Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

Unos Presupuestos con guiños electorales a pensionistas y rentas bajas

El Gobierno prevé los mayores ingresos de la historia para cuadrar sus cuentas

Miércoles, 28 de Marzo de 2018 - Actualizado a las 06:01h

Pamplona- El proyecto presupuestario para 2018 aprobado ayer, a un año de las elecciones, contempla subidas de pensiones y menos impuestos para rentas bajas, y llega acompañado de una mejora de las previsiones de crecimiento. De hecho, el Ejecutivo pronostica unos ingresos récord, muy por encima de los de 2007 en plena etapa de expansión económica, según el cuadro macroeconómico expuesto por Román Escolano en su estreno como ministro de Economía.

Entre las medidas recogidas en el proyecto, el Gobierno destaca la subida de las pensiones más bajas, que oscilan entre el 3% para las pensiones mínimas y no contributivas, el 1,5% para quienes no llegan a 9.800 euros anuales y el 1 % para quienes cobran entre 9.800 y 12.040 euros al año. También mejoran, en un 2 %, las pensiones de viudedad, y alrededor de un millón de jubilados podrá beneficiarse de las rebajas introducidas en el IRPF. Entre las novedades también figuran el aumento a cinco semanas del permiso de paternidad y mayores dotaciones para política de dependencia, infraestructuras, becas o lucha contra la violencia de género.

Para sufragar estas iniciativas, el Gobierno apela tanto a la contención del gasto -el techo de gasto asciende a 119.834 millones, un 1,3 % más que en 2017- como a un aumento de los ingresos, derivados de la mejora de la situación económica. El Gobierno acompañó el Presupuesto de una actualización del cuadro macroeconómico que eleva cuatro décimas la previsión de aumento del PIB, hasta el 2,7%, gracias a la menor incertidumbre en Catalunya y al clima favorable de inversión. El Gobierno espera fuertes incrementos de los ingresos de IRPF (6,5%) gracias a la subida de los salarios y el mayor empleo, así como en impuesto de sociedades (4,8%) e IVA (5,6 %).

De esta manera, las nuevas medidas planteadas en este presupuesto serán compatibles con el cumplimiento del objetivo de déficit público pactado con Bruselas, del 2,2 % del PIB, lo que implicará salir, una década después, del procedimiento de déficit excesivo.

La CEOE y los técnicos del Ministerio de Hacienda creen que la previsión de ingresos tributarios del proyecto está sobreestimada, en caso de Gestha, de modo “deliberado”. Esta estimación responde “a la necesidad de sumar los votos” para aprobar las cuentas argumenta Gestha, ya que estos mayores ingresos permiten sostener un aumento del gasto públicosin comprometer el objetivo de déficit. En concreto, los técnicos creen que la previsión de ingresos no se cumplirá por un desvío en el IRPF, que el Gobierno espera que aumente un 6,5%, algo que Gestha no ve compatible con las rebajas fiscales. - D.N.