Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

“Catalunya está asediada”

Torrent llama a formar un frente común y transversal para responder al “ataque al corazón de la democracia” tras un pleno que rinde tributo a los encarcelados

Carlos C. Borra - Domingo, 25 de Marzo de 2018 - Actualizado a las 06:02h

Roger Torrent lee la declaración institucional acompañado de Artur Mas, los expresidentes del Parlament y los portavoces de JxCat, ERC, la CUP y los Comunes. Foto: Efe

Roger Torrent lee la declaración institucional acompañado de Artur Mas, los expresidentes del Parlament y los portavoces de JxCat, ERC, la CUP y los Comunes. Foto: Efe

Galería Noticia

  • Roger Torrent lee la declaración institucional acompañado de Artur Mas, los expresidentes del Parlament y los portavoces de JxCat, ERC, la CUP y los Comunes. Foto: Efe

PAMPLONA.- El pleno de ayer en el Parlament catalán, en el que se tenía que haber votado en segunda vuelta la investidura de Jordi Turull como president de la Generalitat, se convirtió en un homenaje a los políticos soberanistas exiliados y encarcelados, entre estos últimos el propio dirigente de JxCat. Tras los intentos fallidos de situar primero a Carles Puigdemont y después a Jordi Sànchez al frente del Govern, el plan C representado por Turull ha naufragado por la decisión del juez del Tribunal Supremo Pablo Llarena de enviar a prisión a cinco responsables del procés -Jordi Turull, Josep Rull, Carme Forcadell, Dolor Bassa y Raül Romeva- encausados por delitos de rebelión. Antes, en el pleno del pasado jueves, el rechazo de los parlamentarios de la CUP a la candidatura del exconsejero de Presidencia impidió que fuera investido antes de acudir al día siguiente a sede judicial. Con el plazo de dos meses para formar gobierno echado a andar -so pena de convocar nuevas elecciones-, la unidad soberanista resquebrajada por el plante de los cupaires y el espectro independentista catalán en shock como consecuencia de los últimos encarcelamientos, el presidente del Parlament, Roger Torrent, llamó tras el pleno de ayer a formar un frente común contra la “represión” del Estado y para defender la democracia y los derechos civiles y políticos vulnerados en Catalunya.

Pese a las peticiones formales de Ciudadanos y el PSC para que se suspendiera el pleno de investidura después de que el candidato a president ingresara en la cárcel madrileña de Estremera en la noche del viernes, Torrent mantuvo su celebración. Eso sí, cada grupo parlamentario dispondría de 15 minutos para fijar su posición ante la “situación grave y compleja que vive el país” y después se suspendería, dada la imposibilidad de celebrar una votación. En desacuerdo con el mantenimiento de la sesión, que calificaron de “fraude de ley”, los cuatro parlamentarios del PPC comandados por Xabier García Albiol abandonaron el hemiciclo. El resto de formaciones sí hicieron uso de su turno de intervención en un pleno con una importante carga simbólica y emotiva.

A continuación, Roger Torrent leyó una Declaración en defensa de los principios democráticos y los derechos civiles y políticos en el Auditorio del Parlament, que se llenó con diputados de JxCat, ERC, la CUP y los comuns, además de familiares y allegados de los soberanistas encausados, y de representantes institucionales y de la sociedad civil. Calificó los encarcelamientos de “ataque al corazón de la democracia” y como “un paso más dolorosamente contundente y definitivo en el marco de la represión política y la vulneración de derecho fundamentales de los ciudadanos de este país”. Por este motivo, emplazó a “formar un frente unitario en defensa de la democracia y los derechos fundamentales, un frente transversal basado en el respeto a la pluralidad”. Todo ello en un intento de aunar a JxCat, ERC, CUP y Catalunya En Comú Podem, después de que estos dos últimos grupos no apoyaran a Turull en la investidura fallida de la semana pasada. Abundó que debería ser una “alianza de todos los demócratas para exigir y conseguir la libertad” de los presos soberanistas.

“Nos hallamos en un contexto de involución democrática sin precedentes”, advirtió Torrent, y denunció que Catalunya tiene “un Parlament asediado por los tribunales” al que no se le permite escoger a un president de la Generalitat. Por ello, dijo “basta” y denunció que “han suspendido la democracia”. “No pararemos, no dejaremos de trabajar hasta que seáis libres con vuestras familias, os queremos en casa y lo lograremos, no tengáis ninguna duda”, trasladó a los familiares de los presos presentes. El discurso finalizó con los asistentes entonando Els Segadors, lo que también hicieron desde el escenario tanto Torrent como el expresident Artur Mas, los expresidentes de la Cámara catalana Joan Rigol, Núria de Gispert y Ernest Benach, y los representantes de los grupos de JxCat, ERC, Comunes y CUP -Elsa Artadi, Sergi Sabrià, Xavier Domènech y Carles Riera, respectivamente-.

Dentro de las fórmulas posibles para desencallar la investidura se encuentra que Carles Puigdemont y el exconseller de Salud Toni Comín, huidos de España, dejen su escaño en el Parlament para permitir que sus sustitutos puedan sumar sus votos a los soberanistas. Una posibilidad que el propio Comín rechazó ayer de plano porque ello supondría “incumplir el mandato” de las últimas elecciones catalanas.

“Sin violencia”Durante el pleno exprés que arrancó pasadas las 11.30 horas, la líder de Ciudadanos en Catalunya, Inés Arrimadas, irritó a JxCat al pedir a los diputados soberanistas que “saluden por el pasillo” del Parlament. “¿Cuánto más vamos a esperar para empezar hablar de lo que nos une a los catalanes? ¿Cuanto más vamos a tener que esperar para poder saludarnos por el pasillo, señoras y señores del procés?, se preguntó desde el atril. La portavoz de JxCat, Elsa Artadi, respondió a través de Twitter: “Cuando envías a personas a la cárcel y lo importante es saludarse porque es de buena educación. Ahora mismo en el Parlament...”. En la misma red social, la diputada del mismo grupo Aurora Madaula dijo: “Yo no saludo a quien me quiere en la cárcel, quien se alegra de la represión y quien sonríe ante la aplicación del 155”.

El momento más emotivo se produjo cuando los parlamentarios soberanistas tributaron una cerrada ovación a los familiares de los encarcelados presentes, entre ellos la esposa de Jordi Cuixart (Òmnium Cultural), que llevaba consigo su hijo de meses, y la mujer de Jordi Turull, Blanca Bragulat, ante la indiferencia de los constitucionalistas. Los exconsellers en prisión llamaron a los ciudadanos, a través de su defensa, a “canalizar su indignación” por los encarcelamientos “pacíficamente, democráticamente, cívicamente y, sobre todo, sin violencia”. El abogado de Turull y Rull, Jordi Pina, transmitió ese mensaje tras revelar su “preocupación” por los incidentes ocurridos en las manifestaciones de la noche del viernes en protesta por los encarcelamientos.

Herramientas de Contenido