“Cuelguen los teléfonos y dejen los ordenadores”

Los registros, que duraron todo el día, sorprendieron en sus puestos de trabajo a decenas de empleados

Viernes, 23 de Marzo de 2018 - Actualizado a las 06:02h

PAMPLONA- “Cuelguen los teléfonos, pongan los móviles sobre la mesa y dejen los ordenadores. Fuera todo el mundo”. Las instrucciones de los agentes de la Jefatura Superior de la Policía Nacional de Navarra, en apoyo de los funcionarios de la Agencia Tributaria, fueron similares en los centros de trabajo del Grupo Saltoki registrados durante toda la jornada de ayer en Landaben.

Las entradas simultáneas en Dicona y Saltoki se produjeron en torno a las 9.30 horas, cuando los trabajadores de esta última empresa llevaban unos minutos en sus puestos. Previamente, algunos de ellos habían visto en la entrada del polígono el operativo preparado antes de intervenir, por lo que no les sorprendió la llegada al aparcamiento de varias furgonetas y coches de la Policía Nacional. “Ha entrado un hombre de paisano con una placa en la mano diciéndonos que saliéramos fuera, que dejáramos los teléfonos y los ordenadores, mientras policías se colocaban en las puertas para no dejar entrar ni salir a nadie, incluso de los almacenes”, explicó uno de los empleados de Saltoki.

Mientras que los clientes y proveedores sí eran autorizados a abandonar el edificio, los trabajadores quedaron “encerrados e incomunicados. Nos han identificado a todos y nos han pedido las contraseñas de los programas, y también han solicitado hablar con algunos de los responsables de los diferentes departamentos”. Tras ser reagrupados, estuvieron “aislados tres horas” hasta que “empezamos a perder la paciencia” y algunos pudieron salir para atender sus obligaciones. - J.M.S.