galardón. Un premio que tiene el valor adicional de que lo otorgan los libreros. Las librerías son esenciales en la cadena del libro, no sólo por la cercanía con el lector, sino por la capacidad de prescripción que tienen. Yo siempre me fío mucho de las recomendaciones de los libreros, y también de su buen gusto, de modo que es un honor haber sido elegidos, y no podemos estar más que estar agradecidos. Y además, nos ha traído suerte. Nada más enterarnos del premio de Pamplona, nos comunicaron también que nuestro Cortázar había ganado el Premio Splash al mejor cómic del año en el Festival de Cómic de la Comunidad Valenciana, así que, insisto, los libreros navarros nos han traído suerte.

¿Cómo surgió la idea de crear Cortázar como novela ilustrada?

-Fue una idea de Diego Moreno, el editor de Nórdica, quien nos propuso a Marc y a mí hacer el libro. Y creo que fue un acierto. No soy un experto en cómic ni mucho menos, pero como lector, cada vez me gustan más las posibilidades narrativas de la novela gráfica para determinados temas. Y las biografías son perfectas para contarlas en imágenes. En el caso de Cortázar, el cómic expresa muy bien su biografía. Él mismo fue lector de cómic, e incluso autor de uno, Fantomas contra los vampiros internacionales, en el que aparecía como personaje. En una entrevista con Joaquín Soler Serrano en Televisión Española, dijo que aparecer en un cómic era una forma de pasar a la posteridad, de modo que, modestamente, contribuimos a la pervivencia de la suya.

¿Cómo decidió qué contenidos de la vida y la obra del autor quería reflejar en este trabajo y por qué?

-Siempre es complicado, en una biografía, elegir qué partes, qué historias, qué facetas de un personaje son las realmente significativas de su vida, las iluminadoras. Máxime en el caso de un personaje como Cortázar, que tuvo una vida realmente rica e interesante y que vivió en primera persona muchos de los acontecimientos más relevantes del siglo XX;desde la Primera Guerra Mundial, y la posguerra, hasta el ascenso de Perón en la Argentina, la revolución cubana, el golpe de estado de Pinochet o el boom de la literatura hispanoamericana. El libro recorre todos esos episodios de su vida, y los personajes históricos a los que conoció -Borges, Che Guevara, Carlos Fuentes, entre otros muchos-, pero también se fija en otros detalles: su gusto por el jazz, por el boxeo, sus libros favoritos, su amor por los viajes… Lo cierto es que me dejé llevar por la intuición, como hago siempre que escribo. Creo que la intuición es una manera de sinceridad, de verdad.

¿Cómo fue el trabajo con Marc Torices?

-Yo diría que impecable. En Barcelona, cuando presentamos el libro, alguien comentó que se nos veía muy compenetrados, que se notaba que nos conocíamos bien, y confesamos que en realidad nos habíamos visto apenas un par de veces y que habíamos hablado por teléfono alguna más, pero no demasiadas. Creo que gran parte del éxito de este libro tiene que ver con que ambos hemos sido muy respetuosos con el trabajo del otro. Yo escribía los capítulos, se los enviaba, y él los convertía en imágenes. Y siempre era portentoso recibir sus dibujos y ver la manera, deslumbrante, con la que había interpretado el texto. Creo que el trabajo de Marc es maravilloso y para los lectores resulta muy emocionante ver a Cortázar en su mundo, en sus distintos mundos, y creo que en ese sentido el libro está muy logrado. Por lo demás ha sido un trabajo intenso -dos años y medio-, pero muy, muy interesante y enriquecedor. Y resaltaría también el apoyo de Nórdica Apostó por un libro muy bien editado, en tapa dura, con sobrecubierta, y creo que el resultado es impecable.

¿Cómo ha funcionado?

-Nunca me ha preocupado demasiado esta parte, más comercial, de los libros. No creo que el hecho de que un libro se venda mucho o poco tenga que ver con su calidad. Pero yo diría que no le ha ido mal, y espero que editor esté de acuerdo: en poco menos de un año han salido dos ediciones;están previstas ya varias traducciones, entre ellas una al francés, uno de los mejores y más exigentes mercados de novela gráfica, y ha obtenido dos premios importantes, entre ellos el Premio al Mejor Cómic del año los libreros de Navarra, que trae suerte. A mí me parece que no está mal.

Últimas Noticias Multimedia